todo lo que hemos aprendido de la nueva y sincera entrevista de billie eilish

La joven de 17 años se abre con 'Rolling Stone'.

por Alim Kheraj
|
01 Agosto 2019, 3:53pm

Image via Instagram

Además de lanzar uno de los mejores álbumes de este año y, en general, convertirse en una exitosa mega estrella, Billie Eilish ha redefinido lo que significa ser una estrella del pop. Desde escribir y producir completo su álbum debut con su hermano (en su habitación de la casa de sus padres), hasta romper nuestra noción de cómo debería vestir y actuar una artista del pop, Billie se ha convertido en la voz de una generación.

Por supuesto, ser el centro de atención no es fácil. Y aunque tiene abundantes beneficios, existen dificultades que la mayoría de nosotros ni siquiera podemos llegar a entender. Cuando combinas esto con un temperamento oscuro como el de Billie, volverse famosa es algo difícil de sobrellevar. Esto es algo de lo que habló con sinceridad en una reciente entrevista de portada para Rolling Stone. Y bueno, aquí está todo lo que aprendimos de esa conversación:

La dirección de su casa se filtró a las redes, lo cual es aterrador…
Sabemos que los fans más entusiastas pueden ser aterradores, y Billie dice que ella experimentó esto de primera mano después de que la dirección de su casa, el hogar familiar en el que creció, y aún vive, fuese publicado online. Ella dijo que aparecieron tres fans, incluido un viejo muy creepy. "Fue realmente traumático", dijo la joven de 17 años. “Ya no me siento completamente segura en mi casa, lo cual es jodido. Yo adoro mi casa".

Tiene síndrome de Tourette y sinestesia.
Si bien Billie ha hablado acerca de su síndrome de Tourette en el pasado, no sabíamos que también tenía sinestesia. "Cada persona que conozco tiene su propio color, forma y número en mi cabeza", dijo," pero eso es normal para mí". Al parecer, su éxito, Bad Guy, “es amarillo, pero también rojo, y el número siete". No es caliente, sino cálido, como un horno. Y huele a galletas”.

Ha sufrido de dismorfia corporal.
Mientras hablaba de sus primeros años de adolescencia, Billie explicó que experimentó períodos de severa inseguridad con su cuerpo. Recordó cuando se unió a una compañía de baile competitiva y cómo los atuendos que tenía que ponerse la hacían cohibirse. "Nunca me he sentido cómoda con ropa muy apretada", dijo. “Siempre me preocupaba mi apariencia. Ese fue el pico de mi dismorfia corporal. No podía mirarme en el espejo en absoluto”.


Una lesión de baile la llevó a un período de depresión y autolesión.
Después de romperse una placa de su cadera, su carrera de baile se vio truncada y eso supuso un gran shock para ella. "Creo que fue cuando comenzó la depresión", dijo. “Caí en un hoyo. Pasé por una fase de autolesión, no tenemos que entrar en eso. Pero lo esencial era que sentía que merecía sentir dolor".

Su agotadora gira mundial ha tenido un impacto real en su salud mental.
Al discutir la larga gira en la que se encuentra actualmente, que aparentemente durará hasta 2020, Billie dijo que odia dejar a sus amigos por períodos prolongados de tiempo, ya que siente que se está perdiendo todo. Esta preocupación le condujo a una semana de intensos ataques de pánico y ansiedad. "Simplemente no podía soportar el hecho de que tenía que irme de nuevo", dijo. “Parece que estás en un un limbo eterno. Como si no hubiera un final a la vista. Y, quiero decir, es verdad: realmente no hay final a la vista con las giras”.

Ella dijo que pasó una semana paralizada por el pensamiento de salir de tour: “Hubo un momento en que estaba sentada en el suelo de mi baño –esto suena deprimente pero así fue–, pero estaba sentada, tratando de pensar en algo que anhelar, y no podía pensar en nada. Dije, 'Tiene que haber algo'. Pero no había nada".

Afortunadamente, ha hecho algo al respecto.
Billie dijo que en realidad decidió ir a ver a un terapeuta para lidiar con la ansiedad que sentía por la gira. También pasó tiempo con Jackie O, y conduciendo su coche nuevo, al que había apodado “The Dragon”.

Para apoyarla en el tour, su familia y su equipo también han organizado un transporte específicamente para que sus amigos puedan volar y visitarla. “Tenía que asegurarme: ¿cuándo vendrán [mis amigos]? ¿Qué fechas exactamente?”, dijo. "Reservé los vuelos y los puse en el calendario; ahora lo sé y puedo pensar en eso para tranquilizarme".

Este artículo apareció originalmente en i-D UK.

Tagged:
Rolling Stone
billie Eilish