Esta exposición documenta la subversiva historia de la falsificación de marcas

Comisariada por Anastasiia Fedorova, "The Real Thing" explora cómo este negocio se convirtió en la herramienta preferida de artistas y activistas por igual.

por Mahoro Seward
|
05 Febrero 2020, 1:10pm

Al escuchar la palabra "bootleg", lo más probable es que pienses en la industria de la moda. Por supuesto, su relación es tumultuosa y bien documentada. Existen numerosas historias de equipos de abogados de firmas de lujo que persiguen el negocio de las falsificaciones para proteger sus ganancias, y, recientemente, historias de firmas de lujo que se dan cuenta de las ganancias que obtendrán copiando la estética slap-dash que los vendedores ambulantes tanto en IRL como en mercados virtuales han desarrollado.

Pero la historia de las falsificaciones es, por supuesto, mucho más compleja y densa de lo que parece a simple vista. Más que un simple acto de pedir prestado el logotipo de una marca para atraer el deseo del consumidor, los falsificadores independientes han demostrado continuamente el poder de su oficio para cuestionar cómo se genera ese deseo, socavando la comprensión capitalista del poder, los privilegios y la exclusividad en el camino.

Citizens-of-Nowhere-2
Citizens of Nowhere

"Las falsificaciones interrumpen la jerarquía: se trata de tomar algo exclusivo que pertenece a unos pocos y hacerlo tuyo", explica Anastasiia Fedorova, la curadora con sede en Londres encargada de The Real Thing, una exposición que se inaugurará el 7 de febrero sobre la historia contemporánea del "bootleg" y la obsesión por las marca. "Es un proceso inherentemente político", continúa, "realmente puedes cambiar el significado de algo y adaptarlo a tu comunidad".

La exposición comprende ejemplos de este tipo de falsificaciones, presentando el trabajo de jóvenes artistas como Roxman Gatt, que habla sobre el simbolismo masculino de los logotipos de automóviles; o Akinola Davies Jr, que proyecta figuras en falsos hijabs de Chanel de la misma manera que esperarías de una campaña generosamente presupuestada.

1580484136945-Ancuta-Sarca-by-Simonas-Berukstis
Ancuta-Sarcaby Simonas Berukstis

Pero la exposición va mucho más allá de la historia reciente de las falsificaciones. Nos invita a reflexionar sobre la relación fluctuante entre marca e identidad: cómo la marca influye profundamente en nuestra comprensión de nosotros mismos y del mundo que nos rodea; y cómo, cuando se aborda hábilmente, la lógica capitalista de la marca se puede subvertir para despertar un efecto poderoso.

Hablamos con la comisaria de la exposición para escuchar más sobre cómo se desarrolló su interés en las falsificaciones, su enfoque para seleccionar artistas y la importancia de un par de pantalones "Versace".

1580484673197-Logomania-by-Hassan-Kurbanbaev-2019
Logomania (2019) de Hassan Kurbanbaev

¿Cuáles fueron tus primeras experiencias con el "bootleg"?
¡Los pantalones "Versace" de mi madre! Tenían estas letras bordadas en oro, que se parecían a las de Versace. Sin embargo, al mirarlos fijamente, estaba claro que ni siquiera intentaron hacer una copia exacta. Al crecer en la Rusia postsoviética, recuerdo haber visto la marca en todas partes, pero en realidad no se usaba para imitar un bien de lujo; fue casi como una forma de ornamentación. Las identidades de la marca se traducirían en cosas totalmente ajenas, como sábanas o toallas, o prendas que tengan tanto Nike como Adidas, simplemente porque la persona que lo hizo percibió que el logotipo era muy bonito.

Comencé a revisar esos recuerdos de la infancia cuando trabajaba en moda. Ver cómo se tratan las ideas de autenticidad, exclusividad y lujo en la industria me hizo darme cuenta de lo raras que fueron esas primeras interacciones con la moda, así como de la construcción cultural de la distinción entre lo real y lo falso.

¿Cómo tu fascinación inicial con las falsificaciones se convirtió en un interés por su valor simbólico?
Fue cuando comencé a mirar más en el trabajo artístico original que aborda la marca. Siempre me ha fascinado la cultura falsificada, cómo viaja la marca y cómo se transfiere su valor, y alrededor de 2015, el lenguaje artístico del "bootleg" comenzó a aparecer en la moda, como cuando Vetements hizo la camiseta de DHL. Pero siempre estuve más interesado en cómo los artistas independientes perciben esta práctica: cosas que estaban vinculadas a perspectivas personales, o que tenían una carga social fuerte. Me encontré con Hypepeace bastante temprano, que creó el logotipo de Palestina, inspirado en Palace, así como algunos otros diseños para recaudar dinero para los refugiados sirios, entre otras causas. Utilizan la marca porque es reconocible e inyectan un nuevo significado subversivo.

rukha hypepeace scarf
Hypepeace

¿Cómo seleccionaste a los artistas que aparecen en la exposición?
Era realmente importante presentar el trabajo de personas que formaban parte de la historia cultural de la falsificación como práctica artística, como Dapper Dan. He estado obsesionada con su trabajo por un tiempo, y ha vuelto a mi foco de nuevo a través de su colaboración con Gucci. Incluí una serie de fotografías de Drew Carolan, una sesión para el álbum de Follow The Leader de Eric B & Raki, donde ambos usan los atuendos Gucci personalizados de Dapper Dan.

1580486312943-American-rapper-Rakim-wearing-custom-jacket-by-Dapper-Dan-1988-by-Drew-Carolan
Rakim lleva chaqueta customizada por Dapper Dan (1988) de Drew Carolan

Luego está el Dr. Noki, también conocido como JJ Hudson, cuyo trabajo se remonta a Shoreditch a fines de los años 90, y está conectado con un legado cultural del este de Londres que desde entonces ha desaparecido por completo: la escena original del rave y la moda DIY, por ejemplo. Su trabajo también fue pionero en términos de hablar sobre la sostenibilidad y el consumo excesivo, ya que considera que el concepto de marca es la causa principal del consumo excesivo y los problemas ecológicos que enfrentamos ahora.

Esto es también una reflexión acerca de la obsesión de las personas por las marcas y qué tipo de problemas buscan abordar. Hay dos colectivos que trabajan sobre inmigración y derechos de los refugiados, y estaba realmente interesada en tener una visión sobre el tema, así que he contado con el trabajo del mencionado Roxman Gatt y a dos colectivos, Nite Dykez y Black Obsidian Sound System (BOSS), que se centran especialmente en los problemas que enfrentan las personas de color queer.

También hay un vídeo que hizo Akinola Davies Jr, inspirado en parte por el Centro Comercial Kingsland [en Dalston, East London]. Emplea el lenguaje visual de una sesión de moda, mientras que retrata sujetos que normalmente no serían utilizados por las marcas de moda para retratar sus prendas: mujeres con falsos hijabs de Chanel.

1580484737038-Yamaha-x-Louis-Vuitton-Morocco-2019-by-Julien-Boudet
Yamaha x Louis Vuitton, Marruecos (2019) de Julien Boudet

El "bootleg" evidentemente lleva una larga historia a sus espaldas pero ¿qué nos puede enseñar sobre los tiempos en que vivimos?
¡Las marcas están literalmente en todas partes! Creo que para nuestra generación, incluso forman parte de nuestros recuerdos, de nuestros sueños. Como mencioné anteriormente, es literalmente parte de mis recuerdos personales de la infancia, por ejemplo. Es bueno ser consciente de eso y no solo tomar las cosas como son. Necesitamos preguntarnos por qué nuestras experiencias son como son y quién se beneficia de ellas. La industria de la falsificación es un medio para que nos hagamos esas preguntas.

'The Real Thing' estará en la Fashion Space Gallery del 7 de febrero al 2 de mayo, 20 John Prince's St, W1G 0BJ.

Este artículo apareció originalmente en i-D UK.

Tagged:
bootleg
Exhibition
exposición
Dapper Dan
Anastasiia Fedorova
Moda