sale un freestyle perdido de jay-z

Tim Westwood hizo un #TBT de unas rimas clásicas de 3.59 minutos de 1999 del ahora ícono.

por Stuart Brumfitt
|
06 Noviembre 2015, 12:19am

En 1999, el programa de radio de Tim Westwood era la parada obligatoria para los artistas de hip hop en el Reino Unido. Todas las grandes estrellas de rap estadounidenses pasaron por el estudio de BB Radio 1 la noche del viernes, aparentemente despreocupados de la extraña conducta de Westwood y del hecho de llamar a todos "baby". Y entre todos sus invitados, Jay-Z dio múltiples freestyles a través de los años, uno de los cuales ha salido hoy a la luz a través de la cuenta de Soundcloud de Westwood.

 La grabación de 1999 se siente salida de una cápsula del tiempo. Es pre era Jay/Beyoncé (se habían conocido por esos años pero fueron una pareja confirmada hasta 2004), pero mientras él rapea sobre una "belleza de cuerpo perfecto", probablemente ya tenía en la mira a la reina del R&B. En esta vida antes de los días de Blue Ivy, Hov también rapea: "Sin niños, pero créeme, se cómo levantar una pistola", y habla con detenimiento sobre cargar "fierro" en su cintura.

1999 también fue el año en el que Jiggaman seguía presumiendo sobre "descorcharle" a Crissy la champaña -siete años antes de que decidiera boicotear la marca que amaba (después de escuchar comentarios de Frederic Rouzaud que consideró racista) y quince años antes de que decidiera comprar su propia marca de champaña, Armand de Brignac.

Jay-Z se llama a sí mismo "el Jordan del Rap" y se burla de otros raperos con estas rimas:

You got a flow, that's cool with me
You got a little dough that's cool with me
You got a little car, little jewel-leries
But none of y'all rappers can fool with me

El freestyle sucedió dos años después de que asesinaran a Notorious BIG y las cosas seguían muy crudas para Jay, aunque rápidamente transforma esa referencia para alardear de sí mismo:

I just come to terms with the night they killed Biggie
And I sold 5 million records, damn I'm pretty.

Credits


Texto Stuart Brumfitt
Fotografía Adam Glanzman