la salvaje vida de los fotógrafos personales de las estrellas del pop

Consejos de las personas que viajan con The 1975, Dua Lipa y Rita Ora por el mundo.

por Douglas Greenwood
|
28 Agosto 2019, 3:01pm

Ronan Park estuvo en Japón hace un par de días, pero ahora, después de un viaje de casi 26 horas, está de regreso en Londres. Ahora mismo el fotógrafo de 21 años se encuentra saltando zonas horarias como esta: un par de días en Asia, unas horas en Suiza. Luego, de vuelta a casa. Esto es porque se dedica a perseguir a una estrella del pop con su cámara.

A medida que los paparazzi del mundo continúan traspasando los límites entrometiéndose en la vida personal de la élite del pop mundial, hay un puñado de personas, aprobados por los equipos de estas estrellas del pop, a quienes se les encarga capturar cada momento de la vida de un músico. Se llaman fotógrafos personales. Muchos, como Ronan, son sacados de los pits de los conciertos y se les da la oportunidad de salir de gira con los músicos más grandes del mundo, documentando cada movimiento como un insider.

Es el trabajo soñado de un fan del pop: pasar tiempo de calidad con grandes estrellas que el público adora, pero pese a lo que pueda parecer no es una labor nada fácil. De hecho, no existe una ruta marcada de cómo pasar de hacer fotos de tus amigos a tener de repente a Dua Lipa o Matty Healy frente a tu cámara.

Por supuesto, una cosa es un hecho: debes estar interesado en la música en vivo o en el artista al que estás captando. Para Ronan, que ha estado haciendo fotos en Glasgow desde su adolescencia, ese deseo de documentar se hizo evidente cuando solicitó un pase fotográfico en una de las fechas en vivo de Ellie Goulding. Tenía 17 años de edad. Después, Ellie vio las fotos y, como nos dice Ronan, "le encantó lo que [él] hizo".

"Pasó casi un año, luego recibí una llamada de su manager mientras dormía", nos cuenta. “Me despertó, pero era un número desconocido, así que lo ignoré. Luego recibí un mensaje de texto de su manager pidiéndome que volara a Noruega al día siguiente para comenzar a fotografiar su próxima gira”. Si ella no le hubiera enviado un mensaje de texto a Ronan para insistirle, podría haberse perdido el trabajo que lo ha llevado a donde está hoy. "Ahora", dice, "siempre contesto mi teléfono".

La ruta de Pixie Levinson para convertirse en la fotógrafa personal de Dua Lipa fue un poco diferente: "Dua era mi amiga antes de que empezáramos a trabajar juntas", dice. La formación de Pixie es en fotografía (estudió en el London College of Fashion), pero tuvo una floreciente carrera de modelo de la que decidió dar un paso atrás. “Fue durante el comienzo de la carrera [de Dua]. Regresé a Londres de vivir en el extranjero y ella no tenía una fotógrafa en ese momento, así que me pidió que hiciera su primera gira. Eso fue hace tres años, y hemos estado trabajando juntas desde entonces".

Jordan Hughes, qui ahora pasa su vida de gira con The 1975, tuvo los mismos comienzos que Ronan. Cuando era adolescente, llevaba cámaras desechables a conciertos punk en su ciudad natal de Birmingham, desarrollando un don para capturar el tipo de espíritu que los músicos en vivo quieren inmortalizar. Se mudó a Londres para probar algo nuevo y, con 17 años, tenía un contrato con la revista NME. Desde entonces ha disparado a todo el mundo: desde Taylor Swift hasta Jeremy Corbyn para sus portadas. "Creció a partir de ahí", nos explica, caminando por las calles de Londres en su día libre. Regresó a Londres antes de que la banda fuera headliner en el festival de Reading y Leeds. “Conocí a muchas personas de la industria gracias a NME. Por ejemplo, todo el asunto de The 1975".

"El asunto de The 1975" ha dominado la mejor parte de un año de la vida de Jordan. A sus 20 años, conoció al gerente de la banda, Jamie Oborne, mientras trabajaba con Wolf Alice. Se reunieron en 2018, cuando lo contrataron para tomar fotos para el video de It's Not Living (If It's Not With You) de The 1975. "En pocas palabras, a los chicos y a Jamie les encantaron las fotos que hice", dice. “Más tarde, Jamie me llevó a un lado y me preguntó si todavía estaba de gira. Dije 'No realmente, pero lo haría para la banda correcta'. Él respondió diciendo: '¿Es The 1975 la banda correcta?', y todo explotó desde ahí". Ha estado con ellos desde entonces.

1566919315568-unnamed-4

De hecho, hace solo unos días, cuando la banda estaba en Ōsaka, hubo muchas posibilidades de que Jordan y Ronan se cruzasen en sus respectivos caminos. Matty Healy y la estrella del pop que Ronan captura actualmente, Rita Ora, se conocieron entre bastidores en el mismo festival de música. Ronan ha estado con ella desde julio, cuando recibió una llamada del manager de Rita mientras viajaba en el tren de Glasgow a Londres. Al día siguiente estaba en Ginebra fotografiándola para un evento, y ha estado trabajando estrechamente con ella desde entonces.

Hay una gran diferencia entre el universo pop de The 1975 y el de Rita. El trabajo de Ronan viene con la responsabilidad adicional de eliminar una entidad perfecta que el mundo ve únicamente en las alfombras rojas y en los vídeos musicales; Matty Healy tiene la oportunidad de estar en el escenario con toda la gloria de la fama. Ronan tiene la rara oportunidad de mostrar al ser humano que yace debajo del glamour; son esos ángulos los que tienden a resonar más con los fans de Rita. "Creo que sus admiradores pueden relacionarse más con su trabajo, ya que generalmente es muy libre, y se nota que no se ha producido mucho detrás de escena", dice, señalando estas fotos como algunas de sus favoritas.

¿Eres como una mosca en la pared durante la mayoría de estos momentos? "A veces estamos ellos y yo solos en una habitación, y otras, cuando hay mucha gente alrededor, es posible que ni siquiera nos hablemos y me remita a hacer fotos".

"Estoy en una posición muy privilegiada donde los chicos confían tanto en mí que me dan espacio para hacer lo que quiera", dice Jordan sobre su propio trato con The 1975, "bajo la noción de que sé cuándo alejarme. Tengo la madurez emocional para saber cuando un momento es interesante o personal y no necesita ser documentado”. Estuvo allí para ver el concierto de la banda en Dubai en el que Matty besó a un fan en el escenario, una peinata a la homofobia, y en sus conversaciones con Greta Thunberg. “La regla general es 'documentarlo todo'. Estoy con ellos en las salidas nocturnas. Estoy en los hoteles, viajo con ellos, no voy en un autobús o separado de ellos en el avión".

Pixie dice que es importante "tener sentido común" en esas situaciones. "Se trata de sentir situaciones, confiar en tu intuición y ser consciente de las personas que te rodean". Ahora se siente cómoda en ese lugar; ella ve a aquellos con quienes viaja, Dua y su equipo, como familia. Es importante tener una base como esa en la gira. "Paso más tiempo con Dua y la banda que con cualquier novio o amigo que haya tenido", dice ella. "Sacrificas el tiempo con tu familia y amigos, porque estás mucho tiempo fuera". Mucho más tarde, Pixie se ve a sí misma enfocándose únicamente en el estudio y la fotografía de moda en lugar de la vida de gira. Sin embargo, su experiencia con Dua ha sido claramente muy especial. "No diría que nunca lo haría por nadie más", admite, recordando: "pero en realidad, probablemente no lo haría".

La gran mayoría de los que trabajan en la fotografía de gira en este momento son hombres; la escena formada por los chicos fornidos que se hacen notar en el pit. Si hubiera algo que Pixie pudiera cambiar sobre el mundo en el que se encuentra ahora, sería ese cambio de estereotipo. "Lo que he notado es que todavía está demasiado dominado por los hombres", afirma. "Puede ser bastante intimidante como mujer estar constantemente rodeada de muchos hombres bastante grandes, así que quiero que las mujeres tengan la confianza de estar allí también".

Después de todo, es el tipo de trabajo en el que cualquier persona con la capacidad de capturar música en vivo puede, y debe, entrar, sin preocuparse por cómo son sus compañeros. Una vez que estás dentro, explican estos fotógrafos, el universo es tan atractivo que puede ser difícil imaginar la vida sin él. "Es lo más intenso que he hecho en mi vida", dice Ronan, con entusiasmo. “Puedes estar sentado en el hall de un hotel durante tres horas y luego disparar durante cinco minutos. Necesito estar completamente concentrado y no joder los únicos cinco minutos que tengo".

Jordan está de acuerdo. "Nunca daré esto por sentado", dice con una sonrisa enorme; él sabe lo afortunado que es. “En estos días, llevo un diario y tomo nota de las cosas cuando las siento. Esos sentimientos que a veces se desvanecen después de una hora, hago mi mejor esfuerzo para mantenerlos de alguna manera. Ellos, y todo esto, siempre serán mágicos para mí".

Este artículo apareció originalmente en i-D UK.

Tagged:
The 1975
Rita Ora
Fotografia
dua lipa
paparazzi