Publicidad

8 artistas gays que han revolucionado la música en 2015

Este año la música pop ha roto definitivamente con todos los tabúes que giran en torno al universo lgtb.

por Álvaro Piñero
|
30 Diciembre 2015, 11:15am

Fotograma de 'Wild', de Troye Sivan.

Síguenos en Facebook para estar al día de todas las noticias de moda y cultura joven

En la industria musical, podríamos decir que la comunidad lgtb no ha acabado de encontrar su lugar, pero en 2015 todo ha cambiado. El espíritu liberador de las nuevas generaciones ha dado paso a una serie de artistas que han acabado con los tabúes que giran en torno a la sexualidad. 

Ya no hace falta aparecer en la portada de una revista confesando que eres gay y los cantantes han empezado a reivindicar con sus letras que el amor entre chicos también existe. A continuación te presentamos a los siete músicos que quieren cambiar el rumbo de la música pop:

Sam Smith
El británico empezó el año ahogando sus penas en vino tinto en Instagram para superar la ruptura con su novio Jonathan Zeizel, pero para Sam Smith las cosas solo han ido a mejor. Desde entonces, el cantante se ha convertido en el cómplice de Taylor Swift -que es experta en lidiar con el desamor-, se ha llevado a casa cuatro premios Grammy e incluso ha protagonizado la campaña otoño/invierno'15 de Balenciaga. 

Olly Alexander
King ha sido una de las sensaciones pop de este verano y Olly Alexander se ha convertido en el último chico de ensueño del pop. El cantante de Years & Years ha dejado claro en varias ocasiones la importancia de que los artistas gays vivan libremente su sexualidad para servir de ejemplo a sus jóvenes seguidores. Para ello, no tiene reparo en plantarle un beso de película a su novioNeil Amin-Smith -el violinista de Clean Bandit- en medio de un concierto y en mostrar su apoyo a varias iniciativas en favor del matrimonio igualitario y en contra del bullying.

Troye Sivan
A lo largo del último mes, nuestros muros de Facebook se han llenado de vídeos del cantante más adorable del momento. Este joven sudafricano representa a la perfección lo que significa ser el nuevo ídolo adolescente de la generación Z: canta, actúa, es una estrella de Internet y salió del armario en 2013 a través de su popular cuenta de Youtube.

Shamir
Tiene 21 años, es de Las Vegas y en poco más de medio año se ha convertido en la nueva promesa del hip house. En 2015, el cantante americano ha lanzado Ratchet -su primer LP- y nos ha conquistado a todos con su visión espiritual y queer de la realidad. Todos aquellos jóvenes que no se identifican como hombre o mujer están de suerte, ya que Shamir ha llegado para quedarse y reivindicar su lugar en la sociedad.

Le1f
Con su música, el nuevo príncipe del voguing quiere acercarnos un poco más al colorido universo underground de Nueva York. Con su excéntrico sonido y despliegue de extravagancia, Le1f lucha para que la industria del hip hop se deshaga del comportamiento homófobo y misógino. Además, también nos ha demostrado a todos que el 'lap dance' también es para los chicos y no solo cosa de Nicki Minaj.

Arca
Hace unos meses, Barcelona cayó rendida ante el productor venezolano, su hipnotizante performance y sus plataformas imposibles en el Sónar de día. Alejandro Ghersi es un virtuoso de la música y su fascinante y experimental universo -potenciado por el artista Jesse Kanda- está redefiniendo nuestro concepto de género, conquistando también a artistas como FKA twigs, Björk, Kanye West y Kelela.

Frank Ocean
A muchos les puede resultar extraño que el ex miembro de Odd Future aparezca en esta lista, pero 2015 ha sido el año que podría haber sido de Frank Ocean. Después de 3 años, anunció que lanzaría su nuevo álbum Boys Don't Cry este pasado julio, pero nunca llegó y sus fans entraron en cólera. El artista americano confesó en su cuenta de Tumblr que había mantenido relaciones con hombres en 2012 y volvio a abrir el debate de la homofobia que todavía rige la industria del hip hop. ¡Vuelve Frank!

Mykki Blanco
El rapero, activista y artista de la performance americano se define a sí mismo como transgénero y multigénero y en 2011 declaró vía Facebook que era seropositivo. A Mykki Blanco no le gusta que le relacionen con la etiqueta de "rap gay", ya que considera su trabajo está inspirado en el movimiento Riot Grrrl y queercore. Ese trasfondo tan punk es lo que ha hecho de Blanco uno de los artistas underground más importantes de nuestros tiempos y estamos seguros de que su espíritu transgresor servirá de inspiración para las generaciones venideras.

Recomendados


Texto Álvaro Piñero