rick owens nos eleva durante paris fashion week primavera/verano 2018

"Un freak para mí es algo raro y sensacional", dijo Rick Owens después de su épico desfile primavera/verano 2018 en un jueves en París que vio a Louis Vuitton buscar destinos insólitos y a un raramente simplificado Dries Van Noten.

|
jun. 26 2017, 6:21am

Este artículo fue publicado originalmente en i-D UK.

Elevación es un término que se oye mucho en la moda en estos días: "elevar lo básico", "elevar lo normal"... "realmente elevaron esa camiseta blanca". El streetwear ahora viene en edición limitada masivamente, pero por vanguardista que parezca la elevación de lo mundano, ¿realmente lo convierte en algo de altura? La moda es fantasía y no importa cuánto la fetichices, es difícil creer que una camiseta blanca le provoque a alguien sueños húmedos. Con una actitud profética, Rick Owens transformó sus protestas de las temporadas pasadas en su declaración más soñada hasta la fecha el jueves por la tarde en París, elevando literalmente la moda a su punto más alto. Cubrió el monumental patio del Palais de Tokyo con andamios esqueléticos y dejó que sus creaciones tipo Alta Costura primavera/verano 2018 descendieran del techo del edificio —su favorito en la capital francesa— en un camino épico hacia una pasarela cruzando la fuente .

Rick Owens primavera/verano 2018

"Necesito un freak", requería en su soundtrack Sexual Harassment. El cual decía: " 'En esta época de odio y dolor, necesitamos un remedio. Necesito un freak'. Y un freak para mí es algo raro y sensacional, inspirado por lo inusual", dijo Owens después del show que llevó los códigos del menswear formal a alturas principescas, en extravagantes telas duchess, gazarre y cloqué, los tejidos rígidos y majestuosos brillaban de forma soberbia bajo la ola de calor parisina. "Estoy viendo cómo en el mundo están casi idolatrando y deificando la normalidad, y personalmente esta es mi máxima: Necesito un freak en la vida. Necesito que haya sorpresa. Necesito esfuerzo. Y necesito que las cosas sean excepcionales, no banales", ponderó Owens. "Celebrar lo prosaico y lo convencional es divertido, pero no es el espíritu de mi espíritu. Es algo un poco mezquino, un poco petulante".

Más de i-D: Ceremoniales: Rick Owens, Chloé y Balmain en Paris Fashion Week.

Rick Owens primavera/verano 2018

No es necesario buscar mucho en los desfiles de esta temporada de menswear para ver a qué se está refiriendo. El enaltecimiento del normcore que se ha apoderado de la moda en los últimos años es tan intoxicante que ahora las personas desfallecen por colecciones que esencialmente parecen ropa casual de tienda minorista. The Emperor's New Clothes me viene a la mente, la historia de Hans Christian Anderson de un rey tan pretencioso que terminó desfilando desnudo. Por codiciado que pueda ser el streetwear, la moda es el diseño, no un par de jeans, una camiseta blanca y una chamarra Members Only. "La ropa es aspiracional y poner a los modelos en el más alto nivel, la hace más heroica. No estoy diciendo que mi ropa merece eso, sólo digo que es conmovedor que nos reunamos como comunidad, para tener un momento aspiracional, y que eso es lo que son las desfiles en las pasarelas. Eso es lo que intento hacer, algo positivo", propuso Owens.

Rick Owens primavera/verano 2018

En las últimas temporadas la gente se ha emocionado por sus gigantes creaciones de tipo Alta Costura, obras de arte escultóricas que han recorrido sus pasarelas como el último contraste con la normalidad. Esta colección fue diferente: era fácilmente "usable", incluso era una colección de verano, lo cual no hemos visto mucho entre los abrigos invernales esta temporada primavera/verano 2018. Y en esa transición, Owens le ofreció a la moda algo concreto: una forma más refinada de vestir, donde el poderío, el corazón, el alma y el pensamiento artesanal han investido cada prenda, eones más allá de la integridad que el elevamiento podría llegar a investirles a las prendas del guardarropa básico. ¡Esto, Madame, era Versailles! Una versión más civilizada del mundo real.

Más de i-D: Backstage en Rick Owens otoño/invierno 2017.

Rick Owens primavera/verano 2018

"Y mientras pensaba en la civilización, me vinieron a la mente los blazers masculinos y cómo realmente no quiero volver a usar una chamarra tipo bomber —reflexionó Owens-. Quiero usar algo un poco más disciplinado y un poco más formal para contrarrestar esta especie de discordia y caos que estamos experimentando. Si mi ropa es algún tipo de respuesta ante eso, la respuesta sería sólo un poco más de formalidad. Los blazers realmente son una cuestión de ser respetuosos, y no veo que eso esté siendo enfatizado lo suficiente en este momento". Su desfile no sólo fue el más épico de la temporada, fue uno de los más épicos de la historia. Y a su respetable, comprensiva y sobre todo decente manera, Rick Owens —quien fue galardonado con el premio Lifetime Achievement de la CFDA el mes pasado— pasó de ser un icono de la moda a ser un mesías cultural.

Rick Owens primavera/verano 2018

Sentados ahí dentro del Palais de Tokyo viendo descender a esas criaturas de los cielos en su sastrería real, algunos de nosotros sin duda nos sentimos a salvo de la normalidad. Y como Owens nos recordó, haciendo referencia a su freaky soundtrack: "Me gusta un poco de sordidez. ¡Se puede ser respetuoso y sórdido a la vez!". La rareza también estuvo en la mente de Kim Jones en Louis Vuitton. "Alguien me dio el libro Atlas of Remote Islands: Fifty Islands I Have Not Visited and Never Will [Atlas de islas remotas: cincuenta islas a las que no he ido y nunca iré], y me di cuenta de que había estado en casi todas ellas", fueron las líneas con que sus notas dieron inicio. Fusionando elementos de los deportes extremos de las islas, como leggings de buceo y pantalones capri con adornos cliché tropicales isleños tales como estampados florales exóticos, Jones transportó a su audiencia a tierras muy lejanas —algo un poco más desconocido que nuestra usual rutina. Un tipo diferente de civilización.

Más de i-D: Louis Vuitton revela su colaboración con Jeff Koons.

Louis Vuitton primavera/verano 2018

Era moda para la sed de moda; ropa para una generación de las redes sociales en busca de algo raro y codiciado. Y literalmente podías identificar las piezas que representaban la postura del diseñador mientras desfilaban en un flujo interminable: la camisa hawaiana LV, los leggings de buceo LV, el sombrero pescador LV. Esto era moda instantánea —sólo añade agua. La hidratación, por supuesto, ha sido un tema candente aquí en París, donde las temperaturas alcanzaron máximos récord esta semana (37º C para ser precisos) y los diseñadores han tenido que darle agua a sus invitados como nunca antes. Rick Owens entregó sombreros negros y abanicos, Dries Van Noten mini ventiladores y muchos carritos con bebidas heladas.

Louis Vuitton primavera/verno 2018

Los carritos de refrigerios estaban ahí para cimentar su mundano tema de oficina, enmarcado por el entorno de su sede, las antiguas oficinas de gran altura del periódico francés Liberation. Si el hombre de negocios ha sido un tema recurrente en la moda masculina últimamente, la encarnación de Van Noten fue quizás más extravagante que corporativa. Dijo que quería un ánimo optimista, el cual era fácil de detectar en los colores alegres que caracterizaron su colección, que de otra forma habría sido apagada y austera —austera para el normalmente muy opulento Dries Van Noten. Aún así, hubo estampados florales y los patrones que esperarías del diseñador, pero continuando con el punto de partida más discreto de la temporada pasada, esta colección fue notable por su sobriedad.

Más de i-D: Ve todos los shows de Dries Van Noten desde 1986.

Dries Van Noten primavera/verano 2018

"Quería ver hasta dónde podía llevar los colores en el caso de los hombres, pero no quería trabajar con colores brillantes. Quería trabajar con terracotas y naranjas y amarillos pálidos y juntarlos manera que fuera atractiva, incluso para un adicto al azul marino como yo", dijo en broma. Se trató de que las formas —"formas muy simples"— estuvieran moldeadas por combinaciones de colores que las hicieran fluidas. "Era ropa que conoces —explicó—. Abrigos, chamarras, camisas, pantalones, nada inesperado". ¿Era esta simplicidad la nueva normalidad de Van Noten? "No se trata de normalidad, pero si quieres trabajar con colores tienes que hacerlo con ropa bastante normal, de lo contrario irás demasiado lejos".

Dries Van Noten primavera/verano 2018

Sigue toda nuestra cobertura primavera/verano 2018 aquí.

Credits


Texto Anders Christian Madsen 
Fotografía Mitchell Sams