Publicidad

el poder de viajar para alcanzar el éxito

México, Brasil, Tokio o Kenia: tenemos que viajar para poder crear.

por Raquel Zas
|
15 Julio 2015, 10:55am

Fotografía Steven Meisel

Síguenos en Facebook para estar al día de todas las noticias de moda y cultura joven

Hace un tiempo os contábamos la importancia de tomarse un año sabático para encontrarse a uno mismo y adquirir la experiencia que tan sólo te puede dar conocer otros lugares. Dejar el calor maternal es todo un desafío en el que tendrás que enfrentarte a pisos de 7 personas, platos precocinados y horas y horas trabajando en un Burger King. 

Pero cruzar la frontera no tiene por qué ser tan sólo una aventura post adolescente con la mochila a cuestas, sino que también puede convertirse en una herramienta esencial para un trabajo creativo. Marcharte a otro país es tan importante para tu futuro laboral como lo es para tu desarrollo personal. Tenemos que viajar para poder crear.

Escritores, diseñadores de moda, artistas plásticos y todo tipo de creativos beben de otras culturas para crear sus mejores obras. Muchos turistas siguen viajando a Aracata en busca de Macondo, el pueblo imaginario en el que Gabriel García Márquez ambientó 100 años de soledad. África es uno de los continentes que más inspiran a la alta costura: Louis Vuitton utilizó en su colección otoño-invierno'12 tejidos procedentes de Kenia -concretamente tejido Maasai-. John Galliano, Dior o Jean Paul Gaultier también han apostado por los aires africanos para inspirarse en sus colecciones. El misterioso Saint Laurent estaba enamorado de Marrakech -lugar donde tenía una preciosa casa en la que pensaba sus diseños y organizaba fiestas con sus más íntimos amigos- y dedicó muchas de sus colecciones a esta ciudad. 

Tokio es una de las ciudades más inspiradores y con más futuro para el diseño y la tecnología, París es la cuna de las grandes casas de moda y Berlín disfruta de una perfecta sinergia artística perfecta para desarrollar una carrera -sin hablar de la calidad de vida a bajo costo-. En otro artículo te contábamos las oportunidades que te ofrece Dublín con respecto al sobresaturado Londres, igual que numerosas ciudades no tan populares pero que están -gracias a su continuo crecimiento- convirtiéndose en un referente: Melbourne, Toronto, o la exótica y mágica Río de Janeiro.

Loewe por JW Anderson. Fotografía de Jamie Hawkersworth

Aléjate de Londres o Nueva York, después de todo la mayoría de la gente con talento se está yendo al mismo maldito distrito, ¿por qué hacer tú lo mismo? Busca nuevos horizontes, tienes que tener perspectiva y saber qué lugar es un diamante en bruto. Piensa en Ciudad del Cabo, por ejemplo. 

Allí hay algunas excelentes escuelas dirigidas por grandes creadores que vienen de las agencias publicitarias más exitosas de Europa. Además de ofrecer una gran educación en diseño y creatividad, es una ciudad turística, ecológica y de servicios. Convivir con la naturaleza es una de las grandes inspiraciones para el diseño y el arte.

Tampoco es necesario ser diseñador o artista para poder trabajar viajando; el poder de Internet ha abierto una nueva forma posibilidad: los nómadas digitales. Ya seas redactor o fotógrafo freelance, blogger, instagramer, au pair o simplemente encuentres un trabajo en una granja: hay un sinfín de posibilidades ahí fuera mientras tú estás dando forma al sillón de tu casa. ¿Por qué conformarse con ver Callejeros Viajeros si puedes ir allí tú mismo?

Lo que quiero poner de manifiesto con todo esto es la necesidad de someter tu mente a nuevas realidades para fomentar una creatividad que se ve mermada si te estancas en un mismo lugar. Tan sólo hay que pensar en cuando visitas un museo o una galería de arte y las ideas empiezan a surgir de ti de una forma espontánea e increíble. 

Es el poder del paisaje ajeno, de una ventana a un mundo diferente, con la mirada de un niño que lo ve todo por primera vez. Por eso viajar es tan increíble, por eso debes salir de tu cueva y de esa zona de confort, porque el trabajo ya no es una excusa si se trata precisamente de crecer profesionalmente. ¿De verdad te vas a perder todo lo que está pasando ahí fuera?

No te pierdas:

*La importancia de tomarse un año sabático
*¿Te animas a cambiar el mundo?
*¿Es México el nuevo Berlín?

Recomendados


Texto Raquel Zas
Imagen Steven Meisel. Editorial An Interpretation para Vogue Italia julio'97

Tagged:
diseño
Cultură
creatividad
trabajo
Viajar