por qué esta obra de frida kahlo cobra hoy más importancia que nunca

Una de las piezas más políticas de Kahlo llega a Estados Unidos en pleno debate político sobre la inmigración latina.

por Annie Armstrong
|
12 Julio 2016, 10:15am

IMAGE 3: Self-Portrait on the Border Line Between Mexico and the United States, 1932, by Frida Kahlo

Durante los últimos meses, la discusión nacional sobre la inmigración mexicana-estadounidense se ha desviado -gracias a Donald Trump- hacia la insensibilidad, el racismo y el mal gusto. Esto se debe en gran parte a la campaña del republicano en contra de la inmigración, y su ignorancia contundente hacia la cultura mexicana. El Museo de Arte de Filadelfia pretende poner en el punto de mira la consciencia mainstream estadounidense a través de su nueva exhibición Paint The Revolution: Mexican Modernism 1910-1950. La exhibición tendrá a aclamados artistas como Diego Rivera, Rufino Tamayo, José Clemente Orozco, y por supuesto, Frida Kahlo, amplificando la importancia que tuvo el movimiento modernista mexicano en la progresión de la historia del arte.

El museo hizo una alianza con el Museo del Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México para dar a estos artistas la proyección que merecen sus obras. Gran parte del trabajo se mantiene todavía actual en referencia al clima político que se vive hoy en día, un buen ejemplo de ello es el autorretrato de Kahlo de 1932, Autorretrato en la Frontera entre México y Estados Unidos. En él, las raíces florales representan la relación que tiene México con Estados Unidos, representando el primero el ciclo constante y natural de la vida y la muerte, mientras el segundo representa el paisaje impuesto por el avasallador avance de la tecnología. La exhibición también incluye tres murales de Rivera que fueron famosos en la Ciudad de México, convertidos al formato digital a tamaño real. 

El retrato de Kahlo no podría llegar a Estados Unidos en un mejor momento. Kahlo creó la obra cuando tenía 25 años, como un comentario sobre cómo el arte mexicano tendía a viajar hacia el norte, a los Estados Unidos, y podía perder sus raíces tradicionales. Tres años después, la pintora tuvo su primera exhibición individual en los Estados Unidos, y permanece como una de las pintoras surrealistas más famosas de la historia del arte.

Paint The Revolution: Mexican Modernism 1910-1950 estará en exposición en el Philadelphia Museum of Art del 25 de octubre al 8 de enero de 2017.

Recomendados


Texto Annie Armstrong
Foto cortesía de Philadelphia Museum of Art

Tagged:
mexico
arte
Cultură
inmigración
Frida Kahlo
arte mexicano