parís pide libertad creativa

En el primer día de shows para la temporada otoño/invierno 2016 en París, Raf Simons, Valentino, Haider Ackermann y Off-White hicieron una declaración en búsqueda de libertad creativa y cultural en una industria de expectativas.

por Anders Christian Madsen
|
21 Enero 2016, 7:07pm

Photography Jason Lloyd Evans

Lo que más puede amar esta industria es el tener una discusión sobre lo que la moda debe ser y cómo debe llegar allí. Nos negamos al estado del sistema de la moda con exceso de trabajo hoy en día y volteamos a ver un momento en que las cosas eran diferentes, sugiriendo normas y reglamentos para mejorar las cosas. Después de una temporada de sorprendentes salidas de diseñadores (Raf Simons de Dior, Alber Elbaz de Lanvin y la especulación de que más cambios en las mega marcas son inminentes) los shows de hombres para la temporada otoño/invierno 2016 inició en el centro de control de la misión de la moda de París el miércoles. Pero si los diseñadores reaccionaron a una industria en desorden, su mensaje no se trataba de una gran solución para arreglar las cosas, era un reflejo de las expectativas artísticas y limitaciones puestas en los diseñadores de la industria y su mundo circundante. Se trataba de la libertad creativa.

Raf Simons otoño/invierno 2016

Antes de salir de Dior en octubre, Raf Simons habló con Cathy Horyn sobre las presiones del ciclo de la moda, donde las colecciones son producidas en tres semanas, el siguiente show siempre está a la vuelta de la esquina, y prácticamente no hay tiempo para el cultivo de ideas. Para el primer show post-Dior de su marca homónima, Simons erigió un enorme laberinto dentro de un espacio donde los invitados se alineaban a los lados de los pasillos estrechos mientras los modelos se abrían paso. Las notas del show enumeran sus inspiraciones: "Angelo Badalamenti, David Lynch, Martin Margiela", era una categoría. "Horrors, The Scream, Scream, Elm Street", era otra. Y mientras que todos tratamos de descifrar su significado, Simons venía de un lugar de absoluta honestidad.

Más i-D: Ve la primera campaña de Raf Simons desde su salida de Dior

Raf Simons otoño/invierno 2016

"No es que solo es esto o aquello", dijo en el backstage. "No quería hacer una historia. Tampoco quería hacer un espacio. Es un entorno que no está definido por el espacio, y tampoco por la historia en sí. Son simplemente todas las cosas que estaban en mi mente". La colección fue una explosión de ideas, una especie de sobrecarga sensorial de la mente de un diseñador a quien finalmente se le había dado tiempo para surgir con ideas por toneladas, como debe ser. "Se trataba de no pensar: '¿Qué historia debo hacer con Cindy Sherman y Twin Peaks?'", dijo Simons, enumerando dos de las referencias que se fortalecían con el look prep decaído de la colección, definida por sus suéteres de gran tamaño con encaje y enormes puffa jackets, los cuales hacen referencia a colecciones anteriores que también aparecen en las notas del show. "Ya que tenemos nuestra forma de lenguaje, lo hacemos de forma automática", señaló sobre el look.

Raf Simons otoño/invierno 2016

El horror, del que Simos es fan, jugó un papel clave, no solo en los bordes apolillados de las prendas de vestir, en el estilo y en la atmósfera misteriosa del laberinto, sino en un nivel más intelectual, en la banda sonora genial de Michel Gaubert y Ryan Aguilar mezclando la banda sonora de Twin Peaks con la voz de su compositor Angelo Badalamenti describiendo su proceso creativo con David Lynch con el que creó la música. (Finalmente se lanzó épicamente en Crimson and Clover, como un guiño a las referencias estadounidenses juveniles de la colección). En el backstage, Simons habló de la retrospectiva de Cindy Sherman, Horrors, que tuvo un gran impacto en él. "Yo era fan de Cindy desde que era joven. Es muy fascinante para mí, porque siempre pienso en pesadillas y estoy muy interesado en las películas de terror", explicó.

Más i-D: James Franco homenajea a Cindy Sherman

Raf Simons otoño/invierno 2016

"Me gusta hacer cosas bellas, pero también es interesante cuando algo sale mal, o algo es raro, o algo es oscuro, o algo es un contraste. Así fue como entró Twin Peaks. Era una época en la que estaba empezando a estar en mi propio entorno, dejando la casa de mis padres. No sé cómo explicar el impacto de Twin Peaks en mi generación. Al final de la semana nos juntábamos para verlo". Por encima de todo, dijo Simons, la colección intentó unir sus pensamientos, no necesariamente de una manera que debiera tener sentido, sino simplemente que se tratara de la creación. "La razón, para mí, no es tan importante. Obviamente hay cosas que han cambiado en este momento para mí debido a algunas decisiones que he tomado, pero al final no tiene que haber una explicación para eso".

Más i-D: El efecto Twin Peaks

Raf Simons autumn/winter 16

La y el multiculturalismo están en la raíz del trabajo de Maria Grazia Chiuri y Pierpaolo Piccioli para Valentino, a tal punto que ni siquiera tienen que decirlo. Ellos mezclan libremente y con valentía referencias culturales, tomando prestados fragmentos de todo el mundo en un solo gesto gigante de homenaje y respeto. No se trata de dónde vienes o cómo te ves, sino que todos somos uno y podemos compartir nuestras culturas por igual. Su colección el miércoles por la noche en el Hôtel de Rothschild continuó este homenaje mundial, esta vez basándose en el vestuario de los nativo americanos y los dioses del rock 'n' roll. "En nuestro moodboard encontrarás a Morissey, pero también a John Lennon y a los Beatles y a los Rolling Stones. Es importante que reflexionemos sobre todas las cosas que nos gustan en nuestro trabajo", dijo Chiuri en el backstage.

Valentino autumn/winter 16

Valentino otoño/invierno 2016

En sus notas sobre el show, los diseñadores de Valentino escribieron sobre "la mezcla de raíces", donde "el individuo se levanta sin ningún tipo de individualidad". Terminaron con una cita del explorador Jon Krakauer, que podría resumir fácilmente la situación migratoria que actualmente se desarrolla en Europa: "La felicidad solo es real cuando se comparte". Como dijo Piccioli: "La memoria es importante para definir quién eres. El punto de partida fue el existencialismo en cuanto a buscarte a ti mismo. En el momento en que las cosas no son seguras en verdad tienes que buscarte, así que fue una especie de viaje en ti mismo para encontrar tu camino". En Valentino, no te defines por de dónde vienes, sino por el lugar donde quieres estar. Fue una postura de gran alcance para la libertad, tanto creativa como cultural. 

Valentino otoño/invierno 2016

El derecho de un diseñador para la apropiación creativa es el evangelio en Off-White, donde el prodigio Virgilio Abloh ha conquistado la cultura pop una raya blanca característica a la vez. En el primer día de shows de hombres en París, hizo su debut en la pasarela de menswear consolidando la importancia de Off-White en la imagen actual de los medios. Off-White es la primera marca en tomar la obsesión del sector de streetwear con el legado de la moda vanguardista como Martin Margiela, hacerla una marca y empaquetarla para el consumo de una nueva generación de chicos criados en las redes sociales y con mayor conocimiento de información privilegiada de la moda que cualquier generación anterior. Junto con Demna Gvasalia de Vetements, Virgilio Abloh es su predicador; está a tan solo una llamada telefónica de distancia de Kanye West y Justin Bieber, quienes se han convertido en los poster boys para esta generación de portadores de ropa conocedores.  

Off-White otoño/invierno 2016

"Una marca de streetwear estadounidense es mi entrada al mundo y a presentar en París", dijo Abloh después del show, el cuál concluyó exitosamente su metamorfosis de luxe streetwear con prendas direccionales, como batas blancas, que rindieron homenaje a Margiela. "¿Cómo adopto eso y añado un nuevo capítulo a lo que creo que es la evolución de la moda, que es como un post-ready-to-wear donde el streetwear es considerado moda? Arraigué esta colección en la teoría del arte con el artista Fontana: la premisa de convertir una pintura de 2-D en un objeto de 3-D. Es al mismo tiempo high-brow y low-brow en el sentido de que es mi versión de streetwear, que son mis amigos Todo esto comenzó con una camiseta: haciendo serigrafía en una franela champion de Ralph Lauren y decir que es mía. Ésa fue una nueva forma de pensar, que obtuvo tracción por un grupo de chicos que traje hoy conmigo". Salieron con él cuando hizo su reverencia, uno tiró su cigarrillo en la pasarela naranja.

Off-White otoño/invierno 2016

"Hay cosas en esta colección que se hacen de la misma manera que cuando empecé a hacer ropa, hasta las cosas hechas en las mismas fábricas que producen Louis Vuitton y Valentino", dijo. "Pero mi versión de ese proceso de diseño choca entre sí. Es una yuxtaposición que está fuertemente influenciada por la calle, pero también refinada y lujosa". Una bolsa fue un enfoque de la Birkin de Hermès, recortada, inflada y reconstruida para que se volviera propia de Abloh. "Es un nuevo territorio para que los diseñadores vengan desde donde yo vine, que es a las afueras de Chicago, con sueños de marcas de lujo y ser dueño de una de estas marcas algún día, pero encontrando una puerta trasera y una manera de entrar y ofrecer algo nuevo. Respeto la herencia, pero también quiero romper las reglas, pero hacerlo de una manera creíble".

Off-White otoño/invierno 16

Para Abloh, tener la libertad como diseñador significa no ser juzgado por un sistema anticuado, pero en esa transición su conocimiento y habilidad son lo más importante. Es por eso que puede salirse con la suya con la apropiación, porque la ha convertido en su concepto, lo cual es totalmente válido. "Quieres sentirte igual que como la gente se sintió cuando Yves Saint Laurent decidió hacer ready-to-wear en lugar de couture, o quieres sentirte de la misma manera que cuando Margiela hizo su primer show. Creo que es el deber de los diseñadores jóvenes traer algo nuevo sobre la mesa, pero que tenga raíces en la historia de la moda, o la historia del arte o, para mí, en el skate o el hip-hop", Abloh hace una pausa. "Y el amor de Dries", guiñé un ojo, refiriéndose a Van Noten (otro héroe de la moda), afianzando así la honestidad y el buen humor tan esencial para su marca personal y profesional.

Haider Ackermann otoño/invierno 2016

En su show de mujeres en octubre, Haider Ackermann ejerció el derecho de expresión de un diseñador en todas sus formas, al comentar sobre la crisis de refugiados en Europa haciendo una declaración de comunión: diferentes tribus con diferentes looks unidas. Con el estado del mundo volviéndose aún más sombrío desde entonces (estos son los primeros shows en París desde los ataques terroristas), era como si Ackermann quisiera traer un rayo optimista de luz a nuestro horizonte. Lo hizo de la forma que mejor sabe hacerlo: con la opulencia, por medio de los alrededores dorados del Hôtel de Ville, con el apoyo de todo el glamour bohemio de rock 'n' roll que su colección podría tomar. "Necesitamos explosiones de cosas brillantes", dijo en el backstage. "Necesitamos este tipo de libertad".

Haider Ackermann otoño/invierno 2016

Credits


Texto Anders Christian Madsen
Fotografía de Backstage Jason Lloyd Evans
Fotografía de pasarela Mitchell Sams

Tagged:
Paris
Valentino
Paris Fashion Week
Μόδα
Raf Simons
Haider Ackermann
off-white