el porqué la campaña de jaden smith para louis vuitton importa

Mirando más allá de los titulares en busca de clicks y la curiosidad en los comentarios, suprimimos el hype y celebramos la elección de casting más inteligente de esta temporada.

|
06 Enero 2016, 4:00pm

Tan pronto como Nicolas Ghesquière introdujo los rostros más frescos para la temporada primavera/verano 2016 de Louis Vuitton, Internet despertó de su letargo festivo y trató de dar sentido a la sorprendente contratación. Después de caer por la madriguera del conejo de la sección de comentarios del Daily Mail, busqué los pensamientos de la moda de los más dogmáticos colocándome en uno de los muchos foros The Fashion Spot. A menudo difíciles de complacer, sus miembros más vocales estaban divididos, pero los negativos estaban unidos en sus razones. "Así que Nicolás está viviendo ahora para el hype", declaró Creative sucintamente. "Ciertamente intentando crear un hype, pero fracasando por completo en ello", añadió Nymphaea, sin andar con rodeos. "Me da tristeza ver cómo utilizaron a Jaden. Siempre me ha resultado interesante ver a los hombres/niños usando womenswear y siempre me ha gustado ver a los niños en su ropa, pero Jaden usando una falda en lugar de una de las hermosas bragas de la colección hace que se vea efectista y que se esfuerza demasiado", señaló Lola701. "Y bien, ¿Smith y una animación? No se puede ser más efectista que eso...", proclamó Anlabe32. ¿Efectista? Quizás. ¿Provocativo? Posiblemente. ¿Cambia el juego? Potencialmente. ¿Genera hype? Indudablemente.

Gracias al perfil de Jaden y el carácter innovador de esta sesión de fluidez de género de Bruce Weber, este movimiento garantizó una amplia cobertura por lo que incluso los discípulos más devotos de Ghesquière pueden entender este punto de vista, pero para mí, esta crítica no logra ver cuán perfecta es esta unión. Desde el carácter camaleonico de la actriz coreana Doona Bae hasta el avatar perfecto para una mujer heroica mundial, Lighting de Final Fantasy, y la juvenil vitalidad de la girl-gang de Ghesquière, cada componente del tríptico de Series 4 expresa un punto de vista acerca de las musas de gran alcance de una nueva era. Retoma precisamente desde la visión "post-cibernética" de la casa con la que se nos dejó en octubre.

"Todos estamos viviendo con esta nueva dimensión post-cibernética", reveló Ghesquière en el backstage después del show mientras New Error de Moderat se desvanecía en aplausos y reconocimiento. "Todos estamos trabajando en cómo integrar estas nuevas nociones de lo digital, lo virtual y lo cibernético en nuestra vida real. Todos estamos confrontados por el mundo digital de manera positiva y estamos influenciados por las imágenes que nos hacen soñar o juzgar. Pero, al mismo tiempo, tenemos esta vida real. Y todos estamos logrando tener una verdadera dimensión. Y eso es emocionante. Es una realidad real influenciada por el mundo virtual". Mientras todos sus movimientos se documentan y analizan debidamente en las redes sociales, Jaden Smith entiende esta hiper realidad real mejor que la mayoría. "Nadie puede decirte lo que puedes o no puedes hacer. Sin reglas a seguir, esta aventura depende de ti..." Estas palabras de un trailer de Minecraft introdujeron el show primavera/verano 2016 de Louis Vuitton en París y hacen eco en toda su campaña publicitaria multifacética y podrían haber sido pronunciadas fácilmente por este protagonista de la Generación Z.

"¿Por qué Jaden Smith protagoniza esta campaña? Él representa a una generación que ha asimilado los códigos de la verdadera libertad, una que está libre de manifiestos y preguntas sobre el género", proclama Nicolas Ghesquière en el comunicado de prensa. "El uso de una falda es tan natural para él como lo era para una mujer que, hace mucho tiempo, se dio permiso de usar una gabardina o un esmoquin de hombre". Es verdad. Para Jaden Smith, modelar una colección de womenswear para una gran marca de moda se siente natural. Desde sus declaraciones de compras en Instagram hasta usar un shift dress blanco y negro al baile de graduación de Amandla Stenberg, destacó su talento para usar ropa neutra de género en todo el año 2015 y más allá. "Solo estoy expresando lo que siento por dentro, que no es ninguna manera en particular, porque todos los días cambia lo que siento por el mundo y por mí", reveló Jaden en una entrevista con GQ el año pasado, antes de ser coronado como uno de los 20 hombres vivos con más estilo del mundo por la misma publicación. "Ha encontrado un equilibrio instintivo que vuelve su extraordinaria actitud en una nueva norma. Eso realmente me inspiró en el proceso creativo de esta colección", añade Ghesquière. Desde Freja Beha Erichsen hasta Fernanda Ly y Rianne Van Rompaey, Ghesquiere no le hace casting a clones sino que elige a personajes cautivantes para continuar su relato. "En Louis Vuitton, la individualidad tiene un papel", le afirmó a Telegraph en una entrevista realizada después de su primera temporada, y Jaden, como los que vinieron antes que él, es la persona elegida más recientemente para hacer la crónica del capítulo actual. El momento no podría sentirse más natural.

La moda refleja a la sociedad más amplia y, a través de la cultura, 2015 se definió por un movimiento generalizado hacia la re-evaluación de las construcciones estáticas y binarias de género. Con Alessandro Michele siendo pionero de su propia creación de romanticismo con fluidez de género desde el primer momento de su reinado en Gucci al presentar a chicos y chicas con lentes y blusas de moño, boinas y bling; Jonathan Anderson ganando el premio como Diseñador del Año en las categorías de men y womenswear en los British Fashion Awards; la concesión pop-up sin género, Agender, de Selfridges; la campaña transgénero para la temporada otoño/invierno 2015 de & Other Stories; y el ascenso constante de marcas flexibles con el género incluyendo a Vetements, Hood By Air, Eckhaus Latta y Gypsy Sport, por nombrar solo algunos instancias. "Pienso en la gente, no en el género", reveló Miuccia Prada después de mezclar menswear con womenswear a lo largo de su show de menswear primavera/verano 2015. Mientras Nicolas Ghesquière hace eco de estos sentimientos, deseamos que otros sigan su ejemplo.

Credits


Texto Steve Salter