¿qué es una relación anárquica y por qué debería probar a tener una?

¿La monogamia no funciona para ti? Tal vez necesitas probar una relación anárquica.

|
16 Enero 2019, 9:28am

Fotograma de 'Castillos de cartón'.

En noviembre del año pasado, Louis Theroux regresó a nuestras pantallas con aplomo torpe. En una serie de documentos de la BBC, Theroux, por lo general con buenos modales, ofrece una ventana a lo que la emisora subtituló "Cómo la América moderna lidia con el nacimiento, la muerte y el amor". El primero, Love Without Limits, versaba sobre el poliamor y fue, como era de esperar, muy popular.

A la comunidad poli online no le pareció tan divertido, pues la imagen que se daba de estas personas era un retrato friki y superficial de la realidad, en lugar de debatir sobre una tendencia cada vez más en auge que se alejaba bastante de un intento serio de discutir un tema tan mal presentado. Luego hubo quienes se sintieron completamente ignorados, como un espectador que condenaba el acto "criminal" de "no [pasar] tiempo con un solo-poli o con alguien que tuviese una relación anarquista" durante la serie.

Decir que el poliamor se ha abierto camino en la forma en que nos relacionamos hoy en día no es una sorpresa para nadie: no lo practicas ni conoces a nadie en tu círculo más próximo que lo practique, pero tienes una idea clara de lo que es. Pero el poliamor, que a menudo se describe erróneamente como "hacer trampa y salirse con la suya", no es un término general; y a medida que la complejidad de nuestras relaciones crece, también lo hace el vocabulario que utilizamos para describirlas.

La primera vez que me encontré con el término "relación anarquista" fue en esta pieza de The Guardian a fines del año pasado. Antes incluso de leer, me detuve; suspiré; me estremecí. Sin embargo, una excavación más profunda disipó mis prejuicios de que la "anarquía de las relaciones" existiera únicamente como astuto truco para que los "anarcocapitalistas" pudieran follar.

""El consenso más común parece afirmar que la 'relación anarquista' implica el rechazo de jerarquías socialmente impuestas o heredadas dentro de las relaciones, rechazando la priorización de las relaciones que dichas jerarquías exigen".

Dicho esto, indicar exactamente qué es una relación anárquica (o RA) no es tarea sencilla. El consenso más común parece ser que la RA implica el rechazo de las jerarquías socialmente impuestas o heredadas dentro de las relaciones, rechazando la priorización de las relaciones que requieren dichas jerarquías. Para muchos practicantes de la RA, una amistad íntima y platónica podría ser tan valiosa como una pareja. Este concepto no será ajeno a los miembros de la comunidad LGBTQ +, donde las prácticas de sexo y relación "anárquicas", bajo varios nombres y formas, han sido históricamente comunes.

No está exenta de áreas grises, como lo demuestran los subreddits como r/relationshipanarchy, donde los usuarios postulan y debaten situaciones, hipotéticas o reales, donde la RA se cruza con cuestiones de responsabilidad sexual, ética e incluso monogamia, a pesar de que se lo califica como "el nuevo poliamor". Una minoría significativa de los profesionales de la AR intenta reconciliar lo que podría considerarse una práctica de relación monógama con los valores de la AR.

En términos sencillos, "se trata de crear relaciones según mis propios términos, y trabajar para desmontar todas las presiones sociales a las que nos vemos sometidos en nuestras relaciones. Se trata de crear las relaciones que quiero desde cero, en lugar de seguir un camino preconcebido", explica Aja Jacques, modelo y artista con sede en Berlín.

Como muchos de los que tienen una RA, Aja entró en contacto con la filosofía a través del poliamor. Durante su primera relación con una pareja no monógama, descubrió el libro Opening Up de Tristan Taormino. En él, Taormino habla "de muchos tipos diferentes de estructuras de relaciones no monógamas, acompañadas de entrevistas con parejas en cada una de ellas; leerlo me hizo darme cuenta de que quería ser poliamoroso", dice Aja.

"Lejos de ser una llamada al narcisismo sin sentido, la RA podría ser considerado como un enfoque consciente y autodeterminado de lo que tú y tus compañeros queréis de una relación".

Sin embargo, no es necesariamente un término cerrado a interpretaciones: "la anarquía de las relaciones se trata de eliminar todas estas estructuras, y de no tratar las relaciones como la sociedad espera. A menudo siento que algunas de mis relaciones terminan pareciéndose a algunas heteronormativas, pero eso sucede porque yo y mis compañeros lo desean. Sigo respetando los valores de la anarquía relacional”.

Entonces, ¿qué son exactamente estos valores? ¿Dónde está el libro de reglas de oro que declara solemnemente lo que es válido y lo que no bajo la bandera de las RA? Lo más parecido a esto es el Manifiesto Anarquista de las Relaciones, de Andie Nordgren. Publicado por primera vez en 2006 y traducido al inglés en 2012, el manifiesto transpone los principios fundamentales de la anarquía política al dominio de las relaciones. Entre los mandamientos hay cosas como, bueno, que no hay mandamientos: "Sus sentimientos por una persona o su historia juntos no le dan derecho a mandar y controlar a un compañero para que cumpla con lo que se considera normal hacer en una relación". O compromisos, para el caso: "El amor no es más" real "cuando las personas se comprometen mutuamente porque es parte de lo que se espera". También se aleja de la conversión del amor en un bien escaso, "[cuestionando] la idea de que el amor es un recurso limitado que solo puede ser real si se restringe a una pareja. Tienes la capacidad de amar a más de una persona, y una relación y el amor que se siente por esa persona no disminuye el amor que se siente por otra".

El impacto y la amplitud futura de la RA es difícil de prever, y es obvio que no es una opción necesariamente para todos, ya que requiere mucha madurez, habilidades de gestión del tiempo y, además, comunicación abierta. Pero Aja cree que este es quizás el mayor atributo positivo que podría ofrecer: "si se hace bien, realmente aumenta la comunicación en las relaciones. Así que espero que cuantas más personas adoptemos este estilo de relación, más nos comunicaremos en nuestras relaciones y nos acercaremos a ellas desde un lugar más consciente". Lejos de ser una llamada al narcisismo sin sentido, la RA podría considerarse mejor como un enfoque consciente y autodeterminado de lo que tu y tus compañeros deseáis de una relación. Como lo expresa Nordgren, no se trata de "no comprometerse con nada, se trata de diseñar tus propios compromisos con las personas que te rodean y de liberarlos de las normas que dictan que ciertos tipos de compromisos son un requisito para que el amor sea real".

Este artículo apareció originalmente en i-D UK.