35 tendencias de moda que llegaron y se fueron

De ser el objeto más deseado hasta llegar al fondo del contenedor de una tienda de segunda mano, hacemos un conteo de las 35 tendencias de moda que emocionaron y luego se evaporaron. Recuerda: la moda es efímera, ¡el estilo auténtico es eterno!

|
02 Junio 2015, 4:40pm

Faldas arriba de los pantalones
Desconcertante, realmente desconcertante. ¿Fue para protegerse contra la corriente de aire que te daría la falda si se usaba por sí sola? ¿O se trataba de tener la opción de poder quitarse el pantalón en cualquier momento? Los mejores tenían la falda y los pantalones hechos de la misma tela e iban cosidos juntos... 

Cinturón a la cadera de "diamantes"
Me gusta pensar que no fue Whole Again lo que hizo a Atomic Kitten ser lo que eran, si no que fue el cinturón de cadena de diamantes a la cintura. Se las arreglaron para fusionarlos en cada atuendo. Su precio totalmente razonable hizo que estos bebés fueran un éxito, a pesar de ser completamente inútiles.

Las bolsas de cordones de JD Sports
El accesorio de estilo más inesperado en nuestra lista, las bolsas de cordón de JD Sports eran solo las bolsas que venían cuando comprabas tus Air Max 95, pero vaya que la gente las utilizaba. 

Rímel para el pelo
Una sola franja de azul eléctrico -que en realidad no se veía a menos que tuvieras el pelo rubio brillante- transformaba tu atuendo de discoteca de bueno, a legendario y los vendían en la farmacia de la esquina.

Nu Rave
Era 2005, leías SuperSuper!, escuchabas a Klaxons, Hadouken! y a New Young Pony Club, y todos los chicos más cool de Londres estaban pasando el rato en Boombox. Mucho más que palos luminosos y neón, la escena se convirtió en un hogar espiritual para algunos de los talentos del diseño más importantes de la ciudad: Carrie 'Cassette Playa' Munden, Henry Holland y Gareth Pugh. Predecimos que aunque las camisetas con lema y los leggings de cuero no van a volver pronto, el nu rave de la época 2005-2008 permanecerá como un momento seminal de la escena de la moda de Londres en los años venideros.

Las líneas de ropa de los raperos más famosos del hip hop...
Hoy tenemos a A$AP Rocky endulzándole el oído a Raf Simons después de su show, y a Kanye West creando líneas de high fashion además de "pares de zapatos con un valor de $6,000 dólares que hacen noticia en París", pero en ese entonces solo teníamos las marcas de moda de hip hop de Vokal de Nelly, la marca de G-Unit del mismo nombre que 50 Cent estableció con Marc Ecko (sí, de la marca Eckō, pero mejor no hablar de eso ahorita...) y el Rocawear de Jay-Z, que se parecía a la campaña principal "Out of your Mind" de Victoria Beckham. Mientras que los raperos siguen produciendo sus propias líneas de mercancía y de ropa, aún no hemos visto ninguna que sea tan omnipresente como la de los dos miles de las más grandes estrellas del rap.

Sketchers
El calzado que NECESITABAS para sentirte realmente como si fueras parte del sueño adolescente estadounidense, incluso si eras un niño de 13 años que nunca había estado en un "mall" o haya ido a un "baile de graduación". Los Sketchers tuvieron su momento, con Britney y Christina al frente de sus campañas, pero ahora solo son conocidos por producir zapatos Shape Up extraños con plataforma que alegan que perderás peso mientras caminas...

Las gorras Von Dutch
La gorra que dio lugar a un millar de imitaciones. La marca en realidad existía desde unos años antes de ser popularizada por el diseñador Christian Audigier por medio de una gran cantidad de los rostros más famosos, jóvenes y brillantes de los dos miles: Paris Hilton, Nicole Richie, Lindsay Lohan, Britney Spears y Justin Timberlake. Es la gorra que convirtió a Audigier en un millonario de buena fe antes de dejar la marca en 2004. Probablemente él todavía tiene sus millones, y los puestos llenos de gorras de camioneros son miles de recordatorios de la facilidad con la que nuestra lealtad se puede comprar.

Viseras
Usadas hacia arriba o hacia abajo por los residentes de cualquier centro comercial de los años ochenta y por los raperos en los años noventa, no estamos muy seguros de por qué las viseras llegaron tan lejos, pero decimos con seguridad que a menos que estés a punto de servir en la cancha de tenis, es mejor dejar la visera en el fondo del armario.

Tenis con luces
El lanzamiento de los tenis LA Lights que se prendían con cada paso, solidificó a los tenis con luces como los ítems que debías tener en los noventa. Si no tenías mucho efectivo, comprabas la imitación, caminabas rápido y deseabas que nadie se diera cuenta. Al parecer, hay una pocas empresas que todavía ofrecen las luces como parte de sus servicios de personalización de tenis. Sin comentarios.

Las chamarras Members Only
"Cuando te la pones, algo sucede" era el lema de Members Only en los años ochenta, pero qué era ese algo, aún no lo descubrimos. La marca fue fundada en 1975, avalada por The Hoff y Burt Reynolds, y actualmente es un clásico de culto para los que la conocen... Estamos seguros de que regresarán. 

Tops de cuello halter
A menos que se estén examinando las vías de Mothercare para un buen regalo de verano para una sobrina querida, nadie debería ir de compras con una blusa de cuello halter. A menos que seas una modelo increíblemente delgada y ágil, o una empleada de American Apparel, pero ¿cuál es la diferencia en estos días?

Gorros Kangol
En retrospectiva, las letras de Run de DMC realmente debieron ser: "Es difícil rockear un sombrero Kangol," porque lo era. El grupo de hip hop fue el único en hacerlo con algo de finura. Mientras que los bucket hats están disfrutando de una especie de renacimiento, nadie ha sido capaz de perpetuar el clásico Kangol desde la era dorada de la escena hip hop de los años ochenta de Nueva York.

Bandanas
La bandana -adoptada por Aaliyah, Ja Rule y Hannah de S Club 7- por desgracia no duró. Ahora son comúnmente vistas en cholas y cholos junto con un peinado de trenzas hacia atrás y pelo de bebé fijado por los mismos dioses.

Duffer de St. George
Si vivías en los suburbios de cualquier ciudad en el Reino Unido durante los años noventa, estabas al tanto de Duffer of St. George. Las raíces de la marca son en realidad bastante creíbles; comenzó en 1984, sus fundadores Eddie Prendergast, Barrie Sharpe, Marco Cairns y Clifford Bowen, la marca alcanzó su punto máximo cuando abrió una tienda en D'Arblay Street de Londres, y fue adoptada por el padre del Buffalo Style, Ray Petri. Lamentablemente, después de que el negocio cambió de administración, la compañía perdió credibilidad e inmediatamente la palabra 'Duffer' (colocada extrañamente) fue estampada en el pecho de los jóvenes en cada centro de la ciudad suburbana en Inglaterra. La empresa era muy difícil de rescatar a estas alturas, (después de más pasos en falso en el negocio), pero por sus primeras contribuciones al estilo de la calle británica, te saludamos, Duffer.

Brazaletes Slap
La belleza de estos brazaletes es que eran de bajo riesgo, y de alta recompensa. Tanto es así que incluso Dior sacó su propia versión de neón. Una búsqueda en Google hace que encuentres TODAVÍA un artículo genuino por el excesivo precio de £50 libras. Además, su agarre a prueba de fallos logró mantener a todos los tercero de secundaria entretenidos durante horas.

Jeans Jordache
Jordache vio su apogeo en los años ochenta, años obsesionados con las marcas, cuando Calvin Klein, Gloria Vanderbilt y Sasson fueron festejadas y usadas como estampado en los traseros y pechos de todo el mundo y en todo su esplendor. Mientras que nuestra historia de amor con la mezclilla nunca morirá, el ajuste y la comodidad ahora reinan por encima de cualquier logotipo. La familia que fundó Jordache sigue siendo rica como el pecado (poseen fábricas que producen jeans para Levi's) y la marca le surte a Wal-Mart... Todos tiene un final feliz, supongo.

Los suéteres Coogi
Las letras "Every cutie wit a booty bought a Coogi" se inmortalizaron en Hypnotize de Notorious B.I.G., pero la leyenda del rap había lucido los suéteres de colores por un tiempo. Mr. Huxtable del Cosby Show hizo de esta pieza algo deseable en los noventa. Mientras que hay cosas mucho más ofensivas, aparentemente el suéter Coogi ya vio sus mejores días .... :(

Relojes Baby-G
Argos hizo posibles muchas de estas tendencias y los relojes Baby-G no fueron la excepción. Cumpleaños, bar mitzvahs, Navidades y buenas recompensas de trabajo se materializaban en la forma del reloj Baby-G de los años noventa. Hecho por Casio (que también produjo sus calculadoras class saviour), AÚN no podemos darnos el lujo de comprar un reloj para adultos, ¡así que tal vez éstos necesitan regresar! Además, la gráfica del chico corriendo estaba súper cool.

Pants de velour
De hecho, en el cambio de siglo, gracias a Juicy Couture, los tracksuits de velour hicieron posible llevar todo el espectro de colores de caramelo en la comodidad de un tejido que nos recordaba a las toallas de baño. Puntos extra si el tuyo tenía tu nombre bordado con Swarovski.

Ponchos
¿Qué nos enseñó Ugly Betty? Que nunca debes usar un poncho, puede dejar cicatrices en ti y en tus seres queridos de por vida. Pensamos que tuvimos suerte al escapar de estos. ¿Qué lugar tiene una prenda exterior de vestir que restringe el acceso de tu brazo en 2015?

La época indie de Pete Doherty 
The Libertines pudieron habernos dicho "Do not Look Back into the Sun", pero eso no significa que no podamos recordar el pasado por un minuto. Después del lanzamiento de su segundo álbum y su relación con una tal Srita. Moss, no pudimos escaparnos de Doherty y sus pantalones entubados, sus chaquetas, sus sombreros de ala y sus chamarras de baterista. Fueron el Kurt y Courtney de los dos miles, con cada uno de sus movimientos documentados en las páginas centrales del London Lite cada mañana. Eran tiempos más simples.

Faldas boho-chic
En la segunda mitad de los dos miles, la estrella de portada de i-D, Sienna Miller, saltó a la fama con una mezcla chic de faldas gitanas, sandalias de gladiador y cinturones de disco que se veían estelares. De lo que no nos dimos cuenta en ese momento era que SOLO SIENA MILLER se veía bien con eso. Topshop, Zara, New Look, etc. hicieron su agosto al hacer copias baratas de sus hallazgos de época para la chica de rock promedio con la esperanza de poder encontrar un poco de Notting Hill en su calle más cercana.

Botas Vaqueras
¿Por qué crees que siempre están en las tiendas vintage? Porque están mejor ahí acumulando polvo. A menos que tengas planes idealistas para dedicarte al rodeo, ¿por qué hacerlo? Los Flyknits de Nike son más cómodos de todas maneras.

Boas de plumas
A menos que vayas a una despedida de soltera, nadie debe llevar una boa de plumas. Naomi se tropezó con la suya en ESE show de Vivienne Westwood con sus botas de plataforma. Que eso te sirva de lección.

Guantes sin dedos
Michael Jackson, Karl Lagerfeld y Madonna hicieron que los guantes sin dedos se vieran bien. Nosotros no podemos. Fin de la historia. Para aquellos que utilizan la excusa de la necesidad práctica de su mano para usar el teléfono... simplemente háblenle a Siri.

Pantalones Hammer
Una búsqueda en YouTube nos lleva a un Ryan Gosling a los doce años dominando un recital de baile dentro de un par de increíbles pantalones Hammer. Eran básicamente pantalones de harén, pero consiguieron el apodo después de que MC Hammer alcanzara la altura de su popularidad a principio de los años noventa. Los amaba en lamé dorado y con eso por favor recuerda que es mejor dejar algunas cosas en el pasado.

Hombreras
La pesadilla en todo el país de cualquier uniforme escolar que ya de por sí nos quedaba mal fueron las espantosas hombreras en el blazer, pero mucho antes de esto (bueno, en los años 80) la gente llevaba hombreras exageradas como una declaración de moda. Incluso hicieron un pseudo regreso a través de la tutela de Christophe Decarnin en Balmain con los hombros puntiagudos.

Tatuajes temporales
El porqué pensábamos que una imagen de una Jigglypuff transferida a nuestra piel y que se desprendía en tan sólo unas horas era una buena idea, nunca lo sabré.

Pinza del pelo de mariposa
Después de haber frito, teñido, rizado, torcido y molestado a tu cabello, el toque final eran unas elásticas pinzas para el cabello en forma de mariposa. Si eran lo suficientemente buenas para Buffy, era lo suficientemente bueno para nosotros...

Bolsos Jane Norman
Los centros comerciales necesitaban a las niñas y esas niñas necesitaban a Jane Norman. Los vestidos imposiblemente cortos y los huggers a la cadera estaban tan pecaminosamente bajos que se podía ver el hueso de la pelvis. 

Bolsas Dior Saddle
Tan malas que eran buenas. Las bolsas Dior Saddle se convirtieron en un verdadero símbolo de estatus y una de las primeras It Bags de los años noventa y dosmil. Las Saddle han visto tristemente su última puesta de sol, ¡pero tienes que admitir que todavía se ven un poco cool!

Camisetas Hypercolor
Lo más parecido a la magia, bueno, en los años ochenta. Las camisetas Hypercolor cambiaban de color con el toque de tu mano. El pigmento era activado por el calor, pero ahora, cuando se puede ordenar una Uber Luxe con el toque de un botón, así que este tipo de cosas ya no te parecen tan emocionantes. Pero seamos honestos, una Hypercolor siempre tendrá un nivel de maravilla.

Naf Naf
Las Puffas y los tracksuits de la marca francesa eran auténticamente cool y los chicos de los años ochenta y noventa ahorraban dinero de sus trabajos sabatinos y los centavos de su cambio para poder comprarse una pieza de la marca generaron una oleada de imitaciones en los mercados por toda la nación.

Mochilas inflables de burbujas
Hoy en día puedes encontrar mochilas inflables de burbujas en uno de dos lugares. eBay o los sitios nostálgicos en Tumblr pidiendo su regreso. Puede que se te vea bien si eres Charli XCX o una estrella de Instagram que usa Nasty Gal y que le habla a sus fans dejándoles mensajes en sus teléfonos... si no, no va a funcionar.

Credits


Texto Lynette Nylander
Fotografía via