tommy dorfman es el actor queer de '13 reasons why'

Mejor conocido como Ryan Shaver del exitoso drama de Netflix '13 Reasons Why', Dorfman habla con i-D sobre pasar de ser un actor emergente a un defensor queer.

por André-Naquian Wheeler
|
07 Junio 2017, 3:50am

Nos encontramos con Tommy Dorfman en su casa en Bushwick en una día lluvioso. Viendo su cuenta de Instagram, la cual desde el estreno de 13 Reasons Why se disparó a más de 800,000 seguidores y está poblada de fotografías de Dorfman usando cosas alegremente queer como jumpsuits de género fluido y gafas de sol rosas, esperarías encontrarte con algo un poco… imponente. Pero no. Ahí estaba Dorfman con una playera blanca sin mangas y jeans negros. Se sentó con las piernas cruzadas en el sillón, jugando con su pitbull, que estaba tan molesto por el clima nublado como el resto de nosotros.

"Quiere estar afuera corriendo", dijo Dorfman, dándole al desanimado perro un pequeño beso en el hocico.

Dorfman está notablemente tranquilo considerando el alboroto que rodea a 13 Reasons Why de Netflix. Para todos aquellos desacreditando la serie por hacer atractivo el suicido, también hay muchos fans alabándola por detonar conversaciones francas sobre el tema. Sobre el show, una adaptación de la exitosa novela para jóvenes adultos del mismo nombre, Dorfman interpreta al abiertamente gay Ryan Shaver. Confiado y asustadizo, Ryan es uno de los diez estudiantes de Liberty High a los que Hannah Baker culpa por llevarla a cometer suicidio. Considerando la letanía de calamidades que Hannah sufrió, desde violación, hasta tener fotos inapropiadas de ella regadas por toda la escuela, la ofensa de Ryan es bastante moderada (*alerta de spoiler*: él roba un poema personal del diario de Hannah y lo publica en su zine). Pero, como la mayoría de los otros estudiantes, a Ryan le importa más asegurarse de que sus acciones nunca vean la luz del día sobre el hecho de que contribuyó a la decisión de Hannah.

Si Ryan tiene una característica redentora, es que evita ser un estereotipo gay. En una de sus primeras escenas, orgullosamente se hace llamar "un flacucho maricón que escribe poemas" mientras habla con Hannah Baker. Cuando Hannah, incómoda y conmocionada, le dice que él no puede usar esa palabra, Ryan rápidamente le responde: "Tú no puedes. Yo sí". Es un momento poderoso —un personaje adolescente gay escapando de esos cansados clichés victimizados y de clóset', quien envidiablemente está en paz consigo mismo.

"Esa línea no estaba en el guión originalmente", Dorfman recuerda, echándole un vistazo al barniz bronce que se está descarapelando de sus uñas. "Gregg Araki [el director] y yo estábamos conservando y le dije, '¿Puedo decir maricón?'. Simplemente sentí que debía hacer referencia a como las otras personas lo llaman, nadie lo llama 'chico gay' ".

Como si percibiéramos a alguien, en algún lado, tronándose los nudillos para escribir una objeción, Dorfman se refirió a su propia experiencia queer para explicar su razonamiento: "Siento que como una persona gay hay una posesión sobre esa palabra. Como, tomar esa palabra para que otras personas no la puedan usar para hacerme daño —no es que no sea dolorosa a veces".

Es este tipo de argumento elocuente (también habló sobre las 'burbujas liberales' y los ataques de Trump hacia los derechos homosexuales) lo que demuestra que Dorfman está bien versado en el panorama contemporáneo queer —y sabe con claridad dónde quiere situarse.

Más de i-D: 13 razones para ver 13 Reasons Why, la nueva sensación de Netflix

Habiendo crecido en el área de Atlanta, Dorfman siempre quiso ser un actor queer que hablara sobre los temas importantes y le diera a las audiencias una representación positiva. "No tenía interés en estar en el clóset por miedo de no ser seleccionado para algo", dijo, tallándose la nariz al reflexionar. "No habría sido capaz de sobrevivir si lo hubiera hecho de esa manera".

Dorfman no esperaba estar en el papel del 'Defensor Queer' tan rápidamente. Consiguió el papel de Ryan tan sólo un año después de graduarse del programa de actuación de Fordham University. El chico de 25 años se enteró de la audición por su roommate (quien también lo intentó). "Siempre he amado los dramas que duran una hora y los shows que están centrados en los personajes", Dorfman dijo con una sonrisa en su cara. (Parecía irradiar su pasión por 'el oficio'). "Dije, 'Este show es perfecto y quiero ser parte de él' ". Y así fue.

Para prepararse para un papel en un show que toca prácticamente cada faceta de las vidas de los chicos de la Generación Z —desde el sexting, a las drogas y las sexualidades fluidas— Dorfman tuvo que reeducarse sobre cómo es ser un adolescente. Acudió a sus primos adolescentes para que lo guiaran. Le confirmaron que los reyes y reinas de los bailes de hoy en día ya no son jugadores de futbol y porristas, sino los mejores jugadores en Instagram y Twitter. "Aprendí sobre los 'finstas' ", dijo con una risa, divertido con los nuevos matices de la adolescencia. "Son estas cuentas falsas de Instagram que los adolescentes tienen".

Desafortunadamente, ciertos fenómenos familiares aún acechan los pasillos de las preparatorias: bullying, alienación, acoso, y depresión. Fue fácil para Dorfman adentrarse en estas experiencias, ya que o pasó por ellas o conocía a personas que lo vivieron. "Reflexioné sobre la incomodidad de la escuela secundaria para mí", dijo. "Cómo todo se siente como si fuera la vida o la muerte. Ahora que tengo 25, recuerdo las cosas que me sucedieron y hoy en día probablemente no me afectarían… para nada".

Es bueno que Dorfman haya vencido sus inseguridades de preparatoria. Porque ahora está ayudando a adolescentes por todo el mundo a hacer lo mismo. Cuando la primer temporada de 13 Reasons Why se estrenó en Netflix en marzo, su elenco de jóvenes actores emergentes fue inmediatamente puesto en el radar. "Todos nos convertimos en defensores", explica Dorfman. "Ha sido muy significativo que jóvenes queer se me acerquen, adolescentes que viven en pueblos rurales o países como Brasil y Rusia donde posiblemente no sea aceptado ser queer". Hizo una pausa, de repente cohibido. "¡Es extraño hablar de esto!"

Ya se acostumbrará. Tendrá que hacerlo. Dorfman tiene un año muy ocupado por delante: está corriendo de sesión fotográfica en sesión fotográfica, volando a Europa para la Semana de la Moda de menswear, y dirigiéndose al norte de California por unas cuantas semanas para empezar a filmar la segunda temporada de 13 Reasons Why. La pregunta obvia es: ¿cómo proseguirá el show? Las 13 razones detrás del suicidio de Hannah han sido cubiertas y ya han lidiado con ellas. Ryan se mantuvo callado sobre el tema, no nos dio ni un susurro por respuesta. Tendremos que esperar para verlo.

Dorfman también está buscando nuevos proyectos, un flujo constante de audiciones se encuentra anotado en su calendario. Le pregunté si está preocupado por que lo limiten a ser 'el chico gay', y, como Ryan en esa primera escena, rápidamente me respondió. "Mi próxima audición de hecho es para un papel heterosexual".

Es eso. Por mucho que Dorfman diga que Ryan y él son bastante diferentes, los dos existen sin remordimientos como ellos mismos. "No me preocuparé por eso", dijo sobre balancear los papeles gay y heterosexuales. "No me puedo preocupar por eso. No me importa interpretar a alguien gay o heterosexual —mientras estén bien escritos. Si interpreto personajes gay por el resto de mi vida, ¡genial! Mientras sean personajes de verdad y no estereotipos". Se encogió de hombros, sin molestarse, y regresó a jugar con su perro.

Más de i-D: 5 nuevos y vitales filmes LGBTQ que ver

Credits


Texto André-Naquian Wheeler
Fotografía Leeta Harding