¡brooke candy está de regreso!

Hablamos con la cantante de rap/cyborg sobre su nuevo single 'Happy Days', sobre trabajar con Sia, y sobre los problemas con la forma en que las mujeres se presentan en la industria de la música.

por Hattie Collins
|
05 Febrero 2016, 6:05pm

La primera vez que quedamos cautivados por los sonidos de la rapera californiana Brooke Candy fue gracias al desenfrenado Das Me de 2012, donde se reapropió la palabra puta y rapeó sobre cuán increíbles eran sus pechos. A eso le siguió, entre otros tracks, I Wanna Fuck Right Now, afirmándose a sí misma como una artista provocadora, brillantemente irreverente, y a veces un poco incoherente. Sin embargo, había un hilo distintivo en la obra ocasionalmente impredecible de Candy: esta cyborg sin género, queer y transhumana era consistentemente interesante, creando más preguntas de las que podía responder, pero aún así desafiando las nociones de sexualidad, genero y género musical con la misma frecuencia con la que cambiaba su peinado. Una ex stripper que alguna vez vivió en su auto, el padre de Candy era CEO de Hustler, por lo que creció cerca de Larry Flynt y una vez fue asistente de Rachel Zöe. Una paradoja, en otras palabras. Esta dualidad en la historia como en sonido, palabras y estilo, le atrajo muchos fans incluyendo a Grimes, Charli XCX, Nicola Formichetti, Diplo, Steven Klein y, más recientemente, Sia, quien es productora ejecutiva del álbum debut de Candy. Sia x Brooke se siente como la combinación creativa perfecta; Sia también flota sobre el mundo normal, pero se las arregla para traducir sus nociones extraterrestres a un oído más convencional. Y es hora de que Candy haga lo mismo. Está muy bien tener estas ideas y conceptos de confrontación impresionantes, pero, ¿cuál es el punto si le estás predicando solamente a los conversos? El nuevo single de Candy, Happy Days, planta con firmeza a la rapera-convertida-en-cantante en un mundo mucho más mainstream, pero en sus propios términos. A pesar de la apariencia inicial, ésta no es una oferta de pop sencilla; hay claramente un sentido del humor detrás, sobre todo en las ilustraciones del single con Xanax.

Con el lanzamiento del video de Happy Days, nos encontramos con Candy para pasar un rato en la mente de la artista de vanguardia quien podría estar significativamente a punto de estallar la burbuja del pop...

No eres ajena a i-D; te hemos visto a través de una serie de etapas, de triste a gritona a renunciar el shaming of sluts. ¿Dónde encontramos a Brooke Candy en 2016? ¿En todo lo mencionado? ¿Ninguna de las anteriores?
Como Divine con una máscara de Britney Spears. También estoy más centrada en esta ocasión.

Regresaste con el single Happy Days. ¿Por qué elegiste marcar tu regreso con ese track en particular?
Creo que el cambio constante y la evolución son la clave para explorar tus capacidades. He pasado los últimos años rapeando y creo que reintroducirme en 2016 con Happy Days muestra nuevos ángulos de mí misma que están siendo reflejados a través de diferentes dimensiones de paisajes sonoros sónicos. En el pasado muy reciente he estado pasando por un sinfín de transformaciones a través de diferentes estados del ser y esta canción es solo un reflejo de ese proceso. La canción es tan relevante para mi viaje a través de toda mi vida: nacida tratando de encontrar días felices.

No rapeas con Happy Days. ¿Por qué? ¿Ya no quieres rimar? Si es así, ¿por qué?
(.) (.)

Es lo justo. De lo que hemos escuchado de tu nuevo álbum, estás escribiendo desde un punto de vista mucho más 'pop'. ¿Por qué fue ésta un área que querías explorar, teniendo en cuenta lo experimental, musical y líricamente, que has sido hasta ahora?
Creo que estamos en una época en la que muchas de las connotaciones asociadas comúnmente con el "pop" se han desechado. El pop es más subversivo que nunca. Dicho esto, estoy explorando sonidos que tienen un poco más de brillo pulido y son más fáciles de digerir para llegar a un público más amplio. Cuando eso sucede, la verdadera diversión comienza.

El sonido puede estar enfocado en el pop, pero todavía hay oscuridad en tus letras. ¿Qué comentario hace Happy Days sobre nuestras vidas?
La mayoría de nosotros pasamos toda nuestra vida tratando de lograr "días felices", que por lo general son un tanto una fusión de realización o satisfacción o comodidad. También vivimos en una sociedad que comercializa con ese déficit emocional en la experiencia humana mediante la venta de suplementos externos destinados a proporcionar esa sensación de plenitud, o más bien, de ignorarla. Esta canción se refiere a la lucha que he tenido en busca de "días felices" en todas las formas fáciles posibles, solo para descubrir que no puedes tener atajos en el proceso constantemente en curso de encontrar tu versión de la felicidad.

Cuéntanos del video que se lanzó hoy.
El video es una interpretación de la canción y los diversos estados de explorar diferentes estados de "felicidad". Se nos presenta una precoz Brooke Candy en un estado natural y sin alteraciones de felicidad, que es a menudo sinónimo de inocencia. Luego se fragmenta en estados alterados de conciencia cada vez más desinhibidos conforme progresa a través de la fama al tiempo que busca la satisfacción entre la basura.

¿Cuál ha sido el día más feliz de tu vida hasta ahora?
¿Puede alguien responder a eso genuinamente?

¿Qué tres cosas harían que el mundo fuera un lugar más feliz?
1. Todos tienen que dejar de tomarse todo, sobre todo a sí mismos, tan en serio.
2. Las mujeres tienen que estar a cargo.
3. La apreciación y conservación de la fauna

Te reapropiaste de la palabra 'puta' hace un par de años. ¿Cuáles son tus puntos de vista sobre la forma en que las mujeres en la industria de la música están representadas en 2016?
Amo a todas las putas en la radio en estos días. Pero en serio, creo que siempre hay más maneras para que las mujeres estén representadas en la música más allá de a lo que se le da una enorme exposición. Si crees que estamos entrando en una nueva era de conciencia social, una agencia cada vez mayor entre los intérpretes femeninas acompañará eso. El futuro es femenino, de verdad. Musical y estéticamente, estoy lista para ver a una Ozzy Osbourne femenina o una Danzig femenina, o cosas que se sientan claramente humanas de la manera más inhumana.

¿Qué te interesa en este momento?
He estado viendo un box set de Playhouse de Pee Wee Herman en repetición. También estoy obsesionada con Broad City: es el show más divertido de la existencia. Actualmente estoy leyendo varias notas de conferencia de Manly P. Hall y mi cómic favorito, Batman.

¿Cómo se está perfilando el álbum? ¿Con quién estás trabajando?¿De qué trata el álbum?
Ha sido un proceso lento y constante y no puedo esperar para compartirlo. He trabajado con Greg Kurstin, Jack Antonoff, Sia... la lista continúa.

¿A quién amas más en Instagram?
Me encanta Gabriel Held@princessgollum@jessronagrooming.

¿Te gusta Snapchat? ¿Sigues a Rick Ross o a DJ Khaled? Si no, ¿por qué no?.
Solo seguiría a DJ Khaled porque parece un hámster lindo. Sin duda lo seguiría si actuara como uno en Snapchat todo el día.

¿Tienes algún plan para el Día de San Valentín?
Chocolates, lanzar una cabra sacrificada por la ventana de PF Changs, ir al jacuzzi.

¿Cuál es tu riddim favorito de San Valentín?
Roses are red, violets are blue... shut the fuck up ya stupid bitch.

¡Lindo! Gracias Brooke.

@BrookeCandy

Credits


Texto Hattie Collins

Tagged:
Brooke Candy
Entrevistas de música