cómo la generación z le ha dado un nuevo significado a la palabra 'queer'

Estamos en 2018; ya no vale todo.

por André-Naquian Wheeler
|
26 Abril 2018, 8:00am

"Queer" es una palabra queer en sí. En el espectro de los hirientes insultos que se le propinan a los jóvenes anglosajones durante su infancia, se podría decir que "queer" era un poco más leve que "faggot" [el clásico "maricón" en España]. "Stop acting like a queer" [que sería algo así como "deja de actuar como un mariquita"], me decían mis compañeros de clase en quinto curso, normalmente justo después de mostrar mi entusiasmo al último videoclip de Destiny's Child.

Ahora, "queer" es un término más empoderador que degradante [y a España ha llegado directamente con una connotación positiva]. Se ha convertido en una identidad sexual disruptiva. Para ser claros: "queer" no es solo otra forma de decir "soy gay". Ser queer es sinónimo de vivir alejado de las etiquetas, a veces simplistas, como "gay", "hetero" y "bi", porque la sexualidad es mucho más compleja que eso. Las celebrities abiertamente queer de la generación Z, como las actrices Rowan Blanchard y Amandla Stenberg, se han convertido en pioneras en lo que respecta a educar al público acerca del significado de dicho concepto.

"Sí, abierta a que me guste cualquier género en el futuro, por eso me identifico como queer", le contaba Rowan a un fan en Twitter acerca de su concepción personal con esta palabra. Sin embargo, Rowan no está sola en esto. Se estima que más de la mitad de los adolescentes estadounidenses [en España todavía no hay estudios demasiado específicos sobre este tema en particular] no se identifican como heterosexuales. Sin embargo, estos mismos adolescentes no usan etiquetas como "gay" o "bi" para describirse a sí mismos. Entonces, no podemos evitar preguntarnos: ¿Se convertirá la generación Z en la generación Q (ueer)?

"Es algo generacional la forma en la que [el término queer] está nuevamente disponible de una determinada manera...", explicaba el actor Ezra Miller acerca de por qué prefería usar la palabra "queer" a la palabra "gay" en 2013. "Creo que es más abierta e inclusiva... Mis amigos y yo usamos esa palabra para abarcarlo todo y a cada ser humano. Se debería reflexionar más acerca de la persona a la que amas y todo lo que rodea a esa cosa tan delicada y hermosa".

Cada día, más y más famosos están "saliendo del armario" como queer. Kehlani recientemente reflexionó sobre su identidad queer en Twitter diciendo: "Siempre tuve la sensación de que [el concepto] gay insistía en dibujar una línea [que me diferenciaba] según la 'etiqueta' de ser humano que me atraía, cuando yo iba caminando por ahí pensando QUÉ BIEN ESTÁN TODOS". Mientras tanto, la estrella de Con amor, Simón Keiynan Lonsdale también se tomó su tiempo para explicar su variante atracción hacia chicos y chicas, brindándonos así una valiosa y necesaria lección en fluidez sexual. "Puedo despertarme y no sentir atracción hacia los chicos ese día, por la razón que sea", dijo en una entrevista, y añadió: "o luego, en tres meses, a lo mejor no siento interés de ningún tipo en las chicas, o interés por nadie. Cuando te etiquetas, tienes la sensación de que te levantas por la mañana y ya eres diferente, pero en realidad lo que has hecho es encerrarte en una caja y todo el mundo te dice que tienes que ser así".

La palabra también sirve como un término paraguas muy útil para la comunidad LGTB. En una época en la que por fin se le está dando crédito a la fluidez de género y sexualidad, la palabra queer nos permite referirnos a los miembros de cualquier comunidad sin necesidad de etiquetarlos. Algo que es realmente útil también para los jóvenes trans y de género no binario. Puede parecer sorprendente, pero es la variedad de significados que contiene la palabra queer la que a su vez la convierte en un término muy específico.

Este artículo apareció originalmente en i-D US.

Tagged:
queer
LGBTQ