un nuevo mundo: louis vuitton y miu miu

En el último día de la temporada de otoño/invierno 2016, Louis Vuitton y Miu Miu resumieron una estación que ha sido definida por la revolución y la nueva perspectiva en la moda.

|
10 marzo 2016, 4:46pm

En lo que la temporada de otoño/invierno 2016 termina, recordamos a los más de 100 shows que la definieron, tratando de descifrar tendencias y sentimientos. No hace mucho tiempo, la moda estaba hecha para el futuro. ¿Cómo nos vestirán los diseñadores en el futuro? Ahora, una transformación del sistema de moda está sobre nosotros: una reestructuración del ciclo de temporadas liderado por Vetements, Burberry y Tom Ford, quienes pronto estarán haciendo sus colecciones disponibles inmediatamente después de sus shows. Así que ya no nos preguntamos qué estaremos vistiendo la próxima temporada, sino que estaremos usando ahora.

Miu Miu otoño/invierno 2016

La respuesta a esta cuestión se vió reflejada en dos grandes shows que cerraron la Semana de la Moda en París el miércoles. En Louis Vuitton y Miu Miu, se trató, por sobre todo, acerca de la pieza individual. Acerca del carácter de un reluciente vestido floral, unos pantalones de cuero, o unas botas militares metálicas (LV), o la personalidad de un abrigo con brocado, o una chamarra de mezclilla con alguna insignia (Miu Miu).

Miu Miu otoño/invierno 2016

Podrías dividir las colecciones en lo que los RP llaman "historias" -segmentos de tendencias, esto es- pero la verdad es que estas piezas poco tienen que ver unas con las otras. Es una mentalidad de compra que tamiza la temporada completa, y crea una enorme grieta entre los diseñadores que la ponen en práctica y quienes no, prefiriendo en su lugar colecciones más fluidas donde una pieza depende de la otra. Ninguno de estos acercamientos es más correcto que el otro, pero ha generado un clima donde los editores y compradores ahora discuten la moda en términos de piezas específicas en lugar de la colección completa.

Más de i-D: La fascinación digital de Louis Vuitton primavera/verano 2016

Miu Miu otoño/invierno 2016

Más que nada, es un espíritu que parece estar arraigado en un deseo por infundir vida e historia a la ropa y accesorios y vencer nuestro propio consumismo exagerado y la mentalidad de 'más, más , más'. La decadencia representada por las colecciones de Gucci, Dries Van Noten y Maison Margiela ésta temporada refleja eso tanto como Miu Miu lo hizo cuando Miuccia Prada resonó los shows con su colección vintage y las vestiduras que iban entre el viejo y el nuevo mundo, mezcladas y no coincidentes, para que todas sobresalieran por igual, creando ese sentido de carácter para la pieza individual.

Más de i-D: El revolucionario otoño/invierno 2016 de Prada

Louis Vuitton otoño/invierno 2016

Es indicativo de un nuevo mundo de moda donde tal vez no es tan cool el comprar muchos abrigos cada temporada o un nuevo vestido cada fiesta. En su lugar, nos estamos moviendo hacia una idea de Alta Costura -que hizo eco en Chanel el martes, cuando Karl Lagerfeld recreó los shows de salon de antaño- donde una sola pieza significa más de lo que diez lo harían. En Louis Vuitton, Nicolas Ghesquière no montó uno de sus shows temáticos como lo hizo en el pasado con Balenciaga -más que nada, fue lo opuesto: el anti-tema, donde el consumidor, el editor, y el comprador son forzados a ver cada pieza de ropa en lugar de lidiar con toda la colección completa.

Más de i-D: Solo primera fila: Chanel otoño/invierno 2016

Louis Vuitton otoño/invierno 2016

El nuevo diseñador de Balenciaga, Demna Gvasalia, hizo lo mismo el domingo, reflejando el concepto del cual ha sido pionero con su marca, Vetements, cuya influencia en la moda y la industria ha sido esencial en el pasado año. Los cambios al sistema, los cuales hemos hablado sin parar por las últimas cuatro semanas de shows -además de las de Alta Costura y menswear en enero- han creado algunos de los shows más emocionantes en años. Las grandes noticias ya no se tratan acerca de quién deja qué casa o quién es contratado, sino acerca de quién está revolucionando la manera en que vemos la moda y cómo lo logró. Vive la révolution!

Más de i-DUn nuevo Balenciaga

Louis Vuitton otoño/invierno 2016

Credits


Texto Anders Christian Madsen
Fotografía Mitchell Sams