el proyecto que retrata a la juventud chicana de los ángeles

La fotógrafa Devyn Galindo comparte con nosotros algunos retratos de 'We Are Still Here', su espectacular y primer libro en el que documenta las comunidades y conexiones culturales forjadas por una nueva generación de mexicano-americanos.

por Emily Manning
|
18 Enero 2017, 10:35am

Aunque Devyn Galindo ha vivido por todo Estados Unidos ―"Missouri, Illinois, Nueva York... Fui al instituto en Texas", explica―, esta fotógrafa se siente californiana de corazón. En especial de East Los Angeles, el histórico corazón mexicano-americano de la ciudad. Ahí es donde, según explica Galindo, el sonido peculiar de un claxon hace saber al instante a todo el barrio que ya ha llegado el carrito de los elotes con productos frescos. También es donde los incipientes movimientos underground de la juventud están en plena efervescencia, desde bandas punk como TRAP GIRL hasta poetas que declaman en espacios completamente inclusivos como La Conxa, en Boyle Heights.

El libro que acaba de publicar Galindo, We Are Still Here, consagra las dos facetas de su vecindario: sus tradiciones culturales firmemente arraigadas y su juventud, de mentalidad abierta y en constante cambio. Galindo logra esta dualidad poniendo en el punto de mira a toda una nueva generación de mujeres mexicano-americanas que celebran su historia compartida, pero buscan también ampliar la identidad Chicanx contemporánea a través de la creatividad y el activismo social. Galindo se relacionó con punks, poetas, skaters y estudiantes en East L.A., capturándolos tanto en momentos de protesta como de reflexión. En conjunto, el libro documenta la juventud Chicanx actual como ningún otro.

"No me parece que haya muchas imágenes que documenten los movimientos radicales que están surgiendo en Los Ángeles en estos momentos, o la experiencia Chicanx en general, y especialmente no desde un punto de vista queer e inclusivo", explica Galindo. "Sentí que, tal vez, podía asumir la responsabilidad de hacer que eso sucediera, de reclamar ese espacio". Aquí, Galindo comparte algunos retratos de su proyecto, así como sus pensamientos sobre la colaboración, la comunidad y lo que significa ser Chicanx hoy en día.

Háblanos sobre ti. ¿De dónde eres y que te gustaba hacer cuando eras pequeña?
Nací en California, pero he vivido en todas partes. Como me mudé tantas veces, empecé a explorar nuevos lugares con mi cámara, lo que me abrió nuevos mundos. Era menos tímida cuando iba a hacerle una foto a alguien; lo sentía como una forma más natural de hacer amigos y formar parte de la comunidad.

Look Mujerista Market

Habiendo vivido en tantos lugares, ¿sientes que California y Los Ángeles son una influencia importante en tus fotos?
Por supuesto, especialmente en el proyecto de este libro. Hay muchas cosas en Los Ángeles que son underground o se realizan fuera del circuito mainstream, y estoy obsesionada con documentar esas comunidades a las que amo y que necesitan visibilidad. Mi familia es de East L.A., Nuevo México, y del sudoeste en general. Tengo raíces que datan de cuatrocientos o quinientos años atrás, y explorarlas se ha convertido en mi obsesión.

¿Qué te motivó para empezar con estos retratos?
Cuando me fui de Nueva York, hice el viaje de vuelta a California por carretera y me detuve en las ciudades fronterizas entre México, Nuevo México y Texas, de donde son originarios mis abuelos y bisabuelos. Sentí que gran parte de esa historia seguía sin ser contada y, cuando volví a Los Ángeles, solo quería centrarme en eso: en mi deseo de documentar la existencia de la comunidad Chicanx. 

Creo que, en este preciso momento, en Estados Unidos se está entablando una conversación sobre la inmigración, sobre quién tiene permitido quedarse y quién no. E incluso hay mucha gente que es Chicanx, que es mexicano-americana y que no necesariamente conoce su historia. Sentí que era importante crear un libro que mis primos pequeños pudieran ver y que les sirviera para sentirse orgullosos de sus orígenes. Siendo joven y Chicanx, puedes pensar algo así como: "no hay nadie como yo por ahí haciendo algo con lo que me pueda identificar, así que quizá mis pensamientos sobre el arte no son válidos". No es que esos pensamientos no sean válidos, simplemente no están documentados.

¿Cómo conociste a las chicas que fotografiaste?
Cuando estuve en Nueva York, me puse muy nostálgica y empecé a seguir a algunos poetas en Instagram. Me dije que cuando volviera a Los Ángeles asistiría a algunos de sus recitales. La Conxa, en Boyle Heights, presenta varios shows de punk, eventos de recaudación de fondos y noches de recitales poéticos muy guays. 

Además, ese espacio es totalmente inclusivo, lo que te da la sensación de estar en un lugar seguro. Conocí a algunas de las chicas allí y simplemente empezamos a salir y a hacer fotos. Conocí a un par más en Instagram y todas empezamos a invitarnos mutuamente a diferentes eventos y encuentros. A medida que conocíamos gente nueva que se identificaba como Chicanx, la íbamos añadiendo a la mezcla hasta que formamos un grupo genial que fue el que dio forma al libro. Sucedió de manera muy orgánica a lo largo de todo el año.

Look Mujerista Market

El libro también incluye un fanzine con citas y poemas de algunas de las chicas que fotografiaste. ¿Cómo se convirtió este proyecto en un esfuerzo colaborativo? ¿Es la colaboración un elemento importante para ti a la hora de trabajar?
Sin duda. Todas las chicas tienen un talento increíble y su propia forma de expresarse. Esperanza y Alma son poetas que escriben, hacen sus propios fanzines y realizan presentaciones donde recitan sus poemas. Alex y Claire son fotógrafas. Todas tenían su propia voz y talento especiales y todas las demás las apoyábamos. No hubo competitividad; fue todo amor y apreciación puros, algo que creo que es bastante difícil de encontrar. Todas querían compartir sus recursos y ayudarse unas a otras. Todas son muy jóvenes y están llenas de luz y buena energía. ¡Es natural que todas quisiéramos estar juntas!

Este libro fue publicado unos días después de la elección de Donald Trump y el evento de lanzamiento que organizaste en Los Ángeles incluyó proyecciones de vídeo, poesía y DJ sets de algunas de las personas implicadas en el proyecto. ¿Cómo fue?
Todos estábamos en shock y un poco deprimidos antes del evento, y creo que esperábamos la presentación con ansia porque iba a ser un lugar donde podríamos reunirnos y esparcir algo de alegría. A pesar de que lo que está sucediendo con Trump es horrible, no es la primera vez que hemos tenido que enfrentarnos a la adversidad como comunidad. 

Si vamos a salir adelante, tenemos que hacerlo juntos. Así que fue realmente una noche mágica porque creo que fue la primera vez que todos nos sentimos seguros de nuevo. Todavía hay mucho trabajo por hacer, en especial con la comunidad sin papeles, y solo el tiempo dirá lo que va a suceder, pero esa noche todo fue amor. Todos estuvimos ahí para los demás de una manera tan cruda y real que nunca lo olvidaré.

Después de haber pasado tanto tiempo con personas de una generación más joven, ¿cuáles son algunos de los aspectos más fascinantes que ves en ella?
En mi época, realmente no podía identificarme con el pelo largo, el pintalabios oscuro y el lápiz de ojos exagerado. Ahora, en la comunidad Chicanx, veo muchos más rostros con los que puedo identificarme, ya sean más queer o más artísticos. Creo que eso es lo más fascinante que he visto en esta generación, que son mucho más libres. Aprecian y usan su cultura e historia de una manera completamente nueva y que mucha gente había estado esperando. Y son muy conscientes de todo; están en sintonía con su 'yo' consciente. Me encanta la idea de honrar nuestro pasado y celebrar lo que está por venir. Estoy emocionada de que más gente esté ocupando estos espacios con nuevas ideas y de ver qué pasa a partir de aquí.

'We Are Still Here', de Devyn Galindo y con diseño de Ted Guerrero, está disponible here.

Ropa Nalgona Postiivity Pride

Recomendados


Texto Emily Manning
Fotografía Devyn Galindo

Tagged:
LA
mexico
chicanos
Cultură
Estados Unidos
devyn galindo
we are still here