la modelo y activista trans carmen carrera busca crear conciencia

De gay a drag, y luego a trans, la antigua estrella de ‘RuPaul’s Drag Race’ comparte su viaje.

|
jun. 22 2017, 1:30pm

We first met Carmen Carrera sashaying down the runway of RuPaul's Drag Race season three. At the time, she was presenting as a drag queen, a character conjured up before her transition from male to female. Growing up in Elmwood Park, NJ, Carmen always dreamed of being a girl. Trapped in the wrong body, she had no other option than to identify as a gay male, but even then it never felt quite right. Immersing herself in the gay scene she discovered drag culture — and, as Carmen the showgirl, was able to express glimmers of her true female self. She began her journey of transitioning at the age of 25 in 2010. A model, actress, and powerful activist, today Carmen dedicates her time to breaking the stigma surrounding trans people and bringing about general awareness. Here, she shares her story.

Este artículo fue publicado originalmente en i-D UK

La belleza es amor, pero también es mi armadura y protección.

"Cuando era más joven, todo lo que quería era ser una hermosa mujer famosa. Recuerdo querer despertar un día y ser una chica e ir de compras, tener hermoso cabello, y compartir mi felicidad con otros. Mi lucha más grande fue entender que era diferente, y forzarme a inventar nuevas formas de cubrir eso. Tenía que suprimir la mayor parte de mi identidad, pero pronto aprendí cómo adaptarme a esa normalidad cisgénero con el fin de que me dieran la oportunidad de experimentar un poco de diversión y disfrutar las interacciones positivas.

Mi preparatoria estaba conformada en su mayoría de estudiantes blancos cisgénero con casi nada de aceptación hacia las personas LGBTQ. La única diversidad que era celebrada era la urbana influenciada por lo hispano o la belleza con piel color caramelo, la cual parecía ser vista como atractiva para mis compañeros. Por suerte, yo era una de esas personas, lo que me ayudó a protegerme del bullying. Pero cuando te consumes por la idea de pertenecer, al usar la apariencia que tienes como un apoyo, se vuelve aburrido y superficial muy fácilmente. Solía juzgar constantemente cada movimiento que hacía. No me daba cuenta de que mi singularidad era de hecho mi fortaleza. Por años traté de ser alguien que verdaderamente no resonaba con mi alma y espíritu. Era exhaustivo, pero pensé que era feliz. Una vez que decidí decir 'al diablo con esto', mi vida cambió. Estudié espiritualidad, religión, y cultura hasta que encontré mi propio ritmo en la vida.

Mi vida no es necesariamente más fácil ahora que soy trans —hay una responsabilidad que viene con eso. Pero entre más progreso y más crece mi carrera, más puedo cambiar mentalidades y romper estigmas, lo cual es mucho más gratificante de lo que podría haber imaginado. Aún es una época de transformación en mi vida, ciertamente aún no he acabado, pero todo se está dirigiendo hacia la dirección correcta, así que incluso si a veces siento que voy a romper en llanto, sé que sólo es temporal y que nada que valga la pena tener se obtiene fácil.

Más de i-D: Los creativos trans cuentan la historia de su pelo

El modelaje significa todo para mí. Es tan expresivo; toda la narrativa y la imaginación que hay en los proyectos. Estudié fotografía en la universidad, por lo que la entiendo desde un punto de vista creativo. El momento más destacado hasta ahora, y tal vez por siempre, fue trabajar con Steven Meisel en el fashion film de Showgirl y el editorial para W Magazine. Todo mi duro trabajo hasta ese momento, había rendido frutos y pude traer mi propio carácter y mi propio estilo a la vida, y expresar mi visión de la belleza. Para mí, la belleza es amor. La belleza es creación. La belleza también es mi armadura y protección. Uso mi belleza con el fin de que le sirva a mi comunidad e inspirar a otros diariamente. La belleza es poder.

Después de recibir críticas de RuPaul y de los fans de Drag Race hace un par de años, sobre las palabras correctas para referirse a las personas trans, sabía que era tiempo de invertir mis esfuerzos en difundir conciencia hacia la gente trans, y ayudar al mundo a entender este movimiento. Por lo que elegí a algunos amigos y fui hacia Latinoamérica, de donde son mis raíces. Viajé a México, Colombia, e incluso Brasil, donde filmé un documental para HBO llamado Outpost. Durante ese periodo, aprendí la importancia de nuestra juventud LGBTQ y el rol que los educadores en la escuela podrían y deberían interpretar al asistirlos. Me alié con History Unerased, la cual es una organización fundada en el area de New England que está enfocada en crear cursos de entrenamiento sobre historia LGBTQ para educadores en escuelas K-12 alrededor del país. Quiero acabar con el desarrollo del estigma futuro desde su lugar de origen.

Pienso que estamos llegando a un punto donde las personas ya no quieren lidiar con la opresión social y eso va más allá de los problemas LGBTQ. El sexismo, el racismo, y el estigma en contra de la religión son todos problemas que la humanidad está enfrentando y tratando de corregir. Creo que ahora estamos más conectados que nunca —la diversidad siempre ha estado aquí, pero por alguna razón seguimos luchando en su contra".

Más de i-D: Ella es la primera mujer trans en aparecer en una portada de Vogue

Credits


Texto Tish Weinstock
Carmen Carrera está con la agencia Elite