35 mundos ficticios en los que nos gustaría vivir

Las mejores locaciones, las épocas, los estilos, los diseños y las historias de película que nos transportaron.

|
jun. 22 2015, 7:15pm

1. Back to the Future, Parte II
Por un 2015 con tenis Nike Power, Hoverboards y pizzas deshidratadas.

2. The Grand Budapest Hotel
Los baños podrían estar en mejores condiciones, pero, ¿cómo te podrías resistir a pasar una noche en el Grand Budapest de Wes Anderson, atendido por un conserje legendario, y ordenar una caja impecable color rosa de Courtesan au Chocolat de Mendl's.

3. The Beach
La mejor publicidad de la historia para irte de mochilazo a visitar islas (vamos a ignorar la parte donde todo se va a pique con los ataques de tiburones y los piratas).

4. Mean Girls
Solo para ayudar a Gretchen a que el "fetch" suceda.

5. An Affair to Remember
Olvida los mensajes perdidos en Tinder, Carey Grant y Deborah Kerr nos ofrecen el estilo romántico a la antigua contra todos los obstáculos, en este clásico del género.

6. The Shining
El Hotel Overlook difícilmente se ganará la aprobación de los trolls de Trip Advisor, pero no es necesario convencer a los fans del estilo de horror de Stanley Kubrick para que empaquen una maleta y vayan. Digo, ¿qué podría salir mal?

7. Twin Peaks: Fire Walk with Me
Tal vez no sea el epílogo de la serie de televisión que los fans deseaban, pero la excursión, a veces desconcertante, de David Lynch en la pantalla grande con esta serie de culto nos hizo recorrer el viejo y misterioso Twin Peaks y nos dejó saborear la última rebanada de pastel de cereza.

8. Thelma & Louise
La carretera nunca ha sido tan divertida o tan empoderadora como cuando Thelma y Louise se dieron a la fuga.

9. Citizen Kane
Si las mansiones son lugares comunes en las películas, ninguna alcanzó el éxito que tuvo "Xanadu" de Citizen Kane, construída sobre una montaña privada, con canales de estilo veneciano y su propio zoológico. El rancho Neverland de Michael Jackson no le llega ni a los talones.

10. Spirited Away
Entrar en el mundo del director japonés Hayao Miyazaki puede implicar que te sumerjas en una fantasía donde los padres se convierten en cerdos, pero esa es la primera de las muchas transformaciones extrañas de Spirited Away que nos hace querer visitar su mundo.

11. Home Alone
El cine que trata sobre las familias estadounidenses rara vez deja pasar la oportunidad de presumir un interesante inmobiliario suburbano y Home Alone lo despliega con la mini mansión de los McCallister, completamente equipada para Navidad. Nos la llevamos, con todo y el berrinchudo de Macaulay Culkin.

12. The Umbrellas of Cherbourg
El musical ganador del Palme D'or de Jacques Demy pinta la ciudad costera Cherbourg de Normandía con un arco iris brillante mientras cada vestido, cada tienda, y cada sala combinan con el ambiente mágico de la película. Querrás visitarla después de esto.

13. Priscilla Queen of the Desert
¿Quién no quiere vestirse como drag, protestar encima de un viejo autobús escolar destartalado y viajar a través del outback australiano cantando con playback para ganarte la vida?

14. Ferris Bueller's Day Off
"La pregunta no es ¿qué vamos a hacer?; la pregunta es ¿qué no vamos a hacer?" John Hughes hace realidad el sueño de todos los estudiantes cuando su protagonista adolescente tiene un día extremadamente enfermo.

15. I am Love
Usar la palabra "encantadora" es la mejor manera de describir todo lo relacionado con esta película: desde la ubicación en Milán hasta la comida italiana y los vestidos de Tilda Swinton.

16. Far from Heaven
La recreación perfecta de Todd Haynes de los melodramas sociales de 1950 logró explorar verdades incómodas, algo que no lograron las películas originales, pero, a pesar del drama, la cerca blanca suburbana de Connecticut todavía se ve como un lugar divino para vivir.

17. Milk
Gus Van Sant logra que el San Francisco de los años sesenta se vea súper gay y politizado en esta conmovedora película biográfica del difunto gran activista Harvey Milk. Esto además de que podemos pasar el rato en las saunas con James Franco.

18. The Goonies
Una película llena de trucos de casa de la risa y con emociones del estilo de un parque de atracciones, The Goonies se convirtió en la aventura de ensueño de todos los chicos de los años ochenta.

19. The Great Gatsby
Baz Luhrmann nos presentó buenas escenas de celebración en Romeo & Juliet y en Moulin Rouge (donde Smells Like Teen Spirit se encuentra con el Can-Can), pero ninguna de las dos logra vencer a The Great Gatsby en sus fiestas decadentes.

20. 54: The Director's Cut
Las escenas de discoteca son difíciles de lograr en el cine debido, pueden estar sobrecargadas de fantasía o por falta de presupuesto, se vuelven muy sombrías. 54 se siente genuina, y en la edición del director de Mark Christopher nos entrega un club y una época legendarios y sudorosos por los que haríamos fila para entrar.

21. Amélie
Para algunos sigue siendo el nauseabundo equivalente de principios de los años dos mil de los candados del amor en los puentes parisinos. Para muchos, ayudó a re-imaginar la capital francesa en términos nostálgicos de la ciudad del amor.

22. Jurassic Park
OK, sé que las cosas se pusieron bastante intensas con el T-Rex, pero, ¿quién no quiso entrar a Jurassic Park acompañado del sonido de ese soundtrack de John Williams?

23. Before Sunrise
Esa noche en Viena despertó en nosotros un romance europeo gracias a Richard Linklater. La continuación en 2004, Before Sunset, tuvo el mismo efecto para París, convirtiéndose así, de una manera efectiva, en los mejores anuncios que la aerolínea Easyjet hubiera podido desear

24. Frances Ha
Frances Ha tiene dificultades para bailar, o para leer las señales sociales o para mantener una amistad de toda una vida, pero, en el Nueva York a blanco y negro de Noah Baumbach, el fracaso se ve súper estilizado y súper lindo.

25. The Talented Mr. Ripley
Ser joven, bella y ociosamente rica en la soleada costa italiana nunca había sido tan acogedor como bajo la dirección de Anthony Minghella. El que sea un lugar de intriga de asesinato también le benefició bastante.

26. Her
Puede que el futuro cercano de Spike Jonze sea un lugar solitario, pero con pantalones de talle alto, camisas color verde limón y videojuegos guiados por niños alienígenas groseros, se ve como un lugar muy atractivo.

27. Marie Antoinette
Kirsten Dunst florece como la reina del exceso en el recuento de Sofia Coppola de la Majestad infortunada de Francia, ambientada con un soundtrack post-punk. Ah, ¡y esos pasteles!

28. Drive
Drive despliega tan elegantemente su estética noir de los años ochenta que es completamente imposible no querer entrar en su mundo brutal.

29. Spring Breakers
Por los bikinis de neón; Harmony Korine puede quedarse con toda esa violencia espeluznante.

30. Volver
Solo por su paleta de color, puedes elegir vivir en cualquier película de Pedro Almodóvar, pero ésta te hace enamorarte perdidamente de Penélope Cruz.

31. An American in Paris
Uno de los musicales más elegantes y optimistas que jamás se haya hecho, An American in Paris te arrastra a un sueño romántico y Technicolor.

32. Enchanted
Yo sería absolutamente feliz de vivir en un mundo en el que Amy Adams se pone a cantar en Central Park y transforma un paseo bajo el sol de Manhattan en un número musical. ¿Alguien más quisiera unirse?

33. Fame
Fue un volado entre ésta y Flashdance, pero la saga mucho más valiente de Alan Parker en el mundo de las artes escénicas logró hacernos desear los leggins y los crop tops.

34. To the Wonder
Los personajes en las películas de Terrence Malick rara vez viven en paz, pero, incluso en sus obras menores como To the Wonder, la cámara nos lleva desde los bulevares parisinos hasta las llanuras americanas para capturar escenas de una belleza serena.

35. Harry Potter and the Goblet of Fire
Porque todos quisieran ir a Hogwarts. Atractivo extra: un Robert Pattinson joven, quien también está inscrito. ¡Nos tienen que inscribir ya!

Credits


Texto Colin Crummy