tomando fotos de las habitaciones de las citas de tinder

El fotógrafo George Downing está redefiniendo la intimidad a través de su mirada a las habitaciones de los chicos que conoce por la app de citas.

por Ellen Rule
|
23 Febrero 2016, 11:25pm

All photographs George Downing

George Downing ha pasado el último año fotografiando a sus matches de Tinder en sus habitaciones por todo Melbourne. La serie refleja la actitud cambiante alrededor de una aplicación una vez reservada para ligues rápidos, que ahora establece amistades, amor y momentos íntimos -como los que George capturó. Coleccionando retratos para su primer libro, Hosting, George devela una cercanía única en su trabajo, entre sí mismo y sus sujetos. Platicamos con el joven fotógrafo antes del lanzamiento de su libro para conocer acerca de cómo sucedió algo importante después de hacer swipe a la derecha.

¿Cómo surgió la idea de hacer Hosting?
Creo que solo al pensar en la idea de salir a citas como un millennial. El concepto de Tinder surge a partir de otras apps como Grindr, la cual está diseñada exclusivamente para hook-ups. De alguna manera, Tinder ha progresado más allá de eso. Se ha vuelto de algo que era visto como superficial a algo completamente normal entre la gente que yo conozco.

¿Cómo fue pasar de una fase inicial de empezar a conocer a la persona e inmediatamente ver a tus matches en una luz más vulnerable conforme los pones frente a la cámara?
Esa fue probablemente la parte más interesante del proyecto para mí. Con la mayoría de ellos quedé de tomarnos un café antes. Principalmente porque sentía que podía explicarles mejor el concepto en persona, pero también porque les estaba pidiendo ir a sus casas y tomarles fotos semi desnudos o completamente desnudos, así que creí que un contacto inicial era importante. Aún así, ¡pasar de un café a fotografiarlos en sus habitaciones es un gran salto!

¿Cómo respondió la gente cuando descubrieron que querías tomarles fotos?
Sorprendentemente bien, era algo que me preocupaba cuando empecé a pensar en el concepto. Solo enfatiza el punto de que estas aplicaciones puedes ser usadas para lo que tú quieras -hay mucha gente interesante y Tinder hace más fácil el conocerlos. Nos permite conectarnos de una manera completamente diferente.

¿Sigues en contacto con algunos de los chicos que has fotografiado?
Me mantengo en contacto con todos ellos. Obviamente al tomar fotos como estas quería asegurarme de que todos los chicos estuvieran cómodos con las fotografías finales que decidí usar, quería trabajar cercano a ellos y mantenerme en contacto para asegurarme de mantenerlos al tanto sobre que fotos se iban a publicar. Todos son personas muy interesantes, así que he disfrutado volverme su amigo.

¿Qué piensan sobre la manera en que fueron retratados en el libro?
Creo que la mayor parte de ellos quedaron muy felices con la manera en que salieron las fotos, porque estaban cómodos en su entorno. Creo que ese era el punto. Tú presentas una imagen diferente de ti mismo en las aplicaciones -como Tinder- a la que muestras en la vida real, cuando expones todas tus vulnerabilidades: es completamente diferente. Fotografiar a gente en sus camas y después publicarlas para que otras personas las vean es un poco la misma idea de Tinder, excepto que soy yo el que está tomando las fotos.

'Hosting' se lanza en The Evelyn Hotel en Melbourne el 28 de febrero.

Más de i-D:

I woke up like this: 10 hombres neoyorquinos en la cama

He Loves Me Not: un zine sobre el amor moderno

Wolfgang Tillmans retrata a la comunidad queer de Rusia

Credits


Texto Ellen Rule
Fotografía George Downing