discwoman: moviendo a las mujeres en la música electrónica

El colectivo Discwoman de Brooklyn está cambiando el panorama femenil en la música electrónica.

por Kieran Yates
|
13 Marzo 2016, 2:50pm

Discwoman se define como "una plataforma, un colectivo, y una agencia de talentos —representa y exhibe mujeres cis, mujeres trans y personas queer en la música electrónica". Christine Tran, Emma Olsen y Frankie participan cada una desde sus fortalezas: Emma pasa la mayor parte de su tiempo como DJ, mientras que Christine y Frankie hacen la parte de contratar DJs y organizar su aparente conquista mundial. Después de haberse conocido en la escena techno de Brooklyn hace año y medio, el trio creó, y ahora ha expandido, su sello, y a su vez han hecho una declaración en contra de lo que ellas llaman "el mundo masculino de la música dance". Es una observación justa: las estadísticas recientes nos muestran que en 2015 solo el 10.8% de los DJs en los festivales de música electrónica global eran mujeres, y sólo un 18% de los sellos discográficos de música electrónica incluyen a mujeres en su alineación.  

Junto a conseguir alineaciones más diversas (que incluya a mujeres de color, trans, sin género e identidades LGBT) el argumento que Discwoman quiere propagar es que es crucial ver a las mujeres en posiciones de poder estructural: como agentes de talentos, promotores, manager de sellos, etc. Antes de que salga su documental —que ilustra su mundo excelentemente, e involucra talento que incluye al productor libanés/nigeriano Nicole Moudaber, Sandunes, y la productora mexicana Demian Licht —-hablamos con la co-fundadora Frankie Hutchinson acerca del techno boys club y de ser parte de un cambio cultural.

Umfang en la Ciudad de México, foto Erez Avissar

Su colectivo ha tenido mucho éxito en un periodo relativamente corto. ¿Cómo hacen que funcione?
Conocí a Emma (Umfang) en el Bossa Nova Civic Club porque mezclaba tracks techno increíbles, y tuvimos una conexión muy fuerte. Ambas estábamos interesadas en crear plataformas, así que dijimos "¡Hay que hacerlo!" y entonces reservamos el Bosa Nova. Ya conocía a Christine y estaba interesada en participar también, por lo que lo organizamos juntas. Tenemos muy buena comunicación —Yo soy mas bien una soñadora, una persona de ideas, Emma está más interesada en la música como DJ, y Christine es muy organizada y buena para planear eventos.

¿Fue la formación de Discwoman una respuesta a la falta de visibilidad de los DJs identificados como femeninos en los line-ups?
Claro, más porque notamos que había muchas mujeres productoras y DJs buenas y nos hizo sentir oprimidas dentro del medio. Quiero decir, yo no soy DJ, así que siendo una de las personas que participa en el público, por supuesto que lo notas. Más que eso, te das cuenta que hay tantas mujeres que son super talentosas, entonces empezamos una agencia de talentos. Después de eso se abrieron las puertas.

¿Qué talento les gustaría impulsar?
¡A la gente en nuestra alineación! Está Umfang, quien también es co-fundadora, Volvox, y Bearcat quien acaba de tocar en Boiler Room para nosotros. Está increíble poder salir en the Lot Radio, porque hacemos muchos eventos, y es difícil encontrar maneras interesantes en las que la gente se pueda relacionar con lo que hacemos. La radio es una manera interesante de hacer esto. 

¿Sienten que haya una cultura fuerte de la hermandad masculina en la escena de los clubs en Brooklyn?
Oh, definitivamente. Es decir, muchos de los agentes que conozco son hombres, por un lado. Los line-ups no reflejan lo que deberían reflejar y sus eventos sufren como resultado de eso, puedes ver que no consiguen tener un público diverso en el espacio. Nuestras fiestas son increíbles porque reflejamos lo que queremos ver. Bueno, ese es nuestro objetivo.

Has hablado antes acerca de la importancia de tener un espacio inclusivo para la diferencia. ¿Qué le da eso a sus noches de clubs?Seguridad, que es lo más liberador. Sentir que no te van a manosear. Quiero creer que nuestros eventos ofrecen eso. Nadie puede controlar esas cosas en su totalidad, pero eso es lo que quisiéramos ofrecer porque no es algo que puedas encontrar en cualquier parte. Somos totalmente incluyentes: mujeres cis, mujeres trans, personas queer. Discwoman supuestamente significa todo aquel que no se beneficie por ser una persona que se identifique como masculino-privilegiado, básicamente. Queremos ser una plataforma de personas que no se sienta identificado con eso. 

Foto Erez Avissar

¿Crees que aún se siente radical cuando ves a una mujer de color en un line-up?
Absolutamente. Porque sé la lucha que implica. La cantidad de inseguridad que he tenido en mi vida porque me lo metió en la cabeza la sociedad, pensar que no soy inteligente, que no soy hermosa. Estas cosas siguen dentro de mi cabeza, pero no tanto como antes. No siempre nos han considerado deseables porque hemos crecido en un lugar muy caucásico, y no nos ven como alguien atractivo. Tenemos que aprender esas cosas y es difícil porque hay mucho re-aprendizaje. Todo lo que hago se siente político. Casi todos los emails que envío dicen: "Esto necesita ser más diverso".

¿Qué escuchas en tu tiempo libre?
Estoy escuchando mucho slow jamz en mi tiempo libre. Me gusta bailar con el techno pero en mi tímpano personal me gusta escuchar a Ginuwine y Mary J Blige y a 112, R Kelly. Emma y yo estamos obsesionadas con Jeff Mills. Es nuestro héroe. 

¿Cuál es tu momento favorito del documental?
La parte en la que estamos hablando de nosotras mismas es muy tierna —lloramos mucho. Es increíble que incluya a Demian Licht. Cuando ella habla de feminismo lo hace muy bien.

¿Sientes que esté sucediendo un movimiento cultural?
Sí, Lo puedo sentir. Acabo de estar en Montreal y una mujer se me acercó y me dijo que estaba empezando algo directamente inspirado por nosotros. Acababa de hacer su primer techno rave ese fin de semana. Y ahora no estaría preocupada por decirle "vete a la mierda" a alguien que me hablara con un tono condescendiente.

discwoman.com

Más de i-D:

Escucha a HD, parte del colectivo de Discwoman y su mix exclusivo para i-D

Credits


Texto Kieran Yates
Fotografía Oliver Correa

Tagged:
LGBT+
gay
queer
techno
HD
Feminismo
Discwoman
Entrevistas de música
Umfang