AAAA, obsesión por las máquinas

Uno de los actos en vivo más elaborados y complejos de la electrónica en México y habiendo tocado en Mutek y Boiler Room en 2014, a AAAA le espera un año aún más grande.

por Francisco Ventura
|
15 Diciembre 2014, 4:00pm

Durante muchos años Gabriel Barranco se ha dedicado a escribir y producir música electrónica con una complejidad enorme y una belleza notable, pero no fue hasta 2014 que salió a la luz pública bajo el alias de AAAA. Gabo tuvo un año bastante activo, arrasó con presentaciones en festivales como Mutek y Raymondstock. Publicó uno de los álbumes más interesantes que se hayan publicado en el circuito electrónico de la ciudad a través de Maligna (el sello discográfico de Ritualz), el aclamado "Shiva Watts". AAAA, un amante empedernido de las máquinas, cuenta con uno de los actos en vivo más elaborados y complejos que jamás haya observado, manipulando sintetizadores análogos en directo, modulando frecuencias para crear sonidos que son únicos, haciendo que ninguna de sus presentaciones sea igual otra. Antes de concluir el año, conversamos con él para recapitular:

Hola, Gabriel, este año te la pasaste en todos los festivales de la ciudad y el país, y para rematar el Boiler Room. ¿Cómo te sientes luego de este año tan intenso? 
Un poco sorprendido.

Tu música está repleta de melodías y acordes profundos ¿Cuál es el motivo real detrás de todo? ¿Qué sientes al escuchar las grabaciones terminadas?
Me gusta la armonía, el poder transmitir estados de animo distintos. Aunque también escucho música más cruda y de percusiones. El motivo está en cambio constantemente, a veces juego con la idea de poder llenar ese vacío que creo que tenemos algunas personas, y pienso que si me hace sentir a mi de cierta forma, quizás pueda hacer sentir a los demás de manera similar. Al terminar una rola no dejo de pensar si pude haber hecho algo para mejorarla, supongo que soy bastante crítico, por eso no toda la música que hago esta pensada para salir del disco duro o del set en vivo.

Recientemente tuviste una presentación en Boiler Room, donde literalmente fuiste observado por TODO el mundo, ¿qué se siente tocar en un foro de esa magnitud? 
Realmente toqué para mis amigos y las personas que me invitaron, la pase muy bien. Estoy agradecido con los que estuvieron ahí o intentaron ver el streaming, Naka Naka y Daniel tocaron muy bien, me sentí orgulloso al escuchar al talento local.

¿Qué te gusta hacer cuando no estás clavado en el cablerío de tu estudio? 
Soy bastante obsesivo, nadar y correr me ayuda mucho. Por mi casa hay algunos lugares padres donde suelo correr, estoy suscrito a un club donde tienen alberca. También tengo algunos amigos con los que practico una especie de ecoturismo, vamos al bosque o a la montaña y exploramos o algo así, me gusta mucho hacer caminatas prolongadas.

¿Sigues patinando? 
Casi no tengo tiempo y la verdad no era muy bueno, pero cada vez que veo una tabla me dan ganas de subirme.

¿Qué quieres aportar a la escena de la música electrónica? 
No lo sé exactamente. Lo que sí sé, es que cada vez hay mayor calidad. Últimamente estoy escuchando música electrónica nacional realmente buena, White Visitation, Ar-p, Macario, Ritualz, los sets en vivo de Siete Catorce, están subiendo el nivel. Creo que el querer hacer bien las cosas es importante, es lo que representa.

¿Hasta dónde quieres llegar? 
No sé, quiero ir a algún lado de vacaciones, tal vez al bosque.

AAAA

Credits


Texto Francisco Ventura
Fotografía Gran Studio 3000