trazando la influencia del memphis group: de david bowie a taco bell

Ahora que la loca y colorida colección de muebles Memphis Group de David Bowie está en subasta en Sotheby's, le damos un vistazo a la herencia de largo alcance del colectivo de diseño de los años 80.

|
17 Octubre 2016, 4:00pm

El próximo mes, Sotheby's subastará cientos de obras de arte de la colección personal de David Bowie. Actualmente en exhibición en Hong Kong, las piezas incluyen pinturas de Damien Hirst y Jean-Michel Basquiat (el cual se espera que sea vendido por más de $3 millones de dólares) y esculturas de Marcel Duchamp. El lote también incluye: más de 100 piezas de mobiliario de Bowie, muchas de las cuales son el trabajo idiosincrásico de Memphis Group, el colectivo de diseño con sede en Milán que causó revuelo a mediados de los 80 con sus colores llamativos y mentalidad lúdica. Aunque su estilo es polémico (The San Francisco Chronicle una vez llamó a Memphis "un matrimonio forzoso entre Bauhaus y Fisher-Price"), los diseños posmodernos del grupo han demostrado ser enormemente influyentes en la moda, el cine y, posiblemente, la comida rápida.

Bowie aparentemente era un coleccionista dedicado de las piezas OG Memphis. Al menos dos obras del fundador del grupo, el alabado diseñador italiano Ettore Sottsass, que forman parte de la primera colección de Memphis de 1981, estarán disponibles en la subasta de Sotheby's: el Librero Carlton -a menudo proclamado como el producto característico de Memphis- y la Vitrina Casablanca. La colección de Bowie también incluye la adorable Súper Lámpara con ruedas de Martine Bedin y el Sofá Big Sur de Peter Shire de 1986. Cada uno de estos elementos -como la obra de Memphis- se caracteriza por colores vivos, el choque asimétrico de formas geométricas, la mezcla de materiales como el plástico y los laminados, y un sentido lúdico de irreverencia.

Imagen vía Twitter

Aunque el colectivo se disolvió en 1991 (el propio Sottsass dejó el grupo en 1985), su enfoque único para el diseño ha tenido una gran influencia en muchos campos creativos. La moda ama un momento Memphis: la colección Dior otoño/invierno 2011 -diseñada por Bill Gaytten y Susanna Venegas en el espacio entre John Galliano y Raf Simons- jugó con la inclinación del grupo hacia las texturas suaves y los patrones gráficos en blanco y negro. Su compatriota Angela Missoni se inspiró en el movimiento milanés más recientemente, para su colección otoño/invierno 2015, en la que presentó una serie de tejidos de punto asimétricos que hicieron juego con unos leggins estampados. Pero tal vez el mayor fan de Memphis en la moda es (o, más bien, era) ni más ni menos que Karl Lagerfeld, quien convirtió su departamento en Mónaco en un verdadero santuario a principios de los años 80. Sotheby's subastó la vasta colección del Kaiser en 1991. Pero la influencia de Memphis no sólo está presente en la pasarela, o en los palacios privados de la élite de la moda. Sottsass colaboró con frecuencia con Esprit, la colorida marca de culto -que cuenta con una reciente colaboración con Opening Ceremony. Aún más memorable fue el hecho de que fuera la mente maestra detrás de su tienda de diseño. Más recientemente, American Apparel convocó a Julia Cumming y Michael Bailey Gates para modelar su colaboración con la miembro de Memphis, Nathalie Du Pasquier.

Más de i-D: En casa con Dior Homme

Imagen vía Twitter

Fuera de la moda, Memphis demuestra su fuerza como un músculo poderoso. Muchos han argumentado que los sets de Beetlejuice y Saved by the Bell también se inspiraron en la estética del colectivo. Las clásicas características de Tim Burton, esas mismas formas caprichosas, la combinación de materiales con textura de vidrio y los gráficos estilo bloc de notas con composición en blanco y negro. La amada pandilla de la Preparatoria Bayside pasaba el rato en The Max, una cafetería kitsch, muy colorida que nos recuerda simultáneamente las formas retro de los 50 y el posmodernismo de Memphis. Probablemente The Max no es el único restaurante inspirado en el diseño de Memphis. Pensemos en nuestros primeros recuerdos de Taco Bell, mucho antes de su impía fusión con KFC. Tal vez recordemos que el interior del restaurante combinaba figuras geométricas, instalaciones que combinaban diversos materiales, conceptos de asientos poco convencionales y detalles coloridos. A pesar de su especialidad culinaria, el interior de los Taco Bell era mucho más milanés que "mexicano".

Puedes echar un vistazo a los muebles Memphis de Bowie y otras piezas destacadas de su colección de arte en el sitio web de Sotheby's, antes de su venta el 10 de noviembre. Dada la estética singular y la influencia generalizada del grupo, tiene sentido que el Starman fuera su gran fan.

Más de i-D: Wes Anderson diseña el bar de Prada

Credits


Texto Emily Manning 
Imagen vía Twitter