Publicidad

el grupo kering dejará de contratar a modelos menores de edad

El conglomerado del lujo acaba de anunciar esta política, que se aplicará en firmas como Gucci, Saint Laurent, Balenciaga y Alexander McQueen.

por Liam Hess
|
15 Mayo 2019, 2:53pm

Saint Laurent o/i '19. Fotografía Mitchell Sams

El surgimiento de movimientos como Time's Up y #MeToo ha generado un cambio sísmico global en toda una gama de industrias, la moda incluida. Aunque las controvertidas prácticas laborales de Terry Richardson se habían documentado durante mucho tiempo, un mail filtrado en 2017 desveló que Condé Nast lo había incluido en su lista negra tras la polémica de Weinstein. A su vez, varios periodistas del New York Times destaparon una serie de denuncias de explotación sexual por parte de algunos de los titanes de la industria, incluidos Mario Testino, Bruce Weber y Patrick Demarchelier. Todos los acusados negaron los hechos en seguida y, sin embargo, fueron rechazados por la mayoría de las publicaciones de moda más importantes.

Mientras la industria sigue lidiando todavía con infinidad problemas de explotación y abuso a los modelos, el conglomerado de lujo Kering —hogar de marcas como Gucci, Saint Laurent y Balenciaga— acaba de anunciar una nueva política en la que asegura que solo trabajará con modelos mayores de 18 años.

"Desde nuestro punto de vista, creemos la madurez fisiológica y psicológica de los modelos mayores de 18 años es más apropiada para el ritmo y la exigencia de esta profesión", asegura Marie-Claire Daveu, directora de sostenibilidad y de asuntos institucionales internacionales de Kering.

Esta decisión reafirma el trabajo que llevan a cabo grupos activistas como The Model Alliance y personas como el director de casting James Scully, quien, hace un par de años, señaló a algunas de las marcas de moda más notorias por maltratar a las modelos.

Mucho se ha debatido sobre la ética a la hora de trabajar con modelos menores de edad, y así se ha destacado en documentales como Girl Model y Next Supermodel Siberia, pero parece que las firmas de moda se están dando cuenta ahora de que es su responsabilidad liderar el cambio. Puede que explotación a los modelos sea solo uno de los muchos rincones sombríos de la industria de la moda, pero es un buen lugar por el que empezar a mejorar.

Este artículo apareció originalmente en i-D UK.