Publicidad

arvida byström y molly soda hablan sobre su libro de selfies censuradas

Instagram: aprende la lección. La pareja de artistas feministas nos presentan en exclusiva un adelanto de su próximo proyecto.

por Tish Weinstock
|
14 Abril 2016, 11:30am

Arvida ByströmMolly Soda se conocieron en internet donde la pareja entabló una sólida amistad. Las dos son feministas recalcitrantes que encontraron la fama online -Molly por la infiltración de sus selfies de desnudos y mensajes sexuales enviados a altas horas de la noche, y Arvida por su visión color pastel de la feminidad-. 

De esta forma consiguieron encontrarse la una a la otra en el paraíso digital. Aunque ya habían expuesto sus obras en el mismo espacio en alguna ocasión -como Girls at Night on the Internet de Grace Micelli. el proyecto que se traen entre manos es un trabajo conjunto con el que pretenden explorar la política de la censura online en relación con el cuerpo humano y cuestionar qué es lo que hace que una imagen sea "adecuada" en la era digital.

Molly y Arvida decidieron desarrollar su proyecto en forma de libro e hicieron un llamamiento irónico a Instagram en busca de imágenes que la plataforma hubiera eliminado por -supuestamente- violar su estricta normativa. Desde vello público hasta pezones y desde hiyabs hasta fluidos rosas, los resultados son muy variados, pero tendrás que esperar a que se publique el libro el año que viene para ver cuáles han pasado la selección. Nos pusimos en contacto con las artistas para hablar sobre sexo, censura y el poder de los selfies de desnudos.

Lee: Esta fotógrafa ha tenido que censurar todos sus desnudos en Instagram
Lee: El libro hecho a partir de fotos censuradas de Instagram

¿Cómo os conocisteis?
Molly Soda
: ¡Nos conocimos online! No nos conocimos en persona hasta después de haber decidido trabajar juntas en el libro.

¿Cómo surgió la idea?
M:
Si no recuerdo mal, a Arvida le acababan de eliminar una foto de Instagram y escribió un post expresando su frustración. Yo le comenté diciendo algo tipo: "Deberíamos hacer un libro (con las fotos que eliminan en Instagram)", luego ella me envió un mensaje, todo pasó muy rápido y de forma natural.

¿Por qué un libro?
Arvida Byström:
Me gusta la idea de poner todo esto en un libro para que nos podamos preguntar en 10, 20 o 50 años si algo ha cambiado.
M: El libro funciona como una especie de cápsula del tiempo. Cuando una imagen se elimina de Instagram se pierde, nunca te dicen qué imagen ha sido eliminada, simplemente te avisan de que una de tus imágenes ha violado sus términos. La eliminación provoca que esa imagen cobre más importancia, así que recoger todas estas fotografías "perdidas" o "destruidas" en un libro nos pareció una buena forma de conmemorarlas.

¿Qué tipo de imágenes os han enviado?
M:
¡De todo tipo! Algunas son muy explícitas y otras son más abstractas.

¿Os habéis llevado alguna sorpresa?
A
: La imagen que más nos sorprendió de lejos es una foto de una persona que lleva una yihab. El que la colgó había escrito algo que la gente podría haber malinterpretado como un mensaje con matiz terrorista, pero estaba muy lejos de sus intenciones.
M: Esa foto fue la que más nos sorprendió porque no hay desnudez ni desnudez implícita, ni nada explícito o violento, es un retrato.
A: A veces, ni si quiera se ve claramente que la imagen tenga que ver con el cuerpo humano, pero luego lleva un mensaje refiriéndose a un pezón y es eliminada.
M: También recibimos dos imágenes con un fluido rosa pegajoso sobre una mano.
A: Es interesante, porque muestra cómo funciona la sociedad; nos sorprende menos que eliminen imágenes de cuerpos femeninos que de hombres.

En relación al género, ¿habéis recibido más imágenes de mujeres que de hombres? ¿Están las imágenes de mujeres más relacionadas con la desnudez y las de hombres con la violencia? ¿Qué conclusiones habéis sacado?
M:
Diría que hemos recibido más imágenes de individuos que se identifican con el sexo femenino únicamente basándome en el hecho de cómo las mujeres utilizan internet y tienen más tendencia a fotografiarse a sí mismas. No hemos recibido ninguna imagen que podríamos considerar "violenta".
A: Estoy segura de que se eliminan imágenes que tienen que ver con la violencia, incluso he leído un artículo sobre gente que se dedica a eliminar imágenes de decapitaciones y otras fotos y vídeos horribles que se publican en grandes plataformas. No creo que esas cuentas estén interesadas en nuestro trabajo, por eso no hemos recibido nada de eso. Nuestro libro estará más centrado en el cuerpo, la feminidad y los problemas asociados con el cuerpo cuando se muestra en un espacio privado vs. público.

A ambas os han eliminado imágenes, ¿qué se siente cuando te dicen que tu cuerpo ha violado de algún modo el código de una enorme empresa dominada por el sexo masculino?
M:
A estas alturas ya no me enfado. Llevo online el tiempo suficiente como para saber lo que van a eliminar y cuando lo hacen no me pilla por sorpresa. Estas aplicaciones/páginas web no son nuestros amigos, pero aun así las utilizamos porque de algún modo nos sentimos atados y dependientes de ellas. Permiten que otros puedan acceder a nuestro trabajo e ideas, son herramientas valiosas a pesar de ser un sistema muy imperfecto.
A: Yo también llevo siglos online, de adolescente me sentía muy insegura, odiaba mi cuerpo, etc., ahora tengo una relación visión mucho más relaja de mi aspecto, pero el hecho de que una empresa me contradiga en ocasiones no me sorprende. Esas empresas están construidas sobre la idea de que el cuerpo es útil para vender productos. 

Sin embargo, encuentro muy interesante cómo se demoniza o se decide lo que no debería exponerse a la gente joven, porque normalmente se sigue el argumento de que hay que "mantener a nuestros chavales a salvo", pero podríamos argumentar también que ver únicamente un tipo de cuerpo (desnudo o no) es en realidad más prejudicial que ver diferentes cuerpos desnudos (y vestidos) de vez en cuando.

A: El otro día publiqué una foto que creí que iban a eliminar porque se veía mi zona púbica. Llevaba pantalones y no se me veía el pelo por los lados de las bragas (aunque está claro que tengo pelo ahí). Tenía la silueta de un corazón cortada en medio de los pantalones donde sí que se veía mi vello púbico, pero como no estaba por los lados o por arriba no la eliminaron. Lo curioso es que es lo más cerca que he estado de mostrar mi vagina. 
M: ¿Crees que esas mismas fotos serían retiradas si no hubiera nada de vello púbico?
A: No, seguro que no, hay un montón de chicas bien depiladas que muestran gran parte de su cuerpo y esas fotos no se retiran. ¿Dónde deberíamos establecer la línea?
M: Empiezas a preguntarte qué cuerpos son los más aceptables. Algunos cuerpos son más "adecuados" que otros; sería interesante ver qué pasaría si se hiciera la misma foto con cuerpos diferentes, me pregunto qué fotos serían eliminadas.

En el caso de imágenes de cuerpos de mujer, ¿hasta qué punto creéis que influyen factores sexuales en la decisión de censura de Instagram?
M:
El cuerpo de la mujer está constantemente relacionado con el sexo porque se ve como un objeto, en este sentido se convierte inmediatamente en algo sexual, sea o no esa la intención y aparezca o no completamente vestido.

¿Cómo pueden las mujeres reunir "likes" por imágenes donde aparecen sexualizadas, completamente vestidas, cuando las fotos con demasiado vello corporal son eliminadas?
A:
Este es un tema muy importante, pero sí, un cuerpo desnudo no es socialmente aceptado a menos que se muestre en un entorno privado o en los vestuarios del gimnasio. Pero creo que debemos preguntarnos: ¿hacen realmente algún daño los cuerpos desnudos? ¿Tienen realmente algo que ver con el sexo? ¿Es la exposición al sexo tan peligrosa para los jóvenes? Creo que la educación sexual es más importante que eliminar fotos o intentar que la gente joven se olvide de sus cuerpos, que normalmente ni si quiera están haciendo referencia al sexo, sino que son sexualizados.

¿Cómo se han ido desarrollando aspectos como la raza y la diversidad en todo esto?
A:
Bueno, hay un aspecto que no hay que ignorar: la mayoría de personas que nos están mandando sus fotos son nuestros seguidores, y suelen ser jóvenes blancas cis, a menudo bastante delgadas. También creo que este tipo de gente tiende a sentir que tiene más derecho sobre su cuerpo y se siente más cómoda al mostrarlo, así que si eres alguien regordete, gordo, no binario o de piel morena, esperamos que sepas que eres requetemono y nos encantaría recibir tus fotos.

¿Cuál es el mensaje general que queréis transmitir con el libro?
M:
Este libro no es una lucha contra Instagram. No estoy intentando "liberar el pezón" y no es este el mayor problema al que se está enfrentando el feminismo, sino que es tan solo una forma de encapsular algunas imágenes que no han llegado a verse y que creo que tienen algún valor y deberían mostrarse.
A: Me parece incluso justo que no se vea para nada como un libro feminista, la forma en que la gente trata sus cuerpos en las redes sociales y en el día a día podría ser solo una forma de procesar y hacer que sus cuerpos tengan sentido en una sociedad con un bajo nivel de aceptación. Es un debate sobre el estado actual de los cuerpos que se muestran y eliminan de Instagram. Cuando Instagram retira una foto, te pide que te vuelvas a leer las directrices para "mantener la seguridad de Instagram". ¿Quizás nuestra sociedad debería volver a evaluar lo que es seguro y lo que no? 

Será un libro sobre en qué punto nos encontramos y, como hemos dicho antes, una cápsula temporal que en un par de años puede que nos parezca divertida y esperamos que pasada de moda. No me importaría en absoluto si los pezones de todo tipo estuvieran menos estigmatizados y no se consideraran como algo peligroso, al igual que el resto de las partes del cuerpo y su vello y fluidos. 

Quizás podríamos decir que se trata de un libro sobre los cuerpos que no son capaces de ser lo que las empresas quieren que sean. ¿Cómo narices puede ser una entrepierna depilada más segura que otra no depilada? Solo es más segura por el dinero y el trabajo que deberá emplearse para eliminar el pelo de la que está depilada.

Si estás interesado en contribuir con el proyecto, escribe a instabannedbooked@gmail.com con tu nombre y tu Instagram.

VÓTANOS en la categoría a la 'Mejor página web de moda y belleza' de los Webby Awards 2016

Recomendados


Texto Tish Weinstock