Publicidad

morrissey contra supreme: la historia de la disputa por una fotografía de terry richardson

El cantante se enfrenta a la marca -supuestamente- por haber patrocinado en el pasado a una empresa cárnica.

por Laura Vogel
|
17 Febrero 2016, 8:40am

Supreme se encuentra en una encarnizada batalla contra Morrissey, y todo a causa precisamente de la carne. El año pasado, Supreme contrató a Terry Richardson para que fotografiara una campaña con el ex líder de los Smiths llevando una de sus camisetas y, al parecer, Morrissey no quedó nada contento con las imágenes finales. La camiseta Supreme Celeb de la marca para la campaña primavera/verano'16 se lanzó la semana pasada y ayer Morrissey publicó la siguiente declaración en su blog True to You:

"Pido sinceras disculpas por la fotografía que Supreme ha publicado de mí esta semana. La sesión de fotos tuvo lugar en octubre del 2015, consideré que la imagen únicamente tendría cabida en una enciclopedia médica y rogué a Supreme que no la utilizara. Todo ello fue antes de que descubriera que Supreme había estado patrocinada por ese faraón de las hamburguesas de ternera que es White Castle. Enviamos un aviso legal a Supreme para que no utilizaran la fotografía a cambio de devolverles los honorarios cobrados por ella. Obviamente, Supreme ha ignorado la petición de mi abogado. No hay seguridad dentro del corredor de la ley".

Lee: Cinco marcas de skate que tienes que conocer
Lee: Miley Cyrus se desnuda para una revista española

Imagen via Instagram

Hace unos días, Supreme ofreció su versión de la historia publicando una declaración que dice, en parte:

"En julio de 2015 Supreme pidió a Morrissey que participara en una de sus campañas de camisetas. Se firmó un acuerdo que implicaba la participación del fotógrafo Terry Richardson. Tras ofrecer a Morrissey varias opciones de imágenes de la sesión de fotos, Morrissey las rechazó todas sin dar ninguna explicación".

"Por el contrario, Morrissey insistió en utilizar para la campaña una foto que él mismo se había hecho con una camiseta de Supreme. Al no poder utilizar esta imagen, Supreme continuó ofreciendo a Morrissey tres opciones muy razonables: 1) Tener que volver a hacer toda una sesión de fotos a expensas de Supreme, 2) Seleccionar una de las varias opciones de la sesión de fotos de Terry Richardson, 3) Devolver el dinero que Supreme había pagado a Morrissey".

Al parecer, el cantante ignoró todos los esfuerzos de la marca por salvar la campaña y luego, según dice afirma Supreme, "procedió a hacer la repentina y ridícula alegación de que puesto que Supreme había utilizado el logo de White Castle en una serie de productos en el pasado, y como Morrissey es vegetariano, el acuerdo quedaba supuestamente terminado".

Parece que, quizás, Morrissey no estaba muy contento con el crudo estilo de Richardson que le hacía parecer, según dice, "debilitado", y consideró que su vegetarianismo era una buena excusa para sacarse de la manga. Continuaremos al tanto de esta batalla.  

Recomendados


Texto Laura Vogel
Imagen vía Instagram