Publicidad

los 17 videoclips que han cambiado nuestras vidas

Todos deberíamos dedicar un día entero al mes a ver videoclips desde el sofá, en pijama, con o sin resaca: una experiencia sumamente inspiradora cercana al mundo de los sueños.

por i-D Staff
|
29 Junio 2015, 8:45am

​Fotograma de 'Vogue'

Síguenos en Facebook para estar al día de todas las noticias de moda y cultura joven

Si dedicaste gran parte de tu adolescencia a ver la MTV o si no te perdías nunca las listas de los 40 principales, sin duda has estado marcado de por vida por muchos de ellos (en ocasiones a fuerza de verlos infinitas veces, pero es así). Tanto antes de existir YouTube o Vimeo como después, ya sea por haberlos visto en edad de pleno desarrollo, como por su impacto visual, con algunos hemos llegado a obsesionarnos hasta realmente desear vivir dentro de ellos. 

Todos somos "la generación del videoclip" y vamos a hacer un viaje desordenado por los años 80, 90 y los 2000 para recordar algunos de los que más nos han influido en la forma de movernos, de vestir, de entender la imagen, de expresarnos y de vivir.

Daft Punk - Around the world
Coreografiado por la granadina Blanca Li y, por supuesto, dirigido por el cineasta Michael Gondry, medio mundo se quedó fascinado en 1997 por este maravilloso e hipnótico vídeo de Daft Punk. Una obra de arte de la imagen, la composición y el baile donde, inmersos en el particular universo de Gondry, vemos robots, atletas con cabezas reducidas, esqueletos, momias y nadadoras sincronizadas bajando y subiendo frenéticamente escaleras al ritmo de la música.

Outkast - Hey ya
Ya han pasado 11 años desde que escuchamos por primera vez este pegadizo éxito de Outkast que alcanzó su máxima popularidad en 2004 gracias a su divertidísimo vídeo. Esta parodia de los vídeos de los años 60 está inspirada en el debut de The Beatles en el programa de Ed Sullivan. Intentaron que apareciera Woody Allen, pero no lo consiguieron. Aunque la verdad es que no hizo falta, ya que con fue más que suficiente con 8 versiones de André 3000 tocando en una misma banda. ¿Algo a destacar? El trío coral de jugadores de polo vestidos con la ropa -muy verde- que Andre diseñó especialmente para el vídeo.

Wham! - Last Christmas
Una pieza fundamental para entender las navidades, la moda, las relaciones y la homosexualidad encubierta. George Michael y Andrew Ridgeley se van de viaje con sus novias y varios amigos a hacer esquí a Suiza. Las parejas se enzarzan en un juego de celos, miradas y flirteos en lo que parece más un anuncio largo que un videoclip. Fue rodado en 1985 y todavía sigue siendo un referente de las vacaciones perfectas.

Chairlift - Amanaemonesia
Damos un salto a la actualidad para revisar este vídeo retrofuturista que en 2012 nos pareció lo más guay que habíamos visto nunca. Caroline Polachek creó una coreografía increíble que entremezcla la mímica, el lenguaje de signos, el drama y el humor al mismo tiempo. Un claro ejemplo de obra maestra: un mono brillante en verde, un escenario lynchiano, subtítulos de karaoke y tratamiento VHS.

Spice Girls - Wannabe
Un boom del pop comercial cuyo vídeo no pudimos parar de ver durante meses, haciéndose imprescindible en nuestras vidas allá por 1996. Un plano secuencia de las Spice como locas colándose en el Hotel St. Pancras de Londres y revolucionando todo a su paso. Resulta que a Virgin le horrorizaba, pero finalmente salió tal cual, triunfando en los MTV Video Music Awards y en los principales canales, que lo emitían sin cesar liberando endorfinas por el mundo.

A-ha - Take on me
El gran videoclip de los 80. Uno de los vídeos más importantes de la historia, ganador de 6 MTV Awards en 1986. Fue muy revolucionario en su momento, combinando magistralmente la animación de un cómic a lápiz con imagen real. Un romance fantástico entre el guapo cantante de Aha: Morten Harket, que ha envejecido casi tan bien como el vídeo, y una actriz/modelo.

Bloodhound Gang - The Bad Touch
Año 1999, unos monos sexualmente muy activos invaden Paris. Capturan bellas mujeres y demás personajes parisinos y los encierran en jaulas, mientras cantan un tremenda canción de technopop que dice así: "You and me baby ain't nothin' but mammals, so let's do it like they do on the Discovery Channel". Muy polémico en su día ya que agredían a dos homosexuales y tuvieron que re-editarlo, aunque también aparecen practicando sexo anal entre dos de los monos frente a la Torre Eiffel. En definitiva, una comedia visual sin ningún sentido que estuvo muy presente en nuestras vidas.

Robert Palmer - Addicted To Love
En 1986 todas las miradas se pusieron sobre Robert Palmer y su banda de perfectas modelos de labios rojos y vestido negro. El vídeo -semi fashion film- fui dirigido por el fotógrafo y realizador inglés Terence Donovan, quién se inspiró en la obra del artista pop Patrick Nagel, aunque se podría relacionar más con Helmut Newton y Guy Bourdin. Según cuentan se aseguró de mantener ebrias a las modelos con vino durante el rodaje para conseguir la arritmia y el efecto maniquí.

FKA twigs - Water me
El imaginario que gira en torno a FKA twigs es asombroso. En 2013, el artista visual Jesse Kanda creo este sencillo e impactante vídeo, valiéndose simplemente de la exótica cara de Tahliah, una lágrima digital y el gigantismo ocular. Heredero de otros vídeos que llevamos grabados en nuestra conciencia como No Surprises de Radiohead o Nothing Compares to You de Sinead O'Connor. Hace muy poco nos volvimos a quedar anonadados con el vídeoclip para Two Weeks, esta vez dirigido por Nabil Elderkin. Dos piezas visualmente muy potentes que ayudan a definir la nueva ola de creadores ligados a la música.

Britney Spears - Baby One More Time
Todo un acontecimiento en la historia del pop y la cultura en general. Con tan solo 16 años, Britney Spears lanzó el vídeo del primer y mejor single de su carrera. Obviamente, se le tachó de inmoral y sexista y, entre otras cosas, ganó tres MTV Video Music Awards. Se rodó, al igual que Grease, en el Venice High School de Los Ángeles en 1998. Suena la campana de clase y la school girl Britney sale disparada para comenzar una aeróbica coreo por todo el insti. Una canción inolvidable y un videoclip mítico, que buena parte del planeta ha bailado en su casa hasta decir basta.

The Chemical Brothers - Let forever be
En 1999, Gondry volvió a agudizar nuestros sentidos al máximo con esta obra maestra del género. La canción es una mezcla de Noel Gallagher con Chemical Brothers -lo cual ya supone un desconcierto-, pero fue superado con creces por la técnica digital-manual del director, para transformar un día cualquiera de trabajo en un mágico mundo de psicodélicas transiciones, desdoblamientos de personalidad y pasos de baile.

Queen - I want to break free
Increíble video de Queen para su éxito de 1984, que arrasó en su década y aún seguimos recordando. Con dos partes, una en tono muy de humor, con los cuatro miembros de la banda travestidos como personajes femeninos de la serie británica Coronation Street, y otra más oscura, con Fredy Mercury acompañado de un ballet y caracterizado de Vaslav Nijinsky en L'après-midi d'un faune. Una auténtica locura.

Eric Prydz - Call On Me
Posiblemente, en 2004 las clases de aerobic de todo el mundo registraron el mayor número de altas masculinas de su historia. Eric Prydz nos transporta a una clase de aerobic llena de mujeres esculturales y un solo hombre (el actor argentino Juan Pablo Di Pace) que se dedica a intercambiar miradas y poses sexualmente sugestivas con la profesora. El vídeo está basado en una secuencia de Perfect: una película protagonizada por John Travolta y Jamie Lee Curtis.

Aerosmith - Crazy
Icono total de los 90. Alicia Silverstone y la mismísima Liv Tyler, que pasó el casting sin saber que era para el videoclip del grupo de su padre, eran las protagonistas indiscutibles. Unas school girls que se escapaban de clase, se montan en un descapotable y ¡a pasarlo bien! Dos bombas sexuales que dispararon hormonas por todos lados. Durante su escapada, Silverstone se viste de hombre y juntas se van a una sala de striptease, donde Tyler le dedica todo un número. Al final se encuentran a un granjero modelo que abandona su tractor para unirse a la aventura. Como la vida misma.

Madonna - Vogue
El fenómeno del voguing fue popularizado por Madonna con este vídeo en 1990. Fue rodado por nada menos que David Fincher, que recreó en sus planos las pinturas de Tamara de Lempickala y la obra del fotógrafo de moda de los años 30, Horst P. Horst. Madonna posaba pareciendo Marilyn, Veronica Lake, Greta Garbo o Dietrich en un ambiente elegante y art-deco.

Michael Jackson - Black Or White
Hay muchos vídeos del "rey del pop" que nos han marcado de una forma u otra, pero Black and White ha llenado nuestras vidas de buenas vibraciones. Esta superproducción realizada por John Landis -que también dirigió "Thriller") dura 11 minutos; cuenta con la aparición de bailarines tradicionales africanos, tailandeses, rusos, indios, leones, Macaulay Culkin, una pantera y es una obra pionera de los efectos especiales. ¿Os acordáis de la famosa secuencia en la que las caras empiezan a metamorfosear? Te echamos de menos, Michael <3

Chris Isaak - Wicked Game
El vídeoclip más romántico y sexy que existe data de 1989 y fue dirigido por Herb Ritts. Es como el típico de perfume perfecto o de ropa interior protagonizado por una de las parejas más bellas de la Tierra: la supermodelo Helena Christensen y -el no menos guapo- Chris Isaak, en blanco y negro, en una playa de Hawaii y en topless.

No te pierdas:
*35 músicos que salieron en i-D antes de ser famosos
*10 videoclips cargados de superestrellas
*Las 35 películas con más estilo de la historia

Recomendados


Texto Pedro Vázquez
Fotograma de 'Vogue' de Madonna