el parís underground de la moda y el sexo

Pierre Ange-Carlotti es el fotógrafo francés que retrata la escena alternativa de la moda y la noche de París. En i-D hablamos con él sobre clubs nocturnos, la moda de la capital francesa y cómo crear una comunidad creativa a tu alrededor es lo mejor...

por i-D Staff
|
28 Mayo 2015, 7:35am

photography pierre-ange carlotti

El enfant terrible de la societé parisina, Pierre-Ange Carlotti, ha demostrado con su irreverente visión que sus fotografías, además de fuertes y provocadoras, son un documento social que habla de una realidad fascinante y oculta al ojo público. Una mezcla deliciosa entre el savoir-faire francés y la estridencia de la juventud donde la cultura nocturna y la moda se dan de la mano. Amigo de algunos de los iconos juveniles más importantes de la industria de la moda en la capital francesa, este joven fotógrafo se ha convertido en el documentalista predilecto de la escena alternativa parisina.

Eres de Córcega, pero vives en Paris actualmente. ¿Por qué Paris? 
Nací y crecí en Córcega. Nunca viajé mucho cuando era joven, pero vine a Paris en unas cuantas ocasiones durante mi adolescencia. Supongo que debe ser más natural, aunque no necesariamente más fácil, mudarse a una gran ciudad en tu propio país. Llegué a Paris después de graduarme en el instituto, cuando tenía 18, y digamos que me mudé de manera literal a esta ciudad, como si todo aquello que formaba parte de mi pasado ya estuviese hecho y tocase mirar hacia adelante. Sigo viviendo aquí porque todavía tengo algunos sueños por cumplir en Paris.

¿Cómo se vive desde dentro la escena de la moda parisina? 
La verdad es que me hace muy feliz ver esta nueva y creciente energía en la ciudad. El apoyo que nos damos los unos a los otros es una parte importantísima de lo que esta sucediendo en este momento, en la evolución de esta nueva escena dentro del mundo de la moda. Al final todo esto funciona porque hoy en día la moda lo incluye todo más allá de la ropa. 

Y es sin duda algo muy sexy en la actualidad porque se apoya en la música, la fotografía, el diseño y cualquier otra disciplina creativa. No es que nadie haya planeado esto, pero creo que lo nuevo en este contexto actual es que todo el mundo tiene tanto interés en sus propias capacidades como en las habilidades de los demás. 

¿Cuándo empezaste con la fotografía? ¿Hay un primer momento en tu carrera donde todo empezara?
No recuerdo muy bien el momento en el que empecé a sacar fotos por primera vez, aunque recuerdo perfectamente mi primera cámara. Fue un regalo de mi madre, una Spice Cam que aún tengo. En mi niñez era un fan fatal de las Spice Girls y solía coleccionar todo tipo de objetos inspirados en ellas. Recuerdo que hacía Polaroids de gente que salía en la tele, gente que me resultaba fascinante. Siempre tuve mucha libertad para escoger cualquier película que quisiera del video club para luego quedármelas durante semanas. Digamos que me enamoré unas cuantas veces en aquella época. 

Viendo tu Tumblr uno puede sentir de algún modo esa esencia del estilo de vida parisino. ¿Hay un carácter documentalista en lo que haces?
Me encantaría considerarme a mi mismo como un reportero. Creo fervientemente en lo que más me gusta, que es documentar mi vida y la de los demás. Me siento inspirado por toda esa gente con la que convivo, esa gente que no me hace dudar sobre el hecho de que todo aquello que crean debe ser mostrado. Quisiera que mis trabajos den una visión íntima de lo que éramos en el 2010 aquí y allá. Mi primer trabajo cuando tenía 18 era escribir en una revista de moda gratuita. En esa época escribí un libro llamado The Anal Penetration. Lamentablemente nunca fue publicado. 

Tanto tú como tu círculo de amigos formáis parte de esa generación de jóvenes talentosos en Paris. ¿Cómo se mezcla tu vida personal con el hecho de ser fotógrafo?
Esa es la cuestión: no hay una separación real entre mi vida y mi trabajo, pues lo que hago es sacar fotos de mi propia vida. Empecé a considerar la fotografía como un trabajo gracias a la moda. He trabajado para Jacquemus, pero Simon también aparece en mis retratos. Le saco fotos a Clara Deshayes para trabajos de moda y al mismo tiempo compartimos piso. Al principio no había trabajo sin ninguno de mis amigos de por medio y la verdad es que están bastante acostumbrados a salir en mis fotos. El tema es que en mis fotos del día a día no solo aparecen personas que tengan una actividad creativa o artística, me gustaría tener la posibilidad de hablar más sobre ellos, pero supongo que el trabajo te da más oportunidades. Tendría que hacer un libro en volúmenes. 

¿Hay alguien que tengamos que conocer en Paris?
Es difícil escoger una sola persona. Diría que Giovanni Leonardo Bassan. Es del 89 como yo, dibujante y pintor. En su trabajo puedes encontrar una gran sensibilidad para entender el cuerpo. Me encanta su sentido de lo homoerótico, muy masculino. Él es también uno de mis personajes preferidos para fotografiar. Vamos a exponer juntos en su estudio de Paris este próximo verano. 

¿Y un lugar al que debamos ir?
Tenéis que visitar Chartier 7 rue du Faubourg Montmartre para un late lunch. L'Embuscade 47 rue de la Rochefoucauld para tomar unas copas, te llevan a la perdición con sus cócteles de ron. Desgraciadamente en cuanto a clubs no puedes ir tan solo a uno y estar seguro de que vas a divertirte, así que habitualmente vamos a diferentes fiestas que se dan en la ciudad. Si te gusta la música techno debes ir a las fiestas de Dj's de The Kill y a Cockorico.

La desnudez parece ser algo importante para ti, no solo en tus fotos sino también en tus collages. ¿Qué es el desnudo para Pierre-Ange Carlotti?
Empecé a hacerme esta misma pregunta cuando comencé a tener una visión externa de mi colección de fotos. Me di cuenta que lo que parecía interesarme más era la desnudez. No solo por el sexo en si, más bien porque cuando me siento atraído por alguien esa atracción se hace más grande cuando la persona no está vestida. Es como que quiero coger un trozo de esa carne. 

Creo que el desnudo es importante para mí porque traduce la privacidad que comparto con la gente a la que le saco fotos. Debo decir que nunca he forzado a nadie a quitarse la ropa. En mis collages juego con la desnudez, eso es obvio. Estoy trabajando en una serie llamada Dickheads, creo monstruos con caras de polla y nombres tipo Tom Bottom, Super Stalker, Mega Fucker... Intento hacer que de algún modo tengan conversaciones entre ellos. Esta ha sido mi primera interacción consumada en el porno.

La homosexualidad, la moda y la cultura underground tienen una fuerte presencia en tus fotografías. ¿Sientes que estas ideas encajan con tu trabajo o hay una lectura más allá de lo obvio?
Nunca he pretendido mostrar un lado homosexual en mis imágenes, pero me enorgullece que lo hayas notado. Mi archivo esta repleto de chicos y chicas que son gays y lesbianas porque comparto mi intimadad con muchos de ellos. Mi lugar preferido para sacar fotos son los clubs, la noche, las discotecas y claro está, suelo divertirme mucho con mi pandilla de homosexuales.

¿Quién es hoy en día tu diseñador favorito en la ciudad?
Creo que mi tendencia favorita proviene de otra época, en el New York undergroud. De todos los hombres que hacían cruising e iban al Mineshaft por ejemplo. Soy muy de negro, cadenas y cuero. Si tuviese que vestir de alguien en Paris llevaría Vetements. Me gusta que la gente vista como recién salida de un afterparty. Yo suelo ir muy así también.

Estoy seguro que tienes cientos de historias de tus noches en Paris. ¿Hay alguna foto que tenga una en especial que sea importante para ti?
Mis padres tuvieron la gran idea hace 20 años de comprar un espacio vacío entre dos edificios en el distrito 10 de Paris. Construyeron esta increíble casa donde aún viven. Una vez estuvieron fuera por dos semanas y la casa se convirtió en el mejor hotel/restaurante/club de la ciudad. Una de esas noches Clara cocinó un ceviche increíble y nos emborrachamos con mezcal, eso era sobre las 11 de la noche. No recuerdo muy bien cual fue la razón de ese ridículo círculo al fondo de la foto pero estoy seguro que todos recuerdan tan poco como yo. Amo México. 

Descríbeme tu momento perfecto para hacer una foto.
Ese momento podría durar un par de horas o un día entero. Me gustaría empezar pronto al anochecer con unos cuantos amigos. Más tarde conduciendo a algún club y volviendo todos juntos a casa para tener una fiesta de pijamas gigantesca. Me encantaría estar ahí a la mañana siguiente, mientras todos duermen, me fascina sacarles fotos a mis amigos cuando duermen. Esperaría a que se despertasen y todo continuaría fuera, en una soleada tarde. Y después... quién sabe, quizás unas copas más tarde ese día volvería a repetirse.

Si tuvieses la oportunidad de hacerle fotos a alguna celebrity, ¿quién sería?
Sin duda cogería a Rihanna en su yate durante un fin de semana. Me gustaría también hacer fotos del artista contemporáneo Laurence Weiner, estoy obsesionado con él y con su trabajo. Una vez me lo encontré en Le Marais y nunca había visto a alguien con esa energía; es la persona más carismática con la que me haya cruzado nunca.

Para acabar, ¿dónde planeas pasar tus próximas vacaciones?
Estoy planeando un viaje de carretera por Italia, de Venecia al sur del país. Por supuesto estaré en Córcega como cada año en agosto.

Pierre-Ange Carlotti

@blackpierreange

No te pierdas:
*No todos los gays quieren ser "normales"
*Wolfgang Tillmans retrata a la comunidad LGTB de Rusia
*The Gay Men Project: La verdadera vida de los homosexuales

Recomendados


Texto Daniel Ortiz
Imágenes cortesía de Pierre-Ange Carlotti

Tagged:
Sexo
Cultură
Pierre-Ange Carlotti
LGTB
daniel ortiz