alexander wang convierte su desfile en una fiesta

El diseñador americano celebra el décimo cumpleaños de su marca con una fiesta de ensueño.

por Alice Newell-Hanson
|
14 Septiembre 2015, 1:00pm

Síguenos en Facebook para estar al día de todas las noticias de moda y cultura joven

Anoche, Alexander Wang cerró su desfile corriendo por la pasarela -con melena al viento y un rostro radiante- bajo una lluvia de confeti y delante de una pantalla enorme en la que podíamos leer su nombre con unas letras de casi dos metros de altura. Con motivo del décimo aniversario de su marca, la presentación de su nueva colección fue mucho más festiva de lo habitual y culminó con una after party como nunca antes la habíamos visto.

Cuando el desfile acabó, se abrió una cortina y pudimos ver el backstage repleto de bailarinas deslizándose por barras de metal en shorts y sujetadores con las iniciales 'AW' en la parte trasera y un '10' en las tetas. Algo increíble e impredecible.

Un grupo de camareras con la camiseta de Hooters (el famoso restaurante americano) repartían alitas de pollo y servían cócteles con nombres como 'Wang10derloving' [algo así como 'El amor tierno de Wang'] y todo esto mientras Tinashe, Lil Wayne y Ludacris se subían al escenario. Incluso las botellas de los bailarines estaban cubiertas de billetes de dólar personalizados con la cara del diseñador. 

La fiesta posterior, al igual que el propio desfile, era para divertirse y dar a la gente lo que quiere, y de esto Wang sabe mucho. Hablando acerca de la colección dijo: "No había un concepto ni una idea particular. Simplemente es una carta de amor a todas las chicas y chicos que me han apoyado en los últimos años".

"Empezamos cada temporada pensando en lo que hay de nuevo, lo que resulta innovador. La idea de modernidad", continuó. El resultado fue algo auténtico, sin pretensiones. Las prendas son simplemente cosas que querrás tener en tu armario, o versiones mucho más lujosas de diseños que ya tienes. 

Chaquetas moteras de cuero rojo y azul, pijamas de raso, pantalones de cintura baja, sudaderas con capuchas enormes, mallas por encima de la camiseta, faldas desgastadas y las sandalias cubiertas de clavos de metal: todas prendas muy diferentes, pero de alguna manera todo cobraba sentido. El sentimiento que ha generado esta propuesta es más la de "QUIERO ESO Y LO QUIERO AHORA", que la de una historia discernible sobre fuentes de inspiración e ideas abstractas. 

La colección no parecía regirse por una historia y la ropa se percibía como un grupo de prendas atemporales a la vez que actuales. Wang dijo que quería que fuera emblemática -algo que, diez años después de crear su marca, lo ha conseguido con creces-. Si necesitas una prueba, solo tienes que fijarte en los asistentes de la primera fila, entre los que se encontraban Kanye West, Lady Gaga, The Weeknd y Nicki Minaj. Como prueba de su amor y su respeto por el diseñador, la mayoría se quedó en la fiesta hasta altas horas de la madrugada.

No te pierdas:

*Alexander Wang relanza sus 10 diseños más famosos
*Alexander Wang nos habla sobre selfies, celebrities y Balenciaga
* Los 6 momentos claves de Alexander Wang en Balenciaga

Recomendados


Texto Alice Newell-Hanson
Fotografía Jason Lloyd-Evans

Tagged:
Alexander Wang
NYFW
New York Fashion Week
Alice Newell-Hanson
jason lloyd evans
primavera 2016
primavera verano'16