Fotografía Isaac Flores

"somos artistas pobres, ayúdanos": la woolman family denuncia la precariedad con su última 'performance'

Hablamos con Nandy y Wooly Woolman​​, del colectivo artístico de Barcelona, sobre 'We Are Poor Artists 0.1' y la situación actual de los artistas en España.

por Álvaro Piñero; fotografías de Isaac Flores
|
27 Mayo 2019, 11:20am

Fotografía Isaac Flores

Los asiduos a las fiestas queer más disidentes de Barcelona ya les conoceréis de sobra, y sino es probable que os suenen por sus acciones de guerrilla o sus adorables y a la vez perturbadores pasamontañas de lana. Y es que la Woolman Family lleva ya alrededor de 14 años cuestionando nuestras construcciones sociales a través de su personal visión del 'drag'. Este colectivo artístico se autodenomina una "familia A.T.A." (que son las siglas de Artistas Travestis Activistas) y sus integrantes hablan en "generoa", una desinencia verbal que describen como "persona del singular o plural unisex" y en el que añaden una "o" y una "a" a todas las palabras de nuestro idioma que están determinadas por el género (algo que podréis notar a lo largo del artículo).

"Somos seres travestidos de humanos que elegimos nuestro género a voluntad. Nuestra función en la sociedad es hacer despertar la conciencia de loas demás a través de la apariencia. Buscamos el cuestionamiento de nuestra máscara y, por extensión, el de la de todoas. Es por eso que imitamos a la humanidad, para ser el espejo de ella", aseguran Nandy y Wooly Woolman, con quienes hablamos hoy acerca de su última 'performance', We Are Poor Artists 0.1 [Somos artistas pobres], en la que reflexionan acerca de conceptos como la fama y la precariedad en las industrias creativas.

Woolman Family

Habladnos de la Woolman Family. ¿Cuál es vuestro papel en ella?
W: Soy el papi y la mami de la familia; nací como Sr.Woolman en 2005. En 2008, por una necesidad social imperante, nací como Sra.Woolman; estoy casadoa conmigo mismoa y mis nuevas versiones desde 2014 son Wooly o Woola. Como cabeza de familia patrimatriarcal, [mi función] es hacer que todo funcione y mantener la llama encendida. Soy el guardián del fuego.

N: Yo nací en 2018, soy cuñada de Wooly y hermana de Woola, y tengo unoa hijoa que se llama Hereu. Soy modelo, estilista de moda y la starlett de la familia. Mi función principal es cuidar de elloas y vestirlos, me encargo del vestuario, soy la mano derecha de Wooly y la que calma las tempestades.

¿En qué consiste We Are Poor Artists 0.1?
Consiste en la acción de pasearnos por la ciudad pidiendo una ayuda a las personas que nos encontramos. Llevamos una pancarta colgada del cuello que reza el eslogan "SOMOS ARTISTAS POBRES, AYÚDANOS" en catalán, castellano e inglés. Nuestro acting imita el comportamiento de las personas que ejercen la mendicidad; nos acercamos a aquelloas que encontramos a nuestro paso y les pedimos una ayuda para los artistas. Si recibimos atención, es cuando explicamos el motivo de nuestra 'performance'. La mayoría de loas artistas tenemos vidas precarias; aún siendo la chispa que hace que el mundo cambie, nuestro atrevimiento a ser nosotroas mismoas y ofrecer nuestra obra y talento a la sociedad es recompensado con miseria.

Woolman Family
Woolman Family

¿Con qué intención emprendisteis esta acción?
Para poner en evidencia la realidad de que la fama no es sinónimo de ingresos económicos. El que loas artistas salgan por televisión, tengan fans o sean contenido para magazines y blogs no es sinónimo de riqueza. De hecho, ni tan solo lo es de una vida digna.

¿Cómo fue la reacción de la gente?
Las personas reaccionan de modos muy diversos que oscilan entre agarrar el bolso con firmeza y mirar hacia otro lado hasta hacerse 'selfie's con nosotroas, interesarse por el proyecto y colaborar con la causa.

¿Cuales son las principales adversidades a las que creéis que se enfrentan los artistas en nuestro país? ¿Y a cuáles os enfrentáis vosotros en particular?
En España, no hay una cultura de pagar a loas artistas por su obra, o al menos pagar lo que nos merecemos por ella. El mercado del arte es un eslabón que hasta el momento está por solucionar, no funciona. Esto lleva a que solo unos pocos elegidos alcancen el reconocimiento suficiente como para poder vivir de su labor; la gran mayoría tiene que dedicarse a otros trabajos para poder seguir creando.

Según el consorcio de actores, cantantes y bailarines, el pago mínimo establecido por jornada laboral es de 280 euros; la realidad es que se está pagando una media de 80 euros por actuación. Tanto en el mercado del objeto artístico como en el del·la artista como objeto hay mucho fraude y explotación por parte de galeristas, comisarioas y empresarioas.

A nosotroas, a parte de lo anterior, se nos suma el problema de ser un concepto totalmente nuevo. Lo nunca visto genera temor por desconocido o distinto. Vivimos en una sociedad cerrada de miras y acostumbrada al entretenimiento per se; el cuestionamiento a cerca de sí mismoas que provoca Woolman Family en el espectador es otra barrera a superar.

Woolman Family

¿Es esta 'performance' el inicio de una serie o se trata de un caso aislado?
Es una serie. Ya hemos realizado la W.A.P.A. 0.2, en la cual somos unas novias a la fuga de un matrimonio por conveniencia y en la que, además de denunciar la precariedad de loas artistas, tratamos los temas de la esclavitud, el machismo y la misoginia.

¿Qué planes a corto plazo tiene la Woolman Family?
Pagar el alquiler y las deudas.

@woolmanfamily

Woolman Family
Tagged:
Cultură
Isaac Flores
woolman family