dior y bella hadid se van de vacaciones a la campiña inglesa

El Belheim Palace fue el escenario donde se presentó la colección crucero 2017 de la firma francesa, donde el lujo, la exclusividad y la identidad británica fueron los protagonistas (sin olvidarnos de Bella, que hizo su debut en la pasarela).

por Raquel Zas
|
01 Junio 2016, 9:50am

Imagen vía @bellahadid

En plena fiebre de las colecciones crucero, parecía que Chanel en Cuba y Louis Vuitton en Brasil habían puesto el listón muy alto, pero Dior supo cumplir las expectativas. A pesar de carecer de director creativo, la casa francesa llevó a cabo un despliegue de medios a la altura del nivel que han alcanzado últimamente las colecciones crucero. 

Lee: Chanel ha montado la gran fiesta del verano
Lee: Louis Vuitton convierte Brasil en un paraíso futurista

Imagen vía @michelgaubert

El desfile se llevó a cabo en el Blenheim Palace -lugar, entre otras cosas, del nacimiento de Winston Churchill-, una elección nada arbitraria, pues ahí fue donde el propio Christian Dior celebró la colección crucero de 1954, cuyos beneficios fueron destinados a la Cruz Roja. Mientras se retransmitía todo en directo vía Snapchat, nosotros íbamos descubriendo el pub inglés que habían montado para la ocasión -The Lady Dior-, cuyo logo impregnaba espejos, paredes, posavasos e incluso los brazos de los camareros. 

Imagen vía @dior

Pero sin duda lo más llamativo fue el impresionante Dior Express, un tren de lujo que esperaba a los invitados en la estación Victoria de Londres repleta de guardias uniformados con un elegante traje gris para llevarlos al lugar del desfile mientras les sirven comida gourmet. 

Imagen vía @i_d

Emma Roberts fue la encargada de llevar el Snapchat de Dior las 24 horas previas, donde nos enseñó cómo se preparaba para el espectáculo y los invitados exclusivos que iban subiendo al Dior Express. 

Otra de las protagonistas de la cita fue Bella Hadid, que debutaba para la casa francesa justo el mismo día que anunciaba que fue elegida como imagen para la línea de maquillaje de la firma. 

Imagen vía @bellahadid

El Blenheim Palace quedó casi intacto para el evento, salvo por las 300.000 flores que adornaban las estancias, un detalle típico en los desfiles de Dior. Serge Ruffieux y Lucie Meier fueron los diseñadores que lideraron el equipo interno de la casa, a falta de un director creativo que parece que nunca acaba de llegar, y han basado su colección en referencias a la historia británica. 

Imagen vía @dior

Imagen vía @chungalexa

Imagen vía @dior

Imagen vía @sehong1209

Imagen vía @kiernanshipka

Imagen vía @rogerramirez_

Imagen vía @lineisymontero

Imagen vía @i_d

Imagen vía @carineroitfeld

Recomendados


Texto Raquel Zas

Tagged:
Dior
2017
coleccion crucero