estas fotografías capturan lo que se siente tener 13 años

La fotógrafa Betsy Schneider discute su enciclopédico proyecto de retratos 'To Be Thirteen'.

|
19 Julio 2017, 6:06pm

Justo antes de que llegara Facebook, la fotógrafa estadounidense Betsy Schneider tuvo la idea de fotografiar a todos los que conocía. La hija de Betsy acababa de nacer, y la había estado fotografiando cada día, documentando los cambios graduales en su apariencia. Aunque dice que "no es una persona sistemática", claramente se encontraba en modo enciclopédico. "Tuve la idea de un proyecto que integrara mi debilidad, que es ser social y conversadora con la gente —explica—, pero también pensé que debía tratar de fotografiar a alguien más aparte de mi hija". Escribió una lista de 400 personas a las que conocía, y fotografió a 250 de ellas "antes de quedarme sin energía y dinero".

Más de i-D : Los tiernos retratos de adolescentes en Nueva Zelanda.

Ese número de personas y la técnica que utilizó —tomando cinco imágenes de alta exposición de cada persona— se convirtieron en el fundamento de su proyecto más reciente: una amplia colección de cándidos retratos de adolescentes llamada To Be Thirteen. Realizada con la ayuda de una beca de la Fundación Guggenheim, las imágenes junto con un cortometraje de entrevistas se exhibirán en el Phoenix Art Museum en mayo de 2018. Las fotografías serán publicadas como un libro en septiembre (por Radius Books).

El punto de partida de Schneider, según explica en su declaración artística, fue un conjunto de preguntas que incluía: "¿Cómo se ve alguien de trece años?", "¿Cómo es tener trece años hoy en día?" y "¿Cómo se ven a sí mismos y al mundo los treceañeros?".

Comenzó fotografiando a su hija y sus amigos, luego se puso en contacto con los amigos de otros amigos a través de Facebook. "Hubo un momento en el que comencé a darme cuenta de que mi sector demográfico era muy limitado —lo que me hizo comprender los límites de mi propio mundo y hasta dónde podía llegar", explica Betsy. Al mismo tiempo, agrega: "No quería que fuera como un anuncio de Benetton. Quiero que quede claro que no estoy diciendo que este trabajo sea de alguna manera científico. Sólo es lo que sucede cuando encuentras a 250 personas utilizando cualquier medio que tengas a tu alcance para encontrarlas. Hay diversidad en ello, pero también hay limitaciones".

Más de i-D: 'Bang Gang': un retrato visual impresionante de la sexualidad de los adolescentes.

Las imágenes muestran una amplia gama de experiencias. Schneider conoció a niños de una escuela para sordos, a los miembros de un club de chicos y chicas de Phoenix, a una niña con una pierna protésica, y a niños "que juegan en equipos de fútbol después de la escuela". Pero las coincidencias entre ellos son más visibles, al menos superficialmente. En muchas de las fotografías de Betsy, los adolescentes llevan tenis Vans o sus patinetas. Les gusta Crepúsculo y también los cómics (según sus camisetas). Usan gargantillas, collares y tops de tirantes delgados. Llevan el pelo sobre los ojos, a menudo con mechones rojos o rosas. Muchos tienen brackets. Algunos llevan sus teléfonos celulares. "Harry Potter también moldeó muchas de las vidas de esos chicos —puntualiza Nancy—. Para mí, eso es realmente interesante".

"Una de las cosas que más me sorprendió fueron los chicos —continúa—, me sorprendió lo conscientes que estaban de que tenían que ser algo. Muchos se sentían muy asustados o desafiantes [ante el hecho] de que tenían que llegar a ser hombres. Creo que culturalmente, al menos en mi mundo, estamos muy concentrados en lo que les sucede a las chicas a esa edad, no es que haya que olvidarlo, pero creo que me sorprendió la vulnerabilidad y la angustia de esa edad para [los chicos]".

Sin importar el género, dice Betsy que algo que fue común en todos los chicos fue que no estaban particularmente interesados en ver las imágenes. "Creo que probablemente es algo que ha cambiado más en los últimos cinco años" —con la introducción de los teléfonos inteligentes— dice. Sus modelos nacieron en el cambio de milenio, antes del iPhone, pero ahora están inmersos en una cultura en línea dominada por las selfies. "Creo que ha habido un cambio enorme, incluso desde que eran muy pequeños", dice.

Más de i-D: Los primeros amores adolescentes: las fotos de Sian Davey.

Betsy también entrevistó a algunos de sus modelos ante una cámara, para escuchar lo que pensaban acerca de tener trece años. "Una de las preguntas que hice en el video fue: '¿Tener trece es estar grande?'. Fue interesante porque algunos de ellos querían saber cuál era la respuesta correcta, qué era lo que yo quería oír. Algunos de ellos me dijeron 'no', otros 'más o menos', y algunos más 'sí'. Muchos de ellos parecían estar conscientes de esta idea de que ser adolescente es un gran problema, pero no creo que ninguno de ellos, en general, haya empezado a experimentar la adolescencia de lleno todavía". La mayoría, dice, se sorprendieron de que alguien quisiera saber lo que pensaban.

Cuando Betsy creció, en los años 70, "en realidad se prestaba mucha atención a los niños y a que se expresaran". Era la época del álbum musical Free to Be You and Me. "Recuerdo haber pensado como niña en un salón de clases hippie: '¡Tengo cosas interesantes que decir!'. Y siempre he llevado eso conmigo. Algunos de estos chicos sintieron que de repente se les permitió hacer algo, que les estaba preguntando algo que generalmente no les preguntan".

betsyschneider.com

Más de i-D: Estas fotos de chicos adolescentes revelan su vulnerable belleza.

Credits


Texto Alice Newell-Hanson