barbie ferreira se desnuda y habla sobre el 'miedo a los gordos' en la moda

“No querían poner mi cuerpo gordo en su tienda. No querían poner mis anuncios en ningún lado. Ni siquiera me querían pagar”.

|
may. 23 2017, 9:35am

Cuando hablamos de modelos plus size, no todo se trata de aceptación corporal y pastel de chocolate en la mesa del catering, pues puede llegar a ser tan cruel como la industria de tallas pequeñas. Barbie Ferreira no tiene miedo de exponer su opinión, y lo ha hecho en la serie What's Underneath de StyleLikeU, donde habló del mal catering, el 'miedo a los gordos' y el racismo en la moda. 

"La industria de la moda es muy tóxica, para cualquiera", dice Barbie, sosteniendo que las microagresiones tienen un impacto particularmente pesado en las modelos plus size negras. "No entiendo por qué las modelos negras tienen que traer su propio maquillaje y sus propias herramientas", dice. "¿Por qué no están entrenados para peinar el cabello de todos? Ese es todo su trabajo. De hecho es muy irresponsable que destruyamos a las mujeres jóvenes antes de que incluso salgan al mundo, antes de que sean adultas". Barbie señala que la apropiación cultural y el whitewashing de ciertas campañas es "completamente irresponsable a nivel social. Si estás contratando a una modelo blanca para hacer una sesión fotográfica china, eso literalmente significa que no trataste ni por cinco segundos de encontrar una modelo china".

En cierto punto, Barbie habla sobre que fue excluida de una campaña sin retoques. Encontró un video de ella en el canal de YouTube de la marca y ella misma lo publicó, después de eso se hizo viral. Aún así, nunca le pagaron por ese trabajo. "No querían poner mi cuerpo gordo en su tienda", dice. "No querían poner mis anuncios en ningún lado. Ni siquiera me querían pagar". Por suerte, otras marcas no han tenido tan poca visión de futuro. Barbie fue la primera modelo de talla 12 (una 42 en España) en conseguir ser parte de una campaña sin retoques, #AerieREAL para American Eagle, y ahora es representada por Wilhelmina. Parece que la honestidad es una buena política después de todo.

Recomendados


Texto Hannah Ongley
Imagen vía YouTube