Fotografía Joost Termeer.

estas divertidas fotografías dicen mucho sobre nuestra obsesión con la imagen

Joost Termeer nos cuenta cómo hemos perdido el contacto con la realidad.

por Sarah Moroz
|
18 Febrero 2019, 9:52am

Fotografía Joost Termeer.

"Cuando visité la Torre Eiffel en París, solo pude imaginar lo hermosa que se veía en las fotos que había visto, y lo fea que se veía frente a mí", explica Joost Termeer en la introducción de su serie Esto me recuerda a una experiencia que nunca tuve. El fotógrafo holandés, de la escuela de arte de Utrecht, usa su trabajo para abordar la discrepancia discordante entre la moda y la realidad —un tema apropiado hoy en día— con hechos alternativos y noticias falsas, donde prevalece el escepticismo y la autenticidad parece casi insondable.

Las imágenes pueden ser falsas, pero también son una fuerza impulsora que aborda aquello que despierta nuestra curiosidad, y alimentan una especie de escapismo totémico que todos anhelamos. Termeer juega con la seducción de la ilusión es su trabajo tecnicolor. Fotografía el cuerpo de cerca, acentuando sugestivamente las gotas de sudor en la clavícula o los mechones de pelo en la parte interna del muslo. Los objetos que mira son tan brillantes que rozan la perversión, como la calidad de una manzana escarchada de una motocicleta, o los azulejos de las paredes como aqua como un póster de viaje para las Maldivas.

Termeer se presentó en Haute Photographie, una feria anual en Rotterdam (que se celebró del 7 al 10 de febrero) que mezcla obras de fotógrafos establecidos con jóvenes talentos emergentes. El trabajo de Termeer fue destacado entre estos últimos. Discutió la naturaleza indistinguible de lo real y lo falso, el atractivo de la estética publicitaria y el estímulo creativo de cualquier cosa, desde esculturas barrocas italianas hasta envasado de alimentos.

Tu Instagram se declara a sí mismo "vómito visual". ¿Qué significa este término para ti?
Agregué esa descripción hace un tiempo porque un diseñador gráfico me pidió que hiciese una fotografía, pero primero tuve que convencer a su socio de negocios, que reaccionó a las imágenes de mi iPhone diciendo algo como: "Me gusta su punto de vista, pero la mayoría de las imágenes son bastante descuidadas y están mal editadas". Así que quería dejar claro que gran parte del contenido no está terminado; son imágenes de alta definición, pero solo algunas cosas visuales interesantes. Prefiero mi perfil para mostrar mi visión del mundo en lugar de solo imágenes profesionales.

1549909308127-JJT_this-reminds-me_28

¿Cómo juegas con el color? ¿Creas una paleta saturada desde el principio o aumentas la saturación en la edición?
Es una mezcla de ambos. Creo una paleta de colores desde el primer momento, pero cuando finalizo la edición, también miro cada color y trabajo para hacer que cada uno tenga el tono o la intensidad perfecta. Usualmente prefiero el contraste: un azul más cálido, un rojo más frío. O desaturar un cierto color para hacer que otro destaque más. Cada imagen pasa por ese proceso: editar cada color de forma individual hasta que pienso que está correcto.

¿Cómo calificarías el papel del humor o la exageración en tu trabajo?
El humor y la exageración son de vital importancia, pero no quiero que sea el punto principal de mi trabajo. El humor puede tener cierta franqueza, una franqueza que capta tu atención. En cuanto a la exageración, quiero que mi trabajo haga referencia a la realidad más realista, la de las imágenes más comunes que vemos a nuestro alrededor todos los días: los anuncios. Es curioso lo cercanas que parecen estas imágenes a nuestra percepción de la realidad cuando, de hecho, generalmente están muy lejos de ella, pero aún así nos las creemos. Todo el mundo puede imaginar una puesta de sol en la costa de Hawai, pero dudo que alguna vez se vea así. Hemos sido, a través del cine, la fotografía y otros medios de comunicación, educados en torno a una realidad de ensueño. Quiero reconstruir tal realidad. Al mezclar algunos aspectos surrealistas con imágenes muy realistas, mi trabajo sostiene la ilusión. Creo que es una fortaleza que mi trabajo se vea muy real y muy falso al mismo tiempo. Me inspiro mirando a mi alrededor, caminando por ferreterías o supermercados. Nos gustan las tazas con fotos de ciudades soleadas, nos gusta que un restaurante griego tenga pilares falsos pintados en las paredes: nos gusta que nos alimenten esas realidades de ensueño. Nos gusta que nos lleven por un segundo a otro mundo donde las cosas parecen mejores o más hermosas. Para mí, esas imágenes representan una representación de un mundo diferente que ha sido creado por alguien.l

1549909451067-JJT_this-reminds-me_23

¿Piensas en la fotografía de manera diferente cuando haces un producto a partir de ella, como un sillón, o tiene que considerar el espacio dimensional para una instalación?
El proceso de la fotografía en sí es la mitad de la diversión. La otra mitad surge cuando me pregunto en qué podría convertirse una imagen, de modo que la fotografía es básicamente un material con el que puedo trabajar. Esperemos que este proceso de convertir las fotografías en un objeto evoque una pregunta: ¿cómo nos relacionamos con la fotografía o el arte cuando se ha convertido en un producto o un objeto? ¿Juzgamos el objeto sobre sí mismo, o la fotografía? ¿Acaso lo consideramos arte?

En "Esto me recuerda a una experiencia que nunca tuve", reflexionas sobre la disparidad, muy relatable, entre la imagen de algo icónico, como la Torre Eiffel de París, en relación con su decepcionante realidad en 3D. ¿Crees que el hecho de que la fotografía haga las cosas más grandiosas que en la vida real es, en última instancia, más problemático que un escapismo beneficioso?
El filósofo francés Jean Baudrillard teorizó que estamos viviendo en un mundo en el que hemos perdido contacto con todo lo que es real. En cambio, hemos basado nuestra realidad en cosas que nos hemos creado nosotros mismos; copias de cosas que hemos visto en algún lugar o escuchado de alguien. Él llama a este mundo una hiperrealidad, donde las cosas han perdido su significado original y, en cambio, han adquirido nuevos significados. La copia se ha convertido en el original. Todas esas copias son ahora códigos y modelos con los que moldeamos nuestra realidad. Y la fotografía juega un papel importante en esto. No creo que sea realmente malo, pero creo que causa más problemas que beneficios en general.

1549909352667-JJT_this-reminds-me_07

¿Qué fotógrafos u otros artistas de cualquier medio admiras?
Soy un gran fan de Wolfgang Tillmans. De hecho, empecé a estudiar fotografía después de que mi mejor amigo me mostrase una revista con una serie de fotografías que hizo de cuellos de hombres. Había algo en estas imágenes súper ordinarias, bellamente recortadas y bastante sensuales que me hicieron creer que podía convertir mi amor por la fotografía y mi voluntad creativa en algo más grande. Siempre he estado profundamente enamorado de su trabajo. Además, ¡la fotografía de comida de cualquier lugar entre 1950 y 1980 me resulta muy interesante! ¡Y la Toiletpaper magazine!

¿Qué más te inspiras más allá de la fotografía?
Me inspiro en la práctica de la escultura. En arte contemporáneo, mi gran sueño es ser testigo de una obra de arte de Christo y Jean-Claude. La forma en que envuelven los edificios, los árboles, las costas o las islas en tela parece tan absurda; tratando de ocultar algo que solo se hace más visible por eso. Yo diría que tengo un fetiche (no sexual) para el material, específicamente el tejido. Por eso me encantan muchas de las esculturas de mármol de Bernini: los increíbles y finos detalles en el cabello, los músculos, la piel, las expresiones faciales.

Además, me inspiro mucho en los anuncios, sobre todo de coches; los materiales brillantes, los paquetes de alimentos, los años noventa y 00 y los elementos que parecen poco naturales, creados o falsos. El contraste entre la naturaleza hermosa e indomable y el mundo cuidadosamente construido en el que nos movemos es una fuente inagotable de inspiración para mí.

Esa parodia de la cultura de consumo, especialmente el elemento turístico, evoca a Martin Parr. ¿Cuánto te ha marcado su trabajo?
Soy un gran fan del trabajo de Martin Parr. Su uso del color y el destello en situaciones de luz diurna ha inspirado mis elecciones estéticas a lo largo de mis años en la academia de arte. Sé que también ha estado fotografiando en los lugares que he visitado, y que nuestra estética y nuestros temas tienen mucho en común. Cuando comencé mi proyecto de graduación, me dije a mí misma que no podía hacer fotos a cosas que ya había fotografiado Parr, pero eso fue imposible, por supuesto. Siempre he tratado de meterme mucho en la imagen recreando recuerdos, encuentros y experiencias de mis viajes a mi estudio en los Países Bajos. De esa manera, tendría control total sobre lo que estaría en la imagen y podría tratar de combinar esta hiperrealidad con imágenes de mis viajes para disolver algunos límites entre lo que es real y lo que no lo es.

1549909412276-JJT_this-reminds-me_16
1549910068661-JJT_sarah_ID_02
1549910081462-JJT_this-reminds-me_06

Este artículo apareció originalmente en i-D US.

Tagged:
Joost Termeer