The VICEChannels

      cultura Ben Reardon 16 julio 2017

      amanda lepore es legendaria (y está en tinder)

      Amanda Lepore es un icono. Un icono de la moda, la fotografía, los clubes nocturnos y el glamour. Ella es la increíblemente perfecta princesa de plástico y el inigualable modelo a seguir para la identidad trans.

      Este artículo fue publicado originalmente por i-D UK.

      Actriz, músico y criatura de los clubes nocturnos de toda la vida, Amanda Lepore previamente lanzó su propia gama de cosméticos, apareció en videos de Elton John y Grace Jones, trabajó con la estilista de Sex and the City Patricia Field, es amiga de todas las celebridad de Nota (incluyendo a Miley Cyrus, Pamela Anderson y Lady Gaga) y, por supuesto, le hicieron una muñeca.

      Ver a Amanda Lepore en persona es una experiencia muy emotiva. De cerca, es tan perfecta e incluso más hermosa que en sus icónicos retratos. Tiene una belleza tan increíblemente exótica, como de otro mundo, que parece haber sido teletransportada desde una galaxia muy muy lejana, así de mágica e hipnótica es. Operada al máximo y luciendo absolutamente impresionante con ello, habla con un acento estadounidense encantador en seductores tonos profundos. Es coqueta, tímida, y completamente cautivadora, todo al mismo tiempo. Es un cóctel embriagante para quienes la ven de primera mano, sobre cuando viene en ese pequeño y diminuto tamaño con forma de muñeca.

      Lepore es una femme fatale híbrida, es una combinación de la insolencia de Jessica Rabbit, la sexualidad de Jayne Mansfield, y el contoneo y la feminidad de Marilyn Monroe; sus movimientos—incluso al caminar por un pasillo— harían caer los velos de Salome y ruborizarse de envidia a Caligula. Se encuentra espléndida en sus altos tacones Louboutin y usando una linda lencería de tres piezas de Agent Provocateur: un corset, pantaletas y liguero, como si estuviera lista para hacer un striptease en cualquier momento, y su cintura es casi tan estrecha como la de una muñeca Barbie. Sus flexibles y largas piernas están embellecidas con un toque de diamantes y encaje, mientras que su peinado y rostro lucen expertamente arreglados, con cada pequeño detalle cuidado minuciosamente. No hay lugar para errores y nada puede salirse de su lugar —ni siquiera el más pequeño de sus cabellos se mueve—.

      Amanda hizo su transición en la adolescencia y se encontró con la infamia al bailar con los Club Kids neoyorkinos de Michael Alig a finales de los años 80 y principios de los 90, antes de ser idolatrada por el mundo de la moda gracias a fotógrafos como Terry Richardson, Steven Klein y David LaChapelle. Es su continua colaboración con LaChapelle la que convirtió su imagen plástica/fantástica en una leyenda eterna. Ya sea inhalando diamantes con las uñas perfectamente manicuradas, azotando a Courtney Love en una escena sadomasoquista tipo Betty Page, yendo a que le tatúen la vagina, arrodillándose para convertirse en una mesa humana para el chico de las pizzas de Marky Mark, o recreando los icónicos retratos de Andy Warhol de Elizabeth Taylor y Marilyn Monroe, su trabajo juntos es absolutamente fecundo. Este es un maestro produciendo sus mejores obras con su musa definitiva. Incluso la convirtió en un reloj Swatch altamente coleccionable.

      Más de i-D: 7 películas LGBT imprescindibles de la temporada.

      Mientras nos sentamos para llevar a cabo nuestra entrevista, Amanda se sienta en un extremo de la cama de los fotógrafos con la palabra CUNT adornada con flores artificiales en la pared. Su autobiografía Doll Parts es un astuto guiño a la clásica canción de la banda Hole y le envía un beso a su cuenta de un millón de libras en cirugías, posicionándose como una lectura obligada para cualquiera con un interés en la contracultura. Ve por tu copia. Ahora. La librería está abierta. La lectura es fundamental.

      Amanda, te ves sensacional.
      Ay, gracias.

      Eres aún más impresionante en la vida real que en fotos, ¿cómo mantienes tu figura y tu look?
      Trabajo mucho en ellos. Hago entrenamiento de corset, yoga y voy al gimnasio; es mucho trabajo duro.

      ¿Viajaste a Londres para el Desfile del Orgullo?
      Llegamos anoche, estoy un poco cansada, pero estoy bien. Venimos para hacer un show esta noche, haré un set de 20 minutos, con cinco o seis canciones. ¡Estoy muy emocionada!

      ¿Has notado cómo ha cambiado el Desfile del Orgullo a lo largo de los años?
      Se ha vuelto más divertido, solía ser más conservador, pero en estos días más gente acude. Las fiestas siempre son salvajes en el Desfile del Orgullo, pero el desfile en sí es diferente en cada ciudad. En Nueva York es enorme, en L.A. es bastante pequeño, es gigantesco en Australia y en Canadá es realmente enorme. Esta noche va a ser muy larga. Mi turno será como a las 2:30 am. No he estado en el club, pero creo que será una gran fiesta.

      Fuiste parte de la escena de los Club Kids con Michael Alig, ¿cuáles son tus recuerdos de esa época y mantuviste el contacto con Michael?
      Tengo muy buenos recuerdos de esos días, mucha gente que conozco siempre me recuerda y hace referencia a los momentos divertidos. No mantuve el contacto con Michael, pero ha asistido a varias de las fiestas que he dado en Nueva York, aunque no nos frecuentamos.

      Hoy tienes una sesión fotográfica con Harry Charlesworth y That Girl Sussi, ¿qué se siente al haber sido una Club Kid original ver los impresionantes looks de hoy en día?
      ¡Me encanta! Por eso lo hago —me encanta vestirme y estar rodeada de gente, la autoexpresión y la creatividad, aprecio mucho todo eso—. Personalmente, me parece realmente creativo y emocionante. Simplemente me encanta la autoexpresión. Viajo mucho y últimamente he estado viendo esta creatividad por todas partes, con los jóvenes experimentando, y no sólo lo veo con los Club Kids, sino también con las drag queens. Supongo que por supuesto se debe a RuPaul Drag Race.

      ¿Cómo notaste el impacto de ese show en particular?
      Bueno, el drag en sí era muy popular a principios de los años 90, después no se verían muchas drag queens jóvenes por varios años, siempre eran las drags mayores; ahora parece que miles de chicos han decido expresar su ser libremente y también vestirse. Supongo que el surgimiento de Lady Gaga y que estuviera vestida todo el tiempo también fue lo que inspiró a la gente.

      ¿Tienes una amistad con Lady Gaga?
      Sí, actué en la fiesta de lanzamiento de su álbum. Es genial, la amo. Me invitó a salir unas cuantas veces. Es realmente dulce y muy creativa, y siempre me impresiona su voz y me encanta su música. Es una gran interprete. Realmente me gusta mucho.

      ¿La viste en RuPaul's Drag Race? Estuvo fantástica.
      Sí, ¿verdad? Se puede decir que realmente inspiró a la gente para verdaderamente ser ella misma, ¡todos los concursantes rompieron en lagrimas porque probablemente los inspiró a vestirse!

      Recientemente participaste en I Wish I Were Amanda Lepore con la ganadora de Drag Race, Sharon Needles, ¿cómo se dio esto?
      Sharon Needles era una gran admiradora mía y cuando ganó el Drag Race invirtió parte de sus ganancias en hacer un álbum completo. Escribió esta canción I Wish I Were Amanda Lepore porque mientras crecía deseaba ser yo. [Risas].

      Más de i-D: La comunidad creativa queer de Seúl busca alzar la voz.

      ¿Cuáles son tus concursantes favoritos de esta temporada de Drag Race?
      Me gustó Trinity the Tuck, tiene ese look glamoroso que me gusta, pero también me gusta la ganadora Sasha Velour porque es más individual y más a la moda.

      ¿Qué pensaste de Valentina?
      También me gustó. Creo que como estaba ganándolo todo no ensayó para el playback, pensando que no estaría en las dos peores, ¿cierto? [Risas]. Lo estaba haciendo muy bien y es hermosa. Me encantó su look de Madonna desnuda, fue realmente hermoso.

      Eres una embajadora fantástica para las personas trans, ¿cómo crees que has contribuido a la conversación?
      Creo que definitivamente es mucho más visible, y más accesible. Espero que lo que yo hago y programas como RuPaul's Drag Race ayuden a educar a la gente. Quiero que los padres sean compresivos con sus hijos que estén pasando por esto, que los ayuden a ser ellos mismos y que los apoyen. Es muy difícil iniciar y pasar por todo el proceso de transición, y me rompe el corazón ver a personas que tiene que atravesarlo solas. Incluso teniendo apoyo es difícil, ser joven y ser diferente es muy difícil, y espero que sea más fácil para la gente en estos días.


      ¿Cuál es tu postura con respecto a Caitlyn Jenner, su visibilidad ha contribuido a la aceptación general trans?
      No lo sé. De alguna manera lo ha arruinado siendo partidaria de Trump. Él detuvo el proyecto de ley de baños de género neutral que Obama había apoyado. Realmente, no creo que haya contribuido en nada. La gente odia a Trump. Nos cuidamos a nosotros mismos y nos apoyamos mutuamente, eso es lo que ha fortalecido a nuestra comunidad.

      ¿Qué hay de Hari Nef?
      Ella es genial, especialmente para las personas que piensan en sí mismos como individuos y no quieren que los etiqueten, es diferente a la mayoría de los transexuales más visibles. Con la campaña de L'Oreal también, siempre es positivo cuando la gente aparece en los medios de comunicación masivos, ya que entonces llega a los padres y ayuda a la gente a comprender, así que todo eso es realmente bueno. Hacer que avance el diálogo.

      En los últimos años, la fluidez de género y el no-binario de género ha entrado en el vocabulario, al ser llevado una vez más a la conciencia popular por celebridades como Miley Cyrus. ¿Cómo te sientes con respecto a etiquetar a las personas y a dónde crees que todo esto debe y puede llegar en un futuro?
      Crecí con mucha gente de género fluido en los años 90, pero no había un nombre o etiqueta para ellos. No se identificaban como de género fluido, aunque eso siempre ha estado ahí. Creo que es bueno que la gente pueda tener modelos a seguir y un nombre para ello. Di una conferencia universitaria hace un año y medio, y aprendí todo sobre ser designado con esa nombre, no queriendo ser hombre o mujer pero identificándome como alguien sin sexo definido, así que he conocido a gente así por mucho tiempo, pero no teníamos la terminología hasta hace muy poco. Pero Miley es genial.

      ¿Sigues haciendo toda tu ropa y cuánto tiempo te lleva hacer un look?
      Me he vuelto mucho más rápida en eso, pero consume mucho tiempo. Sin embargo, me gusta mucho, me relaja, y también me gustan los resultados. Me encanta usar cosas glamorosas como ésta. Éste es de Agent Provocateur, pero tengo cosas que ya vienen hechas y cosas que yo personalizo, como cuando consigo unos guantes y después encuentro un cordón que me gusta y se lo pongo. Hago mezclas y combinaciones, trabajo con dos diseñadores diferentes en la ciudad de Nueva York y ellos hacen cosas para mí desde cero.

      ¿Cuántos vestuarios tienes?
      ¡Montones! Vivo en una habitación de hotel, pero tiene techos realmente altos así que todo lo tengo apilado en pequeñas cajas.

      ¿Alguna vez usas las mismas prendas dos veces?
      Ay, claro, me aferro a todo aquello que me queda bien.

      ¿Cuál es tu look favorito de todos los que has usado?
      Humm, bueno, realmente son muchos. Me siento realmente bella en prendas color nude, usaré un hermoso atuendo color nude para mi cambio de vestuario en esta sesión fotográfica. Me gusta cuando algo es color nude y brilla, probablemente por el vestido que usó Marilyn Monroe cuando cantó para el Presidente. Ese look siempre ha sido una increíble influencia para mí, creo que Marilyn se veía verdaderamente hermosa en ese momento, así que tengo una debilidad por ese look, es mi favorito en cuestión de moda.

      ¿Quiénes son tus héroes?
      Obviamente Marilyn, especialmente esa noche, con el abrigo de pieles; pero me gustan mucho las rubias despampanantes de los años 50, Jayne Mansfield, Diana Dors y, por ahora, me encanta Dita Von Teese, ¡por fin alguien que no está muerto! [Risas].

      Trabajaste con algunos fotógrafos increíbles a lo largo de los años y tuviste una producción de imágenes bastante icónicas, ningunas tan icónicas como las que hiciste con David LaChapelle. ¿Cómo es el proceso de trabajo con David?
      Es muy divertido, él está tan inmerso en su visión, ya sabes, es muy intenso. Tiene un escenógrafo, y todo tiene que ser perfecto, justo como imagina las cosas. Las sesiones son realmente difíciles, siempre me hace sufrir e estar incómoda y sólo entonces conseguirá la imagen. Siempre es muy difícil. Es como estar en un set de cine con David, e involucra a mucha gente. La gente piensa que sus sets están modificados con Photoshop, pero todo se hace en la realidad y se encuentra ahí tal como aparece.

      Más de i-D: La obra de Fancy Lupe encara el tema de la homosexualidad en la sociedad mexicana.

      ¿Cuándo fue la última vez que colaboraron?
      No lo hemos hecho en un tiempo, rehicimos las fotos de Marilyn y Liz. Hicimos muchas porque supuestamente Andy Warhol tenía muchas hojas de contacto, así que David quería hacer todas esas imágenes hasta que yo estuviera completamente cubierta con tinta negra. En el último proyecto que hicimos, interpreté a una actriz en el cielo, saldrá a finales de este año.

      Finalmente, me dijeron que estás en Tinder, ¿cómo te está yendo?
      Me va muy bien, trabajo en clubs gay todo el tiempo así que no podría conocer a estos chicos de otra manera. Conocí recientemente a un chico en Roma y pronto irá a verme a Nueva York. Me encanta Tinder —¡es genial! [Risas].

      Credits

      Texto Ben Reardon 
      Fotografía Louie Banks

      Conéctate al mundo de i-D! Síguenos en Facebook, Twitter e Instagram.

      Temas:cultura, lgbt, lgbtq, vz90, orgullo, semana del orgullo, amanda lepore, drag, drag queen

      comments powered by Disqus

      Hoy en i-D

      Ver más

      featured on i-D

      Ver más