Imágenes cortesía de Pelonio Press

pepa salazar reinterpreta el mítico oso de tous para los fans del manga en su último desfile

Olvídate de los 'chokers' con cinta de raso que llevaban tus amigas en el instituto; lo nuevo de la diseñadora no tiene nada que ver.

por Álvaro Piñero
|
26 Septiembre 2018, 11:00am

Imágenes cortesía de Pelonio Press

Mientras París se inunda —literalmente— de modelos que caminan sobre el agua, bailarines retorciéndose bajo una lluvia de pétalos y geeks que resucitan los clubes más míticos y oscuros, en Madrid, Pepa Salazar se aleja del horario oficial de la semana de la moda de la capital —en la que, este año, los diseñadores presentaron sus colecciones p/v'19 en julio— para trasladarnos a un lugar donde todo es mucho más sencillo y contemplativo.

Ayer, la diseñadora tomó el Real Jardín Botánico de Madrid para mostrarnos su última propuesta inspirada en el imaginario más rural del folclore español. "La colección trata de cómo influye el entorno en tu idiosincrasia, en tu cultura y en tu manera de vestir. [...] Una de las inspiraciones [de la colección] fueron unos carnavales que vi en el País Vasco, en el que se construían personajes casi mitológicos con materiales del entorno como paja, sacos, etc.", asegura Pepa, que recurrió a la visión del artista floral Daniel del Valle para recrear el contexto del que nace la idea. Las modelos recorrieron la sala envueltas en viscosas, transparencias y sacos deconstruidos mientras marcaban el ritmo pisando las ramas que revestían las suelas de sus Air Force 1.

Sin embargo, una de las cosas que más llamaron la atención del desfile fueron los interminables complementos que acompañaban a los looks. En esta ocasión, Pepa Salazar ha colaborado con Tous, la mítica firma de nuestros recuerdos adolescentes 'dosmileros', y no solo ha trabajado con su colección Hold —que se compone de piezas combinables—, sino que ha diseñado una pieza exclusiva para la colección.

La firma de joyería le ha dado la libertad a la diseñadora para reversionar su emblemático osito, que, como nos cuenta, se ha convertido en un "pequeño diablo simpático que sonríe" para la ocasión. De esta forma, el emblema de la firma abandona su clásico y neutral rostro para adaptar una estética kawaii, influenciada por el incondicional amor de la diseñadora por el manga y el anime, entre los que destaca títulos como Akira, Ghost in the Shell, Death Note y la obra de Studio Ghibli.



Tagged:
Madrid
pepa salazar
primavera verano 19