de londres a hungría: salir de fiesta es el acto de rebeldía más universal

La serie de la fotógrafa Wanda Martin compara su trabajo de la escena subcultural de Londres con las fiestas subversivas de los sesenta durante el Telón de Acero, que su padre documentó cuando tenía su edad.

por Charlotte Gush
|
06 Junio 2016, 8:10am

Puede que la fotógrafa Wanda Martin y su padre, el también fotógrafo Gábor Martin, vivieran la década de sus veinte años a 1600 kilómetros y más de cuarenta años de distancia —Gábor durante el Telón de Acero en la Hungría socialista de los setenta y Wanda en el Londres de hoy— pero la serie que han puesto en común y que documenta la vida nocturna y la cultura joven, nos demuestra que el deseo de salir de fiesta es tan atemporal como universal.

Lee: Amor, intimidad y juegos prohibidos: la otra cara de los estudiantes de Yale
Lee: Los adolescentes luchan contra el aburrimiento en la ciudad más remota del mundo

"Me metí en la escena subcultural que puedes ver en la actualidad en ciertas noches y clubs del este de Londres ", nos cuenta Wanda. "La gente que participa en ella y las propias fiestas reflejan las subculturas que comenzaron nuestros padres como forma de rebelión contra el régimen político y para expresar su descontento. Lo que mueve a la juventud siempre ha sido lo mismo: el deseo por olvidarse de la realidad —el trabajo, los problemas del día a día— y disfrutar de unas horas libres para pasarlo bien, bailar, beber y enamorarse, sin tener que preocuparse por el régimen político que les gobierna".

Wanda ha seguido los pasos de su padre como fotógrafo, pero no se había imaginado que su proyecto sobre la vida nocturna acabaría funcionando como complemento de una serie sobre la escena beat del este de Europa que su padre hizo cuando tenía su edad y en la Hungría socialista. "Cuesta mucho distinguir las fotos de ambas series, y pensamos que eso es una perfecta prueba de cómo la rebelión se encuentra en el ADN de cualquier cultura juvenil, incluso a falta de una causa", dice ella. Las imágenes se publican juntas, siendo las de la izquierda de Gábor y las de la derecha de Wanda.

"Los que vivimos nuestra adolescencia 'rebelde' durante el Telón de Acero recordamos lo difícil, o más bien lo imposible imposible, que era conseguir las prendas que eran tendencia en Occidente, los vinilos y discos de música beat u otras muestras de cultura", explica Gábor Martin. "A todos nos flipaba la tela vaquera, pero en los institutos húngaros de los setenta, de aproximadamente unos 400 estudiantes solo tres tenían unos pantalones Levi's o Lee. El régimen político sospechaba de cualquier cosa que viniera de occidente, pues podía 'corromper la mente de la juventud'".

Al describir la naturaleza de la rebelión en la Hungría de los setenta, Gábor dice que "era exactamente lo opuesto a las subculturas/culturas juveniles de occidente. Por ejemplo, los hippies en Estados Unidos se estaban rebelando en contra de todos los aspectos de la sociedad conformista, mientras que bajo el régimen socialista nos rebelábamos en contra de la falta de bienes, la represión política, la libertad de expresión y de prensa y los bajos niveles de vida".

"La música beat para nosotros era una experiencia de éxtasis, no podíamos dejar de imaginarnos cómo de diferentes podían ser las cosas en los países de occidente basándonos en lo que deducíamos por la música", continúa Gábor. "Solo teníamos la oportunidad de escuchar algunas canciones beat una vez a la semana, los sábados por la tarde en Radio Free Europe/Radio Liberty, que se transmitía desde Múnich, pero obviamente la emisora estaba prohibida y por lo tanto la transmisión se oía distorsionada. La otra forma de poder escuchar música beat era a través de los discos que se traían de contrabando desde Yugoslavia. Os podéis imaginar lo atractiva que era esta 'música occidental' para nosotros, como una especie de símbolo de una vida mejor con la que solo podíamos soñar en ese momento".

Gábor Martin y Wanda Martin

Recomendados


Texto Charlotte Gush
Fotografía Gábor Martin y Wanda Martin

Tagged:
Europa
Cultură
Londres
blanco y negro
Hungria
subculturas
gabor martin
wanda martin