Publicidad

de mcqueen a raf simons: 5 momentos en los que la moda se rindió a la tecnología

Desde la era del espacio de los 60 hasta el ballet de robots armados con espráis de pintura, así es cómo varios visionarios de la moda han utilizado la tecnología para crear un nuevo mundo en código binario.

por Emily Manning
|
04 Mayo 2016, 9:45am

El pasado lunes tuvo lugar la Met Gala 2016, la gala benéfica que organiza el Instituto del Vestido del Metropolitan Museum de Nueva York, y en cuya alfombra roja se reúnen las celebrities del momento y la élite de la industria de la moda para celebrar la inauguración de la última exposición del Instituto, cuyo tema este año era Manus x Machina: Fashion in the Age of Technology. 

Aunque los invitados no están obligados a vestir a juego con el tema, muchos de ellos lo hacen (un ejemplo es el pelo punk inspirado en los Sex Pistols de Miley Cyrus o el vestido de alta costura chino de Rihanna que dio pie a tantos memes el año pasado). 

Lee: Balenciaga se adelanta al futuro de la moda
Lee: 10 momentos para entender la MET gala 2016

Imagen vía @nicolasghesquiere

Siendo conscientes del gusto de la gala por el mundo cibernético —y el hecho de que uno de los nerds de la tecnología más elegantes del mundo de la moda, Nicolas Ghesquière, sea su copresidente— no fue una sorpresa ver tantos looks de Louis Vuitton, con Taylor Swift, Alicia Vikander y Jaden Smith de embajadores. 

Como pequeño homenaje a la gala de este año te ofrecemos un repaso de algunos diseñadores que se han inspirado en la tecnología antes de que se convirtiera en algo ponible e instagrameable.

Thierry Mugler otoño/invierno 1995
Las siluetas marcadas de Mugler siempre se han inclinado hacia la mecánica (piensa en el corsé inspirado en un Cadillac de 1989 o en el icónico corsé de motocicleta de 1992 que más tarde recuperó Beyoncé), pero una de las sensaciones de la colección otoño/invierno'95 puede que fuera su prenda cibernética más elegante, un traje robótico. Aunque el look fue creado durante el mismo año que Microsoft lanzó una enorme campaña de marketing para su sistema operativo más popular, Windows 95, Mugler se inspiró en una referencia un poco más antigua —la icónica película de Fritz Lang de 1927, Metropolis— para jugar con las intersecciones entre la tecnología, el sexo y el poder.

Courrèges primavera/verano 1964
No nos sorprende que el pionero de los 60 empezará su Carrera con Balenciaga, la firma de lujo que más se ha centrado en la innovación. Tras su separación en 1961, André Courrèges dejó al gigante español para seguir su propia visión de la moda de la nueva década. La colección de primavera del 64 de Courrèges sigue siendo una de sus colecciones más radicales, donde los vestidos supercortos y los trajes de pantalones ajustados se combinaban con botas, gafas y cascos de inspiración astronauta en color plateado y blanco. Con formas angulares y un esquema de colores sencillo, la colección de Courrèges se ganó el apodo de Space Age. Años más tarde, en 1969, se aventuró a innovar fuera de la industria de la moda diseñando su propio coche eléctrico, La Bulle.

Alexander McQueen primavera/verano 1999
Aunque McQueen suele mirar el pasado de forma crítica (acordémonos de su colección de graduación en Central Saint Martins inspirada en Jack el Destripador y su Highland Rape de 1995 cargado de connotaciones políticas), también ha encontrado la forma de introducir los avances tecnológicos en la industria. Parece que con la llegada del nuevo milenio se puso a tejer con cables, pues dos de sus colecciones de 1999 luchaban contra la humanidad de la inteligencia artificial. Shalom Harlow se puso entre dos robots armados con un espray de pintura y nos demostró de qué le había servido su formación como bailarina clásica con unos movimientos poéticamente coordinados con los de las máquinas, en lo que sigue siendo una de las obras de performance más emotivas que se han presentado en sus desfiles  La siguiente temporada, McQueen creó obras escultóricas transparentas conectadas con circuitos de luces de neón.

Hussein Chalayan primavera/verano 07
El diseñador británico de origen turco-chipriota lleva tiempo utilizando materiales imposibles, como la chaqueta de papel Tyvek que Bjork luce en la portada de Post en 1995 o los delicados vestidos que vimos disolverse en su desfile de primavera/verano 16. Pero en 2007, Chalayan nos presentó una serie de prendas con formas que literalmente mutaban sobre la pasarela. Las creaciones de Chalayan se adelantaron a la impresión 3D y a los tejidos de fibra óptica que ahora vemos con más frecuencia sobre la pasarela. 

Raf Simons otoño/invierno 1998
En 1998, el diseñador belga se fijó en los pioneros del techno alemán, Kraftwerk, y en su disco de 1978, Man Machine, para crear un ejército que desfiló por la pasarela con camisas rojas, corbatas finas de color negro y el pelo engominado hacia atrás imitando el aspecto retrofuturista de la banda.

Recomendados


Texto Emily Manning

Tagged:
Alexander McQueen
Hussein Chalayan
Tecnologia
Raf Simons
raf simmons
andré courrèges
met gala 2016
manus x machina
gala del met
moda tech
moda y tecnología